La medida más eficaz en la prevención del cáncer es la eliminación del consumo de tabaco, ya que el 30% de las muertes por cáncer son producidas por su consumo. El control de la dieta también reduce la mortalidad: disminuir la ingesta calórica para evitar la obesidad, reducción de las calorías procedentes de la grasa a un 20% de la dieta, reducción del consumo de carnes rojas, aumento de la ingesta de fibra (cereales, frutas y verduras) y alimentos protectores (con contenido en vitaminas C y A, verduras como el repollo, la coliflor, el brócoli o las coles de Bruselas). Debe limitarse el consumo de alimentos ahumados, en salazón o ricos en nitritos, así como el consumo de alcohol. El control sobre los factores ambientales incluye la eliminación de productos carcinógenos en el lugar de trabajo y en el hogar, como por ejemplo la eliminación de la exposición a las fibras de asbesto o la reducción del gas radón en el hogar.

Las técnicas de detección precoz o screening pueden realizarse para el cáncer de cérvix (cuello uterino), mama, colon, recto y próstata. Es recomendable la realización de un chequeo anual a partir de los 40 años incluso en la ausencia de síntomas; los países con sistema público de salud no siempre ofrecen este servicio y el paciente debe sufragar el gasto. El cáncer de mama se considera uno de los principales problemas de salud en los países desarrollados y muchas mujeres mueren cada año por esta causa. Las mujeres mayores de 50 años son las que tienen mayor riesgo de desarrollar cáncer de mama y el riesgo máximo lo presentan las pacientes con una edad superior a 75 años. Los médicos recomiendan realizar un examen anual o bienal, mediante mamografía y exploración física, a las mujeres de 50 o más años de edad. En general, no se recomienda realizar mamografías por debajo de los 39 años de edad. En cuanto al grupo de mujeres entre 40 y 49 años de edad existen controversias sobre la utilidad de las mamografías. El cáncer de endometrio supera en frecuencia, en España, al de cérvix, pero no se dispone de ningún estudio que evalúe los beneficios de biopsias en pacientes asintomáticas. La citología ha demostrado ser un método eficaz para la detección precoz de cáncer de cérvix. Se recomienda la realización de una citología cada 3 años siempre que se hayan detectado 2 citologías negativas en intervalos anuales. En muchos países desarrollados el aumento en el número de personas que disfrutan sus vacaciones en países de clima cálido ha producido un aumento en el cáncer de piel. Se recomiendan las medidas preventivas, como el uso de cremas o pantallas protectoras frente a la acción potencialmente lesiva de los rayos ultravioletas solares. La adopción generalizada de las medidas de detección precoz podría reducir la incidencia de cáncer de mama y colon, e incrementar la tasa de curación del cáncer de mama, colon, recto, cuello uterino y próstata.

Las causas que provocan el cáncer al estómago no están bien establecidas, pero hay muchas factores de riesgo que contribuyen a la formación de un cáncer. Entre éstas podemos contar: -Infección por Helicobacter Pylori

-Consumo frecuente de comida ahumada y salada -Consumo de alimentos altos en almidón y bajos en fibra

-Consumo frecuente de vegetales en escabeche -Consumo habitual de comida y bebida que contengan nitrato y nitrito

-Una previa intervención estomacal -Anemia perniciosa (causada por deficiencias de la vitamina B12)

-Padecimiento de la enfermedad de Ménétrier -Tener un tipo de sangre A

-Tener Antecedentes familiares de cáncer -Antecedentes de pólipos estomacales

-Estar expuesto frecuentemente (en especial en el lugar de trabajo) a humo Estudios recientes han concluido que una dieta que incluye un alto consumo de carne roja, especialmente si es asada, contribuye también a un cáncer gástrico.

A veces el cáncer puede encontrarse en el estomago durante mucho tiempo y crecer considerablemente antes de que cause síntomas. En las etapas iniciales, el paciente podría sufrir de: -Molestia o dolor estomacal

- Hinchazón después de comer En las etapas avanzadas, el paciente sufrirá los siguientes síntomas:

Si hay síntomas, el médico suele ordenar una radiografía de la región gastrointestinal superior (también conocida como serie GI superior). Para este examen, el paciente bebe un líquido que contiene bario, el cual permite que se observe el estómago con mayor facilidad en la radiografía. Generalmente, esta prueba se realiza en la oficina del médico o en el departamento de radiología del hospital. El médico también puede mirar dentro del estómago con un tubo delgado iluminado que se llama un gastroscopio. Este procedimiento, conocido con el nombre de gastroscopia, detecta la mayoría de los cánceres del estómago. Para efectuar este examen, se introduce el gastroscopio por la boca y se dirige hacia el estómago. El médico poner anestesia local (un medicamento que causa pérdida de la sensibilidad durante un período corto) en la garganta o administrar otra medicina para relajarle antes del examen para que no sienta dolor.

Si el médico observa tejido anormal, quizás tenga que extraer un pedazo pequeño para observarlo en el microscopio con el fin de determinar si hay células cancerosas. Este procedimiento se conoce como biopsia. Generalmente, las biopsias se hacen durante la gastroscopia. La probabilidad de recuperación (pronóstico) y la selección del tratamiento dependerán de:

-La edad, el estado de salud y el historial medico del paciente -Etapa en la que el cáncer se encuentre (si se encuentra en el estómago o si se ha diseminado a otras partes del cuerpo)

-La tolerancia del paciente a ciertos medicamentos, procedimientos o terapias -Las expectativas de sanación (o del curso de la enfermedad)

-La opinión o preferencia del paciente. Explicación de las etapas:

Una vez que se encuentra cáncer en el estómago, se hace otras pruebas para determinar si las células cancerosas se han diseminado a otras partes del cuerpo. Este proceso se denomina clasificación por etapas. El médico necesita saber la etapa en la que se encuentra la enfermedad para poder planear el tratamiento adecuado. Las siguientes etapas se emplean en la clasificación del cáncer del estómago: El cáncer del estómago en etapa 0 es un cáncer en su etapa inicial. El cáncer sólo se encuentra en la capa más interior de la pared estomacal.

El cáncer se encuentra en la segunda o tercera capa de la pared estomacal y no se ha diseminado a los ganglios linfáticos cercanos al cáncer o se encuentra en la segunda capa de la pared estomacal y se ha diseminado a los ganglios linfáticos que se encuentran muy cerca del tumor. (Los ganglios linfáticos son estructuras pequeñas en forma de frijol que se encuentran en todo el cuerpo y cuya función es producir y almacenar células que combaten la infección.) Se puede presentar cualquiera de las siguientes situaciones:

1. El cáncer se encuentra en la segunda capa de la pared estomacal y se ha diseminado a los ganglios linfáticos que se encuentran lejos del tumor. 2. El cáncer sólo se encuentra en la capa muscular (la tercera capa) del estómago y se ha diseminado a los ganglios linfáticos muy cercanos al tumor.

3. El cáncer se encuentra en las cuatro capas de la pared estomacal pero no se ha diseminado a los ganglios linfáticos ni a otros órganos. Se puede presentar cualquiera de las siguientes situaciones:

1. El cáncer se encuentra en la tercera capa de la pared estomacal y se ha diseminado a los ganglios linfáticos que se encuentran lejos del tumor. 2. El cáncer se encuentra en las cuatro capas de la pared estomacal y se ha diseminado a los ganglios linfáticos que están muy cerca del tumor o lejos del tumor.

3. El cáncer se encuentra en las cuatro capas de la pared estomacal y se ha diseminado a tejidos cercanos. El cáncer puede haberse diseminado o no a los ganglios linfáticos muy cercanos al tumor. El cáncer se ha diseminado a los tejidos cercanos y a los ganglios linfáticos que se encuentran lejos del tumor o se ha diseminado a otras partes del cuerpo.

La enfermedad recurrente significa que el cáncer ha reaparecido (recurrido) después de haber sido tratado. Puede reaparecer en el estómago o en otra parte del cuerpo como el hígado o los ganglios linfáticos. Tratamiento del cáncer del estómago

sola med elocon

elocon utan recept

elocon en gotas

Investigación y redacción: equipo de Vida Lúcida
El peso del hígado es de aproximadamente 1,36 kg (3 libras), siendo el segundo órgano más grande del cuerpo ya que el primero es la piel, mucho más grande y pesada. El hígado realiza muchas funciones esenciales relacionadas con la digestión, el metabolismo, el sistema inmunitario, y con el almacenamiento de nutrientes dentro del cuerpo. Estas funciones hacen del hígado un órgano vital sin el cual los tejidos del cuerpo morirían rápidamente por falta de nutrientes y energía.

El hígado es un órgano con forma triangular que se extiende a lo largo de toda la cavidad abdominal justo por debajo del diafragma. La mayor parte del hígado es localizada en el lado derecho del cuerpo, donde desciende notablemente hacia el riñón izquierdo. El hígado está hecho de tejido suave, de color rosáceo-marrón encapsulado por una cápsula de tejido conectivo. Esta cápsula está cubierta y reforzada por la cavidad abdominal del peritoneo, la cual protege al hígado y le da un lugar dentro del abdomen. El duodeno recibe la bilis producida por la vesicula biliar y el higado

El peritoneo se conecta al hígado en 4 localizaciones: el ligamento coronario, los ligamentos triangulares izquierdo y derecho, y el ligamento falciforme. Estas conexiones no son ligamentos en realidad, en el sentido anatómico; en lugar de eso son regiones condensadas de la membrana peritoneal que dan soporte al hígado.

  • El amplio ligamento coronario conecta la porción central superior del hígado con el diafragma.
  • Localizados en los bordes de los lóbulos derecho e izquierdo, respectivamente, los ligamentos derecho e izquierdo conectan los extremos superiores del hígado al diafragma.
  • El ligamento falciforme se dirige inferiormente desde el diafragma a través del borde anterior del hígado al borde inferior. En el extremo inferior del hígado, el ligamento falciforme forma el ligamento redondo (el ligamento teres) del hígado y lo conecta con el ombligo. El ligamento redondo es un residuo de la vena umbilical que lleva sangre del cuerpo durante el desarrollo fetal.

El hígado está formado por 4 lóbulos diferentes – el izquierdo, el derecho, el caudado y el cuadrado.

  • Los lóbulos izquierdo y derecho son los más grandes y están separados por el ligamento falciforme. El lóbulo derecho es aproximadamente de 5 a 6 veces más grande que el lóbulo izquierdo cónico.
  • El lóbulo caudado es pequeño y se extiende desde el lado posterior del lóbulo derecho y rodea la vena cava inferior.
  • El lóbulo cuadrado también es pequeño, e inferior al lóbulo caudado, se extiende desde el lado posterior del lóbulo derecho y rodea la vesícula biliar.

Los tubos que llevan la bilis a través del hígado y de la vesícula biliar son conocidos como conductos biliares, formando una estructura ramificada por lo que se conoce como el árbol biliar. La bilis producida por las células del hígado drenan en unos canales microscópicos conocidos como canalículos biliares. Los innumerables canalículos biliares se unen en conductos biliares más grandes, encontrados a lo largo del hígado. Estos conductos biliares próximos se unen para formar los conductos hepáticos izquierdo y derecho, que llevan la bilis de ambos lóbulos del hígado. Estos dos conductos hepáticos se unen para formar el conducto hepático común que drena toda la bilis desde el hígado. Finalmente, el conducto hepático común se une con el conducto cístico de la vesícula biliar para formar el conducto biliar común, llevando la bilis al duodeno del intestino delgado.

El suministro de sangre del hígado es único entre los del cuerpo debido al sistema de la vena porta hepática. La sangre viaja al bazo, al estómago, al páncreas, a la vesícula biliar, y a los intestinos, pasando a través de los capilares de estos órganos y siendo recogida por la vena porta hepática. Después la vena porta hepática libera esta sangre a los tejidos del hígado donde los contenidos de la sangre son divididos en vasos más pequeños y procesada antes de ser pasada al resto del cuerpo. La sangre que sale de los tejidos del hígado se recoge en las venas hepáticas que la conducen a la vena cana y vuelve al corazón. La estructura interna del hígado está hecha de aproximadamente 100.000 pequeñas unidades funcionales de forma hexagonal, conocidas como lobulillos. Cada lobulillo contiene en una vena central rodeada de 6 venas porta hepáticas y 6 arterias hepáticas. Estos vasos sanguíneos están conectados por muchos capilares llamados sinusoides, que se extienden desde las venas y las arterias para unirse con la vena central.

El lobulillo hepático está formado por los sinusoides que contienen células de Kupffer y hepatocitos Cada uno de los sinusoides que pasa a través del tejido del hígado contiene dos tipos de células principales: las células Kupffer y los hepatocitos.

  • Las células Kupffer son un tipo de macrófagos que capturan y descomponen los glóbulos rojos viejos y desgastados, haciendo que atraviesen los sinusoides.
  • Los hepatocitos son células epiteliales cúbicas que recubren los sinusoides, componen la mayor cantidad de las células del hígado. Los hepatocitos actúan en la mayoría de las funciones del hígado – en el metabolismo, en el almacenamiento, en la digestión y en la producción de bilis. Los diminutos vasos biliares de recogida, conocidos como canalículos biliares, corren de forma paralela a los sinusoides, en el otro lado de los hepatocitos, y drenan en los conductos biliares del hígado.

El hígado juega un papel activo en el proceso de la digestión a través de la producción de bilis. La bilis es una mezcla de agua, sales biliares, colesterol y el pigmento bilirrubina. Los hepatocitos producen bilis en el hígado, que pasa a través de los conductos biliares para ser almacenada en la vesícula biliar. Cuando la comida que contiene grasas alcanza el duodeno, las células del duodeno liberan la hormona colecistoquinina para estimular la vesícula biliar a liberar la bilis. La bilis viaja a través de los conductos biliares y es liberada al duodeno donde emulsiona grandes masas de grasa.

La bilis que produce el hígado ayuda a descomponer las grasas para que sean almacenadas o expulsadas al exterior La bilirrubina presente en la bilis es un producto de la digestión del hígado de las células rojas de la sangre desgastadas. En el hígado las células Kupffer capturan y destruyen los glóbulos rojos viejos y desgastados, pasando sus componentes a los hepatocitos. Los hepatocitos metabolizan la hemoglobina, el pigmento rojo de transporte de oxígeno de las células rojas de la sangre, en los componentes hemo y globina.

  • La proteína globina es descompuesta para ser usada como fuente de energía del cuerpo.
  • El grupo hemo que contiene hierro no puede ser reciclado por el cuerpo por lo que es convertido en el pigmento bilirrubina y añadido a la bilis para ser expulsado del cuerpo. La bilirrubina le da a la bilis el color verdoso convirtiéndose en el pigmento marrón estercobilina por la acción de las bacterias intestinales.

Los hepatocitos del hígado son los encargados de muchos de los trabajos metabólicos que dan soporte a las células del cuerpo. Debido a que toda la sangre que deja el sistema digestivo pasa a través de la vena porta hepática, el hígado se responsabilizada de metabolizar los carbohidratos, los lípidos, y las proteínas en materiales biológicamente útiles.

El hígado es el encargado de metabolizar el colesterol necesario para el cuerpo, además de eliminar su exceso Nuestro sistema digestivo descompone los carbohidratos en monosacáridos de glucosa, que las células usan como fuente de energía principal. La sangre que entra en el hígado a través de la vena porta hepática es extremadamente rica en glucosa por los alimentos digeridos. Los hepatocitos absorben gran parte de esta glucosa y la almacenan como macromoléculas de glucógeno, un polisacárido ramificado que permite a los hepatocitos guardar grandes cantidades de glucosa y liberarla rápidamente entre las comidas.

Los ácidos grasos en la sangre que pasan a través del hígado son absorbidos por los hepatocitos y metabolizados para producir energía en forma de ATP. El glicerol, otro componente lípido, es convertido en glucosa por los hepatocitos a través del proceso de la glucogénesis. Los hepatocitos también pueden producir lípidos como el colesterol, los fosfolípidos, y las lipoproteínas que son usadas por otras células a lo largo del cuerpo. Gran parte del colesterol producido por los hepatocitos consigue salir del cuerpo como un componente de la bilis. Como la sangre de los órganos digestivos pasa a través de la circulación portal hepática, los hepatocitos del hígado monitorizan los contenidos de la sangre y eliminan muchas de las substancias potencialmente tóxicas antes de que puedan alcanzar el resto del cuerpo.

Las enzimas en los hepatocitos metabolizan muchas de estas toxinas como el alcohol y las drogas, en sus metabolitos inactivos. Con el fin de mantener el nivel de hormonas dentro de los límites homeostáticos, el hígado también metaboliza y elimina de la circulación hormonas producidas por las propias glándulas del cuerpo. La glucosa es transportada en los hepatocitos bajo la influencia de la hormona de la insulina y almacenada como polisacáridos de glucógeno. Los hepatocitos también absorben y almacenan ácidos grasos de los triglicéridos digeridos. El almacenamiento de estos nutrientes permiten al hígado mantener la homeostasis (equilibrio) de la glucosa en sangre.

El hígado es el responsable de la producción de varios componentes proteínicos del plasma sanguíneo: protrombina, fibrinógeno, y albúminas. Las proteínas protrombina y fibrinógeno son factores coagulantes involucrados en la formación de los coágulos sanguíneos. Las proteínas albúminas mantienen el ambiente isotónico de la sangre para que las células del cuerpo no ganen ni pierdan agua ante la presencia de fluidos corporales. El hígado funciona como un órgano del sistema inmunitario gracias a la función de las células Kupffer que recubren los sinusoides. Las células Kupffer son un tipo de macrófago fijo que forma parte del sistema fagocito mononuclear con macrófagos en el bazo y en los ganglios linfáticos. El gran volumen de sangre pasa a través del sistema portal hepático y el hígado permite que las células Kupffer limpien grandes volúmenes de sangre muy rápidamente.

Las células Kupffer juegan un papel importante capturando y digiriendo bacterias, hongos, parásitos, células sanguíneas desgastadas y restos celulares. Está situado por debajo del diafragma y cuenta con diferentes estructuras en su interior. Cuatro localizaciones como son: el ligamento coronario, los ligamentos triangulares izquierdo y derecho, y el ligamento falciforme. Cuatro lóbulos diferentes: el izquierdo, el derecho, el caudado y el cuadrado.

Otras estructuras prioritarias para su funcionamiento son los conductos biliares, encargados de transportar la bilis; el sistema sanguíneo supervisado por la vena porta hepática; y, los lobulillos formados por los sinusoides, las células de Kupffer y los hepatocitos. Las funciones en las que se encuentra implica el hígado son:

  • La digestión, suministrando la bilis al duodeno para deshacer los alimentos ricos en grasas.
  • El metabolismo, ayudando a metabolizar los carbohidratos, lípidos, proteínas… en materiales útiles como el glucógeno para suministrar energía al cuerpo.
  • La desintoxicación, eliminando substancias tóxicas como el alcohol, antes de que puedan alcanzar al resto del cuerpo.
  • El almacenamiento de vitaminas, minerales y fuentes de energía. De esta forma podrá liberarlas cuando sea necesario.
  • La producción de varios componentes proteínicos como la albúmina.
  • Protegiendo al cuerpo mediante la eliminación de bacterias, hongos o células desgastadas.

    ^

Enfermedades del hígado y hepatitis

En la primera mitad de este año 2017 se ha producido un brote de hepatitis A en Chile, con incidencias que en algunas regiones sobrepasan por 10 veces la del año pasado a esta misma fecha. Probablemente en este brote la transmisión de este virus por vía sexual ha jugado un papel importante. Es clave que las personas que tienen conductas de riesgo sexual prevengan la hepatitis mediante modificación de conductas tendientes a prácticas sexuales más seguras y recibiendo la vacuna de hepatitis A y B.

La infección por virus de hepatitis C (VHC) afecta a cerca de 80.000 personas en Chile, donde es una de las principales causas de trasplante hepático. A pesar de que los tratamientos para esta infección han mejorado en forma muy importante en los últimos 5 años con los antivirales de acción directa (AAD), todavía las nuevas terapias tienen problemas: en algunos casos toxicidad, resistencia y en especial un precio tan alto que constituye una barrera para su uso en forma masiva. Por esta razón se requiere explora otras aproximaciones. En este proyecto se propone que el uso de un medicamento ya aprobado para el tratamiento de la hipercolesterolemia -el ezetimibe- podría tener un efecto antiviral al bloquear el transportador de colesterol llamado NPC1L1. Este transportador se ha descrito que no sólo sirve para el transporte de colesterol a la célula hepática, sino que también constituye un factor de entrada para el virus (receptor). Los estudios in vitro han mostrado que el uso de ezetimibe puede retrasar o disminuir la infección de las células por el virus C.

En el segundo estudio de los pacientes que van a ser sometidos a trasplante, se utilizó una dosis de 10 mg/d de ezetimibe, demostrándose que el medicamento es bien tolerado. Su administración se asoció a una disminución de la concentración de RNA viral en plasma, pero no se logró prevenir la re-infección del injerto, volviendo los pacientes a su carga viral basal luego de unas semanas. Las variaciones genéticas de la proteína NPC1L1 no permitieron explicar las diferencias en la respuesta a la terapia. Los resultados de estos estudios son relevantes, ya que, si bien el efecto del ezetimibe es modesto y no permite el tratamiento/erradicación viral usado como monoterapia, permite predecir que su uso combinado con AAD podría mostrar un efecto sinérgico, tal como lo tuene la ribavirina al combinarse con interferón. Su uso de esta forma tiene el potencial de disminuir en forma considerable el costo de la terapia antiviral, disminuyendo el potencial de resistencia a los antivirales y finalmente permitiendo que la terapia llegue a una mayor proporción de los pacientes infectados.

El término hígado graso se refiere a una enfermedad del hígado caracterizada por acumulación de ácidos grasos y triglicéridos en las células hepáticas (hepatocitos). El alcohol es una causa frecuente de hígado graso, y es un factor que siempre debe considerarse en un paciente con hígado graso. En este artículo nos referiremos a la esteatosis hepática no asociada al consumo de alcohol. La acumulación de grasa en los hepatocitos puede llevar a inflamación hepática, con la posibilidad de desarrollar fibrosis y finalmente terminar en el daño hepático crónico (o cirrosis). La obesidad y el sobrepeso son las causas más importantes de hígado graso.

elocon eczema cream

Leonel García B, Javier Gálvez G, Juan Armendáriz B. Instituto de Biología Molecular en Medicina y Terapia Génica, Departamento de Biología Molecular y Genómica, CUCS, Universidad de Guadalajara, México.

Liver fibrosis is the common response to chronic liver injury, ultimately leading to cirrhosis and its complications: portal hypertension, liver failure, hepatic encephalopathy, and hepatocellular carcinoma and others. Efficient and well-tolerated antifibrotic drugs are still lacking, and current treatment of hepatic fibrosis is limited to withdrawal of the noxious agent. Efforts over the past decade have mainly focused on fibrogenic cells generating the scarring response, although promising data on inhibition of parenchymal injury or reduction of liver inflammation have also been obtained. A large number of approaches have been validated in culture studies and in animal models, and several clinical trials are underway or anticipated for a growing number of molecules. This review highlight recent advances in the molecular mechanisms of liver fibrosis and discusses mechanistically based strategies that have recently emerged. (Key words: Fatty liver; Fibrosis; Liver cirrhosis).

E l daño hepático crónico induce fibrosis en el hígado y en sus estados finales cirrosis, que se presenta como uno de los mayores problemas de salud pública a nivel mundial. La cirrosis hepática es una enfermedad que se caracteriza por una distorsión irreversible de la arquitectura hepática y una exacerbada acumulación de fibrosis. Los eventos moleculares encontrados en la cirrosis hepática implican: acumulo de laminina α -1, tenascina y fibronectina, con la sucesiva activación y proliferación de células estelares hepáticas (HSC) inducida mediante la secreción autocrina y paracrina de citocinas tales como: el factor de crecimiento derivado de plaquetas (PDGF) y el factor de crecimiento transformante β tipo 1 (TGF- β 1) (Figura 1). Las HSC activadas (HSCa) conducen a un incremento en los depósitos de proteínas de matriz extracelular (MEC), fundamentalmente colágenas tipo I, III y IV en el espacio perisinusoi-dal o «de Disse», lo que dificulta el intercambio de substancias entre el sinusoide y los hepatocitos (Figura 2) 1-4. Las manifestaciones clínicas se atribuyen a la disfunción hepatocelular progresiva e hipertensión portal. Conforme progresa la enfermedad, los pacientes cursan con episodios cada vez más frecuentes de sangrado de tubo digestivo y de encefalopatía, complicaciones graves que los llevan a la muerte. A pesar de los avances logrados en la última década en la comprensión de la cirrosis hepática, no existe cura farmacológica definitiva y sólo se dispone de tratamientos que contribuyen a aminorar los síntomas. En los últimos años están siendo exploradas nuevas drogas con resultados contradictorios. Sólo el trasplante de hígado ha logrado mejorar las condiciones de vida de estos enfermos. Sin embargo, las posibilidades de este procedimiento sofisticado y su alto costo son extremadamente limitadas para este grave problema de salud pública, por lo que continúa la búsqueda de combinaciones farmacológicas que resulten más eficaces y de nuevos fármacos sobre todo de aquellos que han probado su efectividad en procesos fibróticos experimentales que afectan a otros órganos.

CÉLULAS FIBROGÉNICAS DEL HÍGADO Una gran cantidad de datos indican que la acumulación de MEC durante la fibrosis hepática se origina de dos tipos particulares de células mlofibroblásticas que expresan acuna a de músculo liso ( α -SMA) derivadas de distintas poblaciones celulares, conocidas como HSCa y miofibroblastos hepáticos 6.

Células estelares hepáticas (HSC). Comprenden de 5%-10% de las células en un hígado normal y se localizan en el espacio subendotelial (espacio de Disse) entre los hepatocitos y las células del endote-lio sinusoidal (Figura 2). Estas células almacenan 80% de los retinoides (vitamina A) de la economía corporal en forma de retlnol palmitato en gotas lipídicas dentro de su citoplasma. En condiciones fisiológicas normales, las HSC participan de manera importante en la regulación de la homeostasis de retinoides. Seguido del daño hepático crónico o agudo, las HSC sufren cambios fenotípicos que las inducen a perder sus retinoides y a sintetizar una gran cantidad de MEC (HSCa), este cambio es de tipo mlofibroblástlco. Dicha célula muestra propiedades fibrogénicas de novo, incluyendo proliferación y acumulación en las áreas necrótlcas de células parenquimales, secreción de citocinas proinflamato-rias y quimiocinas 6,7. Miofibroblastos hepáticos. Son otro tipo de células fibrogénicas que derivan de fibroblastos de tejido conectivo portal, fibroblastos perivasculares de las venas centrales y portales y fibroblastos periducta-les en los tractos cercanos a las células del epitelio de los ductos biliares. Su participación en fibrogé-nesis se observó inicialmente en cirrosis biliar experimental al demostrar la transformación mio-fibroblástica de los fibroblastos periductales y portales precedida de la activación de las HSC en el lóbulo. Las propiedades funcionales y fenotípi-cas de los miofibroblastos hepáticos son similares a las HSCa. Estudios en cultivo han establecido claramente que algunos marcadores fenotípicos distinguen ambos tipos celulares, incluyendo la expresión selectiva de fibulina 2 e interleucina 6 (IL-6) por miofibroblastos hepáticos y la proteasa P100 y relina por HSCa. Respecto a las funciones biológicas, las HSCa muestran menores diferencias funcionales con los miofibroblastos hepáticos, tales como una vida corta que finalmente entra en apoptosis y baja capacidad proliferativa. Pero en trabajos futuros se necesita delinear la contribución precisa de cada tipo celular en el proceso fibrogénico y caracterización del linaje celular para proveer una información útil 6,8,9.

En la actualidad, las investigaciones concernientes a la búsqueda del agente celular causal de la cirrosis hepática han dado indicios de otra población migrante originada de médula ósea y que se conoce como fibrocitos, los cuales bajo algún estímulo fibrogénico por algún factor o citocina en un órgano las activan para que éstas abandonen la médula ósea y se dirijan a la región del daño 4. El desarrollo de drogas antifibróticas requiere la disponibilidad de sistemas experimentales apropiados para estudios preclínicos y para la definición de exámenes clínicos finales que garanticen la información recabada en los mismos.

Modelos de cultivo celular. Se han utilizado cultivos de HSC de humano y ratón y de miofibroblastos hepáticos de manera rutinaria para definir blancos antifibróticos y ensayar potenciales drogas contra la fibrosis. El aislamiento de HSC se basa en la digestión enzimátlca de hígados normales y purificación de células con vitamina A a través de un gradiente de densidad. Durante pocos días, las HSC ricas en vitamina A adquieren características mlofibroblásticas. Sin embargo, los fibroblastos hepáticos son obtenidos de explantes de hígado normal y no realizan una transformación fenotípica. Ambos tipos de células (HSC y fibroblastos) exhiben propiedades similares a las células fibrogénicas in vivo. Otros modelos de cultivo incluyen líneas de HSC de humano o ratón con características mlofibroblásticas obtenidos espontáneamente o por transfección de la región codificante del virus SV-40. Pero la semejanza in vivo de estos modelos es cuestionable hasta el momento 6. Modelos animales. Estos se han utilizado de manera importante debido a su conveniente estructura de tiempo. Las características del proceso fibrogénico dependen de la naturaleza del daño. Componentes tales como tetracloruro de carbono (CC14), dimetilnitrosamlna o galactosamina generan una significativa necrosis de hepatocitos asociada con una marcada inflamación y fibrosis. En estos modelos, el efecto antifibrótico de ciertas drogas puede también resultar en un efecto directo en las células fibrogénicas o de una actividad antiinflamatoria no específica. Otros modelos adicionales con baja inflamación son el de ligadura del conducto biliar y el de administración de tioacetamida, que pueden utilizarse en paralelo para validar la eficiencia de ciertas moléculas antifibróticas. Sin embargo, el daño hepático inducido en estos modelos puede ser revertido suspendiendo la administración de la hepatotoxi-na (CC14) o con una anastomosis bilio-digestiva en el caso del modelo de ligadura del ducto biliar 6.

Ensayos de ñbrosis en humanos. Durante años, la biopsia hepática ha sido el estándar de oro para monitorear la fibrosis en estudios clínicos. Existen algunos índices semi-cuantltativos, tales como el ampliamente utilizado índice de Knodell o el índice de Metavir. Sin embargo, la invasibilidad de la biopsia hepática limita las repeticiones seriadas del procedimiento. La cuantificación del área fibrótlca por morfometría demuestra gran seguridad pero presenta un significativo coeficiente de variación. Finalmente el error de muestreo relacionado a la distribución heterogénea de la fibrosis ocurre en 15% a 25% de los casos, particularmente en estados avanzados. Estas limitaciones han estimulado la búsqueda de marcadores séricos sensibles de fibrosis que no sean invasivos. Fragmentos de los constituyentes de la MEC (ensayo de hidroxiprolina) liberados en circulación durante la remodelación no han sido muy útiles, haciendo inadecuado el diagnóstico específico, particularmente para estadios de fibrosis intermedia. Recientes esfuerzos enfocados en índices con la utilización de combinaciones de marcadores proteicos de la MEC o basados en parámetros bioquímicos y hematológicos y más recientemente en análisis de glómico sérico han resultado satisfactorios. En este campo en expansión, el fibrotest combina cinco variables bioquímicas comunes. Finalmente, mediciones de elastometría hepática también muestra resultados promisorios que están siendo ensayados para validar exámenes multicéntricos. Una droga antifibrótica ideal y específica del hígado debe evadir los efectos adversos sobre las proteínas de matriz extrahepática y debe selectivamente atenuar la excesiva deposición de colágena sin afectar la síntesis de MEC normal. Recientemente, la inhibición del daño parenquimal y la inflamación hepática han sido de gran interés.

Inhibición del daño al parénquima. Durante el daño hepático crónico, los hepatocitos y las células del epitelio biliar sufren un proceso de muerte apoptótica. Interesantemente, existe una asociación directa entre la apoptosis de hepatocitos y fibrogénesis hepática en algunos modelos experimentales. Por ejemplo, ratones con una linfoproliferación deficientes de Fas mostraron un decremento en la inflamación y fibrosis en un modelo de ligadura del ducto biliar. De manera similar, la fibrosis hepática inducida de manera inmunológica por repetidas administraciones de Concavalina A es fuertemente reducida por interferencia de ARN dependiente de Fas. Estos datos sugieren que la inhibición de apoptosis en hepatocitos e inflamación son interesantes para la prevención del proceso fibrótico. Respecto a este concepto, se ha demostrado en un estudio clínico de fase II que un inhibidor general de caspas (IDN-6556) redujo la apoptosis de hepatocitos y fibrosis en un modelo de ligadura del conducto biliar, pero esta estrategia que interviene en la vía apoptótica de hepatocitos presenta un alto riesgo de carcinogénesis a largo tiempo 6. Reducción de inflamación. La inflamación es comúnmente asociada con la progresión de la fibrosis hepática durante la enfermedad hepática crónica. Productos derivados de células de Kupffer y leucocitos estimulan las propiedades fibrogénicas de las HSC y miofibroblastos hepáticos. A este respecto, se han observado efectos benéficos con inductores de apoptosis de células Kupffer, tales como los inhibidores de la vía de la 5-lipoxigenasa, el cual reduce la inflamación y fibrosis hepática en el modelo de CC14 10. También se ha investigado el papel de la interleucina 10 (IL-10) en referencia a su papel positivo sobre la respuesta Thl proinfla-matoria en 24 pacientes con hepatitis C crónica, donde se demostró una sorprendente disminución de la inflamación que se asoció con un decremento en la fibrosis 11.

Los blancos terapéuticos para fibrosis hepática se muestran en la Figura 3, e incluyen: remoción del agente lesivo, útil en pacientes que cursan con obstrucción biliar, en pacientes consumidores crónicos de bebidas alcohólicas y por virus de la hepatitis B y C, siendo esta última la manera más difícil para inducir una regresión fibrótica, ya que se debe eliminar por completo el agente causal 12-16. El empleo de drogas con propiedades antioxidantes como vitamina E 17,18 silimarina 11, fosfátidil-colina 19, S-adenosil-L-metionina, retinoides, resveratrol y quercetín 20,21, en diferentes modelos

experimentales mostraron que suprimen la respuesta fibrótica al daño oxidativo, sin embargo faltan estudios que valoren su seguridad y eficacia. Para suprimir la respuesta inflamatoria se han utilizado los glucocorticoides pero no han logrado la supresión de la fibrogénesis y la progresión a la cirrosis continúa 22. En un estudio retrospectivo, Yoneyama y cois, realizado en 29 pacientes con hepatitis autoinmune, se observó la aparición de algunos eventos adversos severos, como diabetes mellitus y algunos síntomas circulatorios y neuroló-gicos 23-2. Con este mismo propósito se han probado la IL-10 e Inhibidores del factor de necrosis tumoral α (TNF- α ), con el objetivo de neutralizar citocinas proinflamatorias y lograr disminuir la necrosis y la inflamación en el hígado, pero faltan estudios para demostrar su efectividad 11 - 26,27. El malotilate es un agente antiinflamatorio en proceso de investigación en fibrosis hepática, con efecto hepatoprotector en modelos animales por su capacidad de inhibir la actividad del citocromo P-450 y reducir el depósito de colágena. Sin embargo, esta droga no mejora la sobrevida ni la arquitectura histológica de pacientes con cirrosis biliar primaria y cirrosis hepática alcohólica 28. De la medicina tradicional china el sho-saiko-to demostró en diferentes modelos experimentales la capacidad de inhibir la activación y proliferación de las HSC reduciendo el estrés oxidativo, y el depósito de colágena 29,30, de igual forma glicirrizina, un extracto de orozuz atenúa la fibrosis en ratas inducida por ligadura del ducto biliar, al parecer por sus propiedades antioxidantes y por su capacidad de inhibir la activación del factor nuclear kB (NFkB). Interferón (IFN) α y γ mostraron que inhiben la activación y el crecimiento de las HSC suprimiendo la síntesis de colágena y fibronectina en más de 40% con respecto al control. Otras estrategias se han desarrollado para inducir o bloquear el papel de citocinas involucradas en el proceso fibrogénico y de proliferación celular, en este sentido el HGF se ha utilizado en estudios experimentales que demostraron un importante papel para inhibir la activación de las HSC. El refanlin por su capacidad de mimetizar la actividad in vitro del HGF, se está probando en cirrosis hepática experimental con la ventaja de que está disponible para su administración oral. Otras drogas que se han desarrollado, para inhibir citocinas involucradas en el proceso de iniciación y perpetuación del evento fibrogénico del hígado, incluyen el mesilato de camostat, un inhibidor de la proteasa de serina, que inhibe la liberación de TGF- β 1 de su proteína de unión, y el receptor tipo II dominante negativo de TGF- β 1, que pretende antagonizar el efecto del TGF- β 1 e impide la cascada de señalización intracelular para que no se expresen genes profibrogénicos como el gen de colágena 31,32.

Existen varios blancos terapéuticos para controlar los depósitos elevados de colágena ya que su producción se encuentra regulada a diferentes niveles: transcripcional, postranscripcional y tra-duccional, al igual que su degradación por MMPs, como los inhibidores de la prolil-4 hidroxilasa (el HOE077 y el S 4682) que demostraron una gran capacidad para inhibir la fibrosis en modelos experimentales. La halofunginona un compuesto antimicrobiano con potente efecto inhibidor de la síntesis de colágena, también mostró eficacia en modelos de fibrosis renal y en cirrosis hepática en ratas inducida por dimetilnitrosamlna 38. La colchicina, un agente que bloquea la polimerización de tubulina demostró que inhibe la secreción de colágena y que aumenta la actividad de colagenasa in vitro 39,40. Además, la administración oral de esta droga disminuyó el desarrollo de fibrosis en ratas intoxicadas con CC14 41. La colchicina se ha usado en algunos ensayos clínicos y ha mostrado cierto efecto benéfico en la cirrosis de varias etiologías 42. Sin embargo, estos resultados no fueron satisfactorios en pacientes con cirrosis biliar primaria 43. Estas evidencias muestran que la colchicina es ineficaz para frenar la progresión de la cirrosis hepática.

También se han probado substancias que inhiben las vías de señalización de algunas moléculas profibrogénicas, como la pentoxifilina; un inhibidor de la enzima fosfodiesterasa, que disminuye la proliferación de las HSC in vitro e in vivo y previene las señales relacionadas con el PDGF que participa en el control mitogénico de las HSC. De igual forma se realizó un experimento para bloquear esta citocina mediante una estrategia antisentido sobre la cadena 8 del PDGF en donde se obtuvieron resultados prometedores 50. El ácido S-farnesiltiosalicílico; un antagonista de ras inhibe la proliferación y migración de las HSC y reduce la fibrosis en ratas inducida por tioacetamida. Los antagonistas del receptor de angiotensina 1 (AT-1); que son útiles para tratar la fibrosis renal y cardíaca, han mostrado que reducen la fibrosis hepática en ratas ligadas del conducto biliar 52. VANGUARDIA EN INVESTIGACIÓN TERAPÉUTICA

También en estos últimos años se ha aumentado el empleo de nuevos fármacos que han sido útiles en otras formas de fibrosis que afectan a otros órganos. A este respecto hacia 1994 se dio a conocer un reporte preliminar donde publican las propiedades antifibróticas de pirfenidone, una nueva droga inicialmente conocida sólo por su capacidades analgésicas y antiinflamatorias y que ha sido capaz de prevenir el desarrollo de lesiones fibróticas y de resolver las lesiones ya existentes en el modelo de fibrosis pulmonar inducida en hámster y recientemente gran número de publicaciones sobre estudios in vitro e in vivo reportan la utilidad de pirfenidone en fibrosis pulmonar y de otros órganos incluida la cirrosis hepática 54. En cirrosis hepática experimental, recientemente se ha avanzado con el empleo de la terapia génica, con el fin de aumentar la actividad de las MMPs que degradan el excesivo acumulo de proteínas fibrilares (principalmente colágenas). Al respecto se ha reportado el empleo de un vector adenoviral con el activador de plasmlnógeno tipo urocinasa humano (Ad-huPA), el cual es un iniciador de la cascada proteolítica, con la finalidad de revertir la fibrosis hepática experimental inducida en ratas, con resultados alentadores 55,56. Otras estrategias de terapia génica que se encuentran en fase experimental en animales, incluyen el empleo de MMP-8 (Ad-MMP8) y MMP-1 57, tanto en el modelo de ligadura del ducto biliar como en el de CC14 58 - 60. Otra estrate gia más es el bloqueo de la citocina profibrogénica más importante -TGF8-en esta patología, a través de un receptor dominante negativo (ACitTBRII) que ha sido modificado de tal manera que no posea la región citoplásmlca bloqueando así la cascada de señalización intracelular e impidiendo que lleve a cabo sus efectos fibrogénicos. Finalmente se está trabajando con una combinación terapéutica de Ad-MMP8 y Ad-huPA en la reversión de la fibrosis y sus efectos benéficos sobre la encefalopatía hepática experimental 61.

Existe una gran cantidad de información respecto a los mecanismos fisiopatológicos que participan durante el desarrollo de la fibrosis hepática, tal parece que esta patología se desencadena de manera multifactorial debido a la gran variedad de mecanismos moleculares y celulares que participan. Sin embargo, con este advenimiento en el conocimiento de la cirrosis hepática, también se han desarrollado un sinnúmero de estrategias terapéuticas para tratar de detener el avance, disminuir o revertir el proceso fibrótico, pero tal parece que aún la ciencia no ha dado en el blanco para curar por completo la enfermedad. Recientemente se están desarrollando estrategias moleculares (como la terapia génica) con resultados prometedores y más aún se están desarrollando estrategias moleculares farmacológicas combinadas para no sólo atacar una posible ruta alterada durante la patología, sino de una manera multifactorial. 1. Gressner A, Bachem M. Cellular sources of nonco-llagenous matrix proteins: role of fat-storing cells in fibrogenesis. Semin Liver Dis 1990; 10: 30-46. [ Links ]

2. Gressner A, Bachem M. Molecular mechanism of liver fibrogenesis: a homage to the role of activated fat-storing cells. Digestion 1995; 56: 335-46. [ Links ] 3. Sentíes-Gómez D, Gálvez-Gastelum FJ, Armendariz-Bo-runda J. Fibrosis hepática: el papel de las metalopro-teinasas y TGF-B. Gac Med Mex 2005; 141: 307-14. [ Links ]

4. Bataller R, Brenner DA. Fiver fibrosis. J Clin Invest 2005; 115: 209-18. [ Links ] 5. Oiaso E, Friedman S. Molecular regulation of hepatic fibrogenesis. J Hepatol 1998; 29: 836-47. [ Links ]

6. Fotersztain S, Julien B, Teix-CiercC F, Grenard P, Mallat A. Hepatic fibrosis: molecular mechanism and drug targets. Annu Rev Pharmacol Toxicol 2005; 45: 605-28. [ Links ] 7. Senoo H. Structure and function of hepatic stellate cells. Med Electron Microsc 2004; 37: 3-15. [ Links ]

8. Forbes S, Russo FP, Rey V, Burra P, Rugge M, Wright NA et al. A significant proportion of myofibroblast are bone marrow origin in human liver fibrosis. Gastroenterology 2004; 126: 955-64. [ Links ] 9. Babasa S. Commitment of bone marrow cells to hepatic stellate cells in mouse. J Hepatol 2004; 40: 255-60. [ Links ]

10. Titos E. Inhibition of 5-lipoxygenase induces cell growth arrest and apoptosis in ral kupffer cells: implications for liver fibrosis. FASEB J 2003; 17: 1745-47. [ Links ] 11. Nelson D, Fauwers G, Iau J. Interleukin 10 treatment reduces fibrosis in patients with chronic hepatitis C: a pilot trial of interferon nonresppon-ders. Gastroenterology 2000; 118: 655-60. [ Links ]

composicion del elocon


elocon losyon zararları

Hola soy Carlos Barrera y creado este blog Solucion para el Acne con el fin de comentarle sobre mi experiencia con el acne y darte mi secreto de como elimine esto de mi vida.
Luego de quince años de haber tratado el acné con casi todas las soluciones disponibles tópicas y orales, y diferentes tratamientos, sin éxito, comencé mi búsqueda para identificar una causa directa del acné.

Y dejame decirte que la Causa directa del acné: NO es la alimentación, el estrés, la falta de higiene, vitaminas y bacterias en nuestra piel.

Bacterias son sólo el último jugador en este proceso del acné. Ninguna de esta es causa directa.

La principal causa del acné es el desequilibrio hormonal en el primer lugar, y las toxinas que se encuentran en nuestro cuerpo en el segundo lugar.

Así que, ¿cuál es la solución definitiva para el acné? La respuesta es la restauración del equilibrio hormonal y hacer que su hígado sea más fuerte.

Asi que en este blog te mostraré cual es la mejor solucion para hacer tu higado aun mas fuerte y claro otros consejos que de igual forma ayudan a mejorar la salud de nuestra piel eliminado asi el acné o espinillas.

Descubre cuál es el mejor tratamiento para la ascitis. La ascitis ocurre cuando se acumula líquido de manera anormal en el abdomen, más concretamente en al zona peritoneal. Este líquido se llama ascítico y está formado por un conjunto de proteínas.

La ascitis es una enfermedad que produce un gran complejo a las personas que lo sufren, el aspecto de barriga y ombligos saliente, así como el aumento de peso hará que la persona se sienta mal consigo misma, preguntándose por qué tiene ese aspecto cuando en realidad no han cambiado sus hábitos alimenticios, o incluso comiendo menos que antes (ya que cuando se sufre la persona no tiene tanto apetito). Por otro lado, al juntarse una gran cantidad de líquido en el abdomen a menudo a persona tiene problemas respiratorios debidos a la presión y peso del líquido acumulado sobre los pulmones. En casos más graves pueden llegar a acumularse la cantidad de 10-12 litros de agua en el vientre. Las consecuencias son: dolor en el abdomen, retención de líquido, dolor en la espalda como consecuencia de la sobrecarga extra y el ritmo de los intestinos se altera. Además el líquido ascítico a veces puede infectarse (peritonitis bacteriana espontánea) y producir fiebres y dolores. Es más común en alcohólicos crónicos.

Cuando las cantidades del líquido acumulado son pequeñas no influye mucho en la persona y apenas lo notan, piensan que el hinchazón es debido a un aumento de peso, sin embargo, no suele ser lo habitual. Con cantidades moderadas el aumento de peso es evidente debido al aumento de líquido en el abdomen, hay un hinchazón del vientre evidente y el ombligo a veces se sale hacia afuera. Por otro lado, también aparecen otros síntomas en otras aprtes del cuerpo, como los conocidos edemas, son hicnhazones en los tobillos de la persona como acumulación del líquido ascítico.

Finalmente, el diagnóstico te lo tiene que hacer un médico. Cuando el hinchazón abdominal no es muy evidente pero hay sospecha solo se podrá confirmar mediante una ecografía, pero además, para poder confirmar la enfermedad se hará una exploración de la persona, un análisis de orina, de sangre y también del líquido abdominal, con el fin de saber la causa del líquido y ¡muy importante! saber si hay una posible infección. La ascitis es una enfermedad muy común en las personas que sufren cirrosis. La vena porta que lleva la sangre desde los intestinos hasta el hígado y sus ramificaciones aumenta en presión y llega menos sangre a los riñones para irrigarlos, es decir, hay menos flujo sanguíneo renal. Como consecuencia hay un aumento de una hormona llamada aldosterona que se encarga de que el riñón acumule agua y sal. Se produce entonces muy poca orina.

No siempre hace falta tener cirrosis para que se produzca ascitis, a veces aparece en personas que a menudo se exceden con el alcohol pero que no llegan a tener cirrosis. También puede aparecer como consecuencia de otras enfermedades como la insuficiencia cardiaca y renal, el cáncer, una tuberculosis que alcance las paredes del estómago y por una inflamación del páncreas. Para curar una ascitis es básico seguir unas pautas de alimentación y cambiar el estilo de vida. Sin esas dos cosas la ascitis nunca desaparecerá:

1- Reducir la sal. Es la pauta más importante de todas. Si no reduces la sal de tu dieta seguirás acumulando líquido en tu interior. Se recomienda no superar una cantidad de 1500-2000 mg de sal diarios, o lo que es lo mismo 1-2 gr. Deberás ponerte en contacto con un dietista o nutriólogo que te diga que alimentos puedes y no puedes tomar, ya que hoy en día prácticamente todo lo que consumes tiene algo de sal, desde una simple barra de pan hasta los alimentos más insospechados, como los bollos azucarados o el chocolate. Si te es dificil desengancharte de la sal puedes usar sustitutos que no tienen potasio, mejor si te los recomiende el dietista. 2-Ingesta de diuréticos. Los más conocidos son las pastillas de agua. Los fármacos que en estos casos se suelen recetar son furosemida y la espironolactona, pero nose deben tomar sin prescripción médica porque si se produce una bajada brusca de los electrolitos (el sodio y potasio) el paciente puede tener consecuencias graves como sufrir un ataque cardiaco. Además nunca se deben utilizar como sustitutos para la sal, es decir, con la excusa de tomar las pastillas no debes ignorar la reducción de sal de la dieta.

3- Reduce la cantidad de líquido que bebes. Tu bebida diaria no puede superar la orina que expulsas en ese mismo día, y por supuesto deberás olvidarte del alcohol. Por otro lado, el agua que bebas tiene que tener bajo contenido en sodio (podrás comprobarlo en el etiquetado de la botella). 4-Pésate 2 veces a la semana. Para saber si el tratamiento es efectivo tendrás que pesarte 2 veces a la semana antes del desayuno. Si en tres días consecutivos aumentas una media de 900 gr por día acude al médico.

5- No tomes medicamentos antiinflamatorios no esteroideos sin consultar antes a tu médico, los más frecuentes por su uso son el ibuprofeno y la aspirina. 6- Tratamientos invasivos: se aplican otro tipo de tratamientos en el caso de que el líquido no desaparezca de forma natural con las recomendaciones anteriores.

-Paracentesis: si la cantidad de líquido sigue aumentando se procederá a extraerlo con una aguja evacuadora en el abdomen y a través de la piel. Para reponer la falta de proteínas se inserta simultáneamente albúmina intravenosa. -Inserción de una prótesis en el hígado. Se trata de incorporar un tubito (TIPS) que conecte la vena porta con las venas suprahepáticas y así favorecer el flujo de sangre al hígado. Además, los riñones podrán mejorar su función y eliminar más rápido el exceso de sodio en el cuerpo, así como prevenir la aparición de nuevo líquido.

-Transplante de líquido. Es la última opción y está enfocada para aquellas personas que tienen un estado avanzado de cirrosis, que tienen una función cardiaca y hepática deficiente o que incluso con bajos niveles de sodio en sangre y orina no responden al tratamiento. No existen pruebas a favor o en contra del tratamiento con glucocorticosteroides en pacientes con cirrosis biliar primaria

La cirrosis biliar primaria es una enfermedad hepática colestásica progresiva crónica de presunta etiología autoinmune. Los glucocorticosteroides deben mejorar la evolución clínica. Sólo se identificaron dos ensayos clínicos aleatorios pequeños sobre este tema. Los ensayos no fueron lo suficientemente grandes en cuanto al tamaño de la muestra o la duración del seguimiento, para permitir evaluar de manera adecuada los cambios en la mortalidad. Los glucocorticosteroides se asociaron con una mejoría en los marcadores séricos de la histología inflamatoria y hepática, ambos de significación clínica incierta. También se asociaron los glucocorticosteroides con eventos adversos, como una reducción en la densidad mineral ósea. Se necesitan más ensayos si se desea evaluar de manera adecuada la efectividad de los glucocorticosteroides. No hay datos suficientes para apoyar o refutar el uso de glucocorticosteroides para los pacientes con cirrosis biliar primaria. Puede ser apropiado considerar un ensayo clínico aleatorio prospectivo amplio para este tema.

La cirrosis biliar primaria es una enfermedad hepática colestásica progresiva crónica de posible etiología autoinmune, que se caracteriza por la destrucción de los conductos biliares intrahepáticos de pequeño diámetro y finalmente causar el desarrollo de cirrosis e insuficiencia hepática. Su evolución puede estar influida por la inmunosupresión. Los glucocorticosteroides son agentes inmunosupresores potentes, pero se los asocia con efectos adversos significativos como la osteoporosis. Evaluar sistemáticamente los efectos beneficiosos y perjudiciales de los glucocorticosteroides versus placebo o la ausencia de intervención para los pacientes con cirrosis biliar primaria.

Se realizaron búsquedas en el EMBASEMEDLINERegistro de Ensayos Controlados del Grupo Cochrane Hepatobiliar (Cochrane Hepato-Biliary Group),The Cochrane Library,, y en los textos completos de los estudios identificados, hasta junio de 2004. La estrategia de búsqueda incluyó términos para cirrosis biliar primaria y glucocorticosteroides (incluso los nombres de las preparaciones frecuentemente utilizadas). Se estableció contacto con grupos de investigación y fabricantes para obtener referencias adicionales. No se aplicó ninguna restricción de idioma. Se incluyeron ensayos clínicos aleatorios a doble ciego, simple ciego o sin cegamiento que evaluaban ensayos de preparaciones de glucocorticosteroides versus placebo o ausencia de intervención en pacientes con cirrosis biliar primaria, diagnosticada mediante pruebas de función hepática anormales y anticuerpos antimitocondriales o histología. Se permitieron agentes adicionales si se los administraba a ambos grupos de la misma forma.

Se evaluó la calidad de los ensayos clínicos aleatorios mediante componentes metodológicos (generación de la secuencia de asignación; ocultamiento de la asignación; cegamiento y seguimiento). Los análisis se realizaron según el método de intención de tratar (intention-to-treat) y los datos faltantes se explicaron mediante imputación. Se identificaron sólo dos ensayos con poder estadístico insuficiente (36 y 40 pacientes informados). Estos fueron notablemente diferentes en cuanto a los criterios de inclusión y protocolos de tratamiento. Ambos informaron que utilizaron placebo. Sin embargo, el ocultamiento de la asignación no fue claro. Sólo un ensayo informó la muerte de los pacientes. No se identificó una mejoría significativa sobre la mortalidad (odds-ratio [OR] 0,42; intervalo de confianza [IC] del 95%; 0,10 a 1,76). Se identificaron mejorías en los marcadores séricos de inflamación e histología hepática. Los marcadores pronóstico posiblemente vinculados, como la bilirrubina y la albúmina, se informaron de manera incompleta. La densidad mineral ósea (diferencia de medias ponderada -2,84%; IC del 95%: -4,16 a -1,53) y el número de pacientes con eventos adversos (OR 8,99; IC del 95%: 2,15 a 37,58) aumentaron de manera significativa en el grupo con glucocorticosteroides.

El hígado funciona como un órgano desintoxicante por que elimina toxinas a través de ciertas hormonas y encimas que nos ayudan a eliminar esas toxinas. Si tu estas constantemente atacando a tu hígado con medicamentos, frituras, bebidas alcohólicas, cigarrillos. Este estará ocupado eliminando toxinas a cada momento y esto lo sobre cargará de problemas. Por eso si tenemos descuidado nuestro hígado, básicamente trabajando en muchas cosas como eliminando medicamentos, alcohol,comida chatarra, no podemos procesar adecuadamente los alimentos.

El hígado afectado primero se presenta como un hígado aumentado de tamaño y se hacen mucho mas blandos de lo que deben ser y comienza a haber una degeneración graso del hígado o conocido también como hígado graso (esteatosis hepatica). Si continuamos con el mismo ritmo y estilo de vida, atacando en todo momento a nuestro hígado, esto puede progresar a cirrosis.

Y si el hígado ya degenerado sigue así puede pasar de cirrosis a Cáncer de hígado. Rabanitos: Son una maravilla para limpiar y regenerar el metabolismo hepático

Vino tinto: Si bien hemos mencionado que las bebidas alcoholicas dañan el hígado, debemos saber que el Vino Tinto contiene resveratrol que es un poderoso antioxidante que previene la cirrosis, evita el envejecimiento de la celulas hepaticas (eviten las personas que sufren de diabetes ya que contiene niveles altos de azucar) Alcachofa: Hepato protector, Coma mucha alcachofa si deseas protejer tu hígado frente a un medio hostil. Otra manera de consumirla a parte de sopas, es en agua de alcachofa.

elocon lotion dosage

elocon en gotas

La bilis almacenada en la vesícula biliar se libera cuando los alimentos grasos entran en el intestino delgado. El estómago es un saco muscular que es importante para absorber alimentos y prepararlos para la posterior digestión.

El hígado produce bilis y es la primera parada para la mayoría de los nutrientes que son absorbidos durante la digestión. Epiplón es otra palabra para referirse a la capa de grasa que cubre a los órganos internos.

El intestino delgado es la parte del cuerpo donde se absorben la mayoría de los nutrientes de la comida ingerida. El duodeno juega un papel importante para controlar el vaciado del estómago en el intestino delgado.

Las plantas medicinales para el riñón son fundamentales para el cuidado correcto de este órgano tan importante para nuestra vida con una salud óptima. Hay que tener presente que los riñones se encargan de depurar nuestra sangre, por lo que un problema en el riñón suele generar graves enfermedades que suelen necesitar tratamientos muy peligrosos y agresivos. La mayoría de las plantas con propiedades medicinales adecuadas para el cuidado de nuestros riñones suelen tener propiedades diuréticas, de este modo pueden ayudarnos a depurar los riñones y limpiarlos, de modo que puedan realizar a su vez sus funciones de limpieza sanguínea fundamental para que la salud del resto de nuestros órganos no se vea afectada.

Un ejemplo que se suele poner como planta medicinal para el riñón es la cola de caballo, una variedad con unas claras propiedades diuréticas que facilitan una rápida evacuación del líquido residual con el que eliminamos las diferentes toxinas y elementos sobrantes de nuestro organismo. Además puede ayudarnos a curar de manera rápida cualquier infección de orina que podamos padecer, así como eliminar la arenilla que se genera por los residuos, formando los molestos cálculos renales que tantos problemas pueden causarnos, además de los grandes dolores que sufrimos en estos casos. En esta sección te proponemos las diferentes plantas medicinales que puedes usar para cuidar la salud de tu riñón sin ningún problema ni riesgo para tu salud global, de modo que evites los posibles efectos secundarios que en ocasiones pueden ocasionar los medicamentos convencionales.

Encuentra las propiedades medicinales que el cepa caballo puede aportar y qué aplicaciones se pueden preparar graciasaa esta planta. La achicoria tiene unas propiedades digestivas muy beneficiosas, ideal para ayudarnos a desitoxicar nuestro cuerpo y de ese modo depurar muchos de nuestros órganos, como hígado y riñones.

La Capraria Biflora es conocida según el país como fegosa, claudiosa o sabadilla, conoce aquí qué propiedades te ofrece y cómo puedes aprovecharlas. Cooce las propiedades y aplicaciones medicinales más importantes de la ortiga, una planta que puede resultar muy beneficiosa para varios problemas de salud: problemas de riñones, mucosidad, heridas y mucho más.

Aunque el ajenjo ofrece bastantes beneficios, es recomendable tener en cuenta algunas precauciones, pues un consumo excesivo tiene unos peligros importantes. Conoce los beneficios que ofrece la planta de sanguinaria, un ingrediente muy útil para tratar diferentes problemas de salud por medio de una infusión de sus hojas.

Conoce más sobre el té verde, sus propiedades medicinales más importantes y qué aplicaciones puedes encontrarle, con los beneficios más importantes de esta planta para nuestra salud. El diente de león ofrece unas propiedades que propician una curación más rápida, de ahí que pueda resultar muy beneficiosa para cuidar órganos tan importantes como el hígado, los riónes o el estómago; un modo natural de mantener nuestro cuerpo en

Analizamos la Jatropha gossypiifolia, conocida popularmente como frailecillo o tuatúa morada, una planta que ofrece varios usos medicinales muy beneficiosos. Vamos a analizar más sobre los numerosos beneficios que ofrece la bardana, todas sus propiedades y aplicaciones, ideal para problemas de riñón o de hígado entre otros.

Conoce cómo puede ayudarte la cola de caballo en caso de sufrir cálculos renales, un elemento muy beneficioso para facilitar el proceso del sistema urinario. Vamos a conocer las propiedades medicinales del sabal, una especie de palmera que puede resultarte útil para tratar varios problemas de salud.

Estas son las principales propiedades que ofrece el sabal, una planta medicinal que entre sus aplicaciones resulta ideal para problemas de riñón, problemas como la tos o el asma o para tonificar la piel. El saw palmetto es una variedad de palmera que ofrece unas propiedades ideales para problemas de riñones, ideal también para prevenir enfermedades de próstata, además de ser un regulador diurético natural.

Conoce las propiedades y los beneficios del bailahuen para su uso como planta medicinal, cómo usarlo y cómo te puede ayudar. Debemos observar diaria, detenida y minuciosamente nuestra mascota buscando alguno de los síntomas que abajo detallamos, pudiendo de esta manera, diagnosticar lo antes posible cualquier síntoma:

Síntomas de que tu conejo está enfermo:

  • Come menos
  • Está mas delgado
  • Se le cae el pelo
  • Bultos o inflamaciones, por encima o debajo de la piel
  • Mamas inflamadas o hinchadas
  • Cabeza inclinada
  • Heces blandas o diarrea
  • Problemas de respiración
  • Tos, estornudos
  • Narices sucias y pegajosas
  • Ojos llorosos
  • Daño en los genitales

Posibles causas de enfermedad:

  • Maltrato al animal
  • Deficiencia del manejo
  • Mala alimentación
  • Alimento defectuoso
  • Alimento con mucho polvillo
  • Instalaciones no apropiadas
  • Instalaciones averiadas
  • Lesiones y/o heridas mal tratadas
  • Intoxicaciones
  • Contagio por hongos, virus, bacterias, etc.
  • Falta de higiene
  • Estrés
  • Calor excesivo
  • Frío excesivo (especialmente en las crías)
  • Falta de ventilación

ATENCIÓN!! esta información es orientativa no juguéis a ser médicos, solo un veterinario especializado en exóticos puede curar a tu conejit@. Son pequeños bultos bajo la piel que contienen pus y son producidos por bacterias.

Tratamiento: Curación lenta. Hacer una punsación en el absceso para poder extraer todo el pus y luego aplicar un desinfectante local del tipo yodopovidona un par de veces al dia retirando la costra que se forme y aplicar un antibiotico via oral hasta que este totalmente curada la herida.

  • .ACORTAMIENTO DE LA MANDÍBULA SUPERIOR O INFERIOR.

Es hereditaria y se manifiesta por el excesivo crecimiento de los dientes, produciendo una dificultad para la alimentación. No tiene cura alguna por ser de origen genético. Es producto de déficit alimenticios, por lo tanto el tratamiento se orienta a una suplementación o cambio del alimento.

Las conejas no operadas tienen un 85% probabilidad de desarrollar cáncer del útero y de los ovarios a los 3 años, y a los 5 años, este riesgo aumenta a más de 96%.
Además del peligro de cáncer, la preñez, el parto y la crianza de sus conejitos sacrifican la salud de la coneja. En la naturaleza, los conejos viven solamente 1 o 2 años. Las conejas paridoras, que están forzadas a criar de 3 a 5, o más, camadas al año casi nunca viven más de 4 años. Al contrario, nuestros conejos y conejas operadas viven alrededor de 7 a 10 años. ¡El récord es 21 años! La calidad y duración de vida de su conejito puede ser aumentado enormemente si sus órganos de reproducción son extirpados. Esto también le permitirá a su conejo tener otros conejos acompañantes sin tener que lidiar con los impulsos sexuales, también reducirá los modales destructivos tal como masticar las alfombras, excavar, y orinando descontroladamente. Puede contraerse por corrientes de aire o humedad excesiva. Se manifiesta en estornudos, ojos llorosos y una descarga nasal fuerte. El animal afectado se frota la nariz con las patas delanteras. Los síntomas de esta enfermedad tienden a aparecer por lo general durante un periodo de estrés o bajas defensas.

Es producida por los coccidios y es una de las enfermedades que mas bajas produce en el conejo. Este microorganismo, ataca desde el estómago hasta el colon, siendo sus síntomas trastornos digestivos, gases y diarreas. El conejo deja de comer y beber y muere por deshidratación.En condiciones normales el coccidio convive en equilibrio con el conejo y son los problemas de stress los que bajan las defensas del animal y permiten la multiplicación indiscriminada del coccidio.
Tipos:
Cocciodiosis hepática: se detecta por las llamativas manchas blancas en el hígado. No es mortal, pero los animales adelgazan mucho.
Coccidiosis intestinal: aparece en gazapos destetados una diarrea galopante y el animal pronto muere por deshidratación. También aparece durante períodos de estrés que bajan las defensas del animal y permiten la multiplicación indiscriminada del coccidio, siendo sus síntomas trastornos digestivos, gases y diarreas. El conejo deja de comer y beber, y muere por deshidratación.El problema de la coccidiosis es que es muy contagiosa. Los gazapos son inmunes hasta el destete y luego, repentinamente, brota la enfermedad. Los animales adultos son portadores sanos, pero justamente las madres son las que contagian a sus gazapos. La enfermedad está en los excrementos de la coneja. Tratamiento: es sencilla de curar, bajo la supervisión de un veterinario, porque existen en el mercado productos llamados “coccidiostáticos” que facilitan el tratamiento. También es fundamental extremar la higiene de la jaula.

  • .CONJUNTIVITIS E INFECCIONES OCULARES

La conjuntivitis es una infección bacteriana de los párpados. Se manifiesta por los ojos llorosos y una descarga de mucosidades, la cual hace que los pelos alrededor de los ojos se peguen. Esta infección puede ser producida además de por bacteria, por la irritación que causa en los ojos del animal el humo, el polvo y/o la arenilla de su lecho. En casos graves, pueden llenarse de legañas e incluso brotar pus.

Tratamiento: Se le aplican unas gotas oftalmológicas (colirio) que recetará el veterinario. Conviene tratar al conejo enseguida pues el lagrimal podría obstruirse. El veterinario también comprobará que el globo ocular no está dañado. Muy frecuente. Conviene no cambiar bruscamente la dieta y lavar bien los alimentos frescos. Cualquier alteración de la dieta debe ser gradual pues los conejos son muy sensibles en este aspecto. No confundir la diarrea con las heces blandas, llenas de mucus y unidas tipo un racimo de uvas que los conejos se comen para completar su ciclo digestivo.

Tratamiento: alimentar sólo con heno y agua hasta que la diarrea haya desaparecido. Si no cesa en 48 horas acudir a su veterinario.

composicion del elocon

adalat nombre generico y comercial

elocon lotion dosage

  • Ponga a hervir el agua.
  • Una vez que alcance el punto de ebullición, apague y ponga las flores de manzanilla.
  • tape y deje reposar 5 minutos.
  • Beba tan pronto como la temperatura sea tolerable para usted.
  • Se recomienda que tome la infusión antes de acostarse a dormir durante dos semanas.

Las propiedades de la menta estimulan el metabolismo y mejoran la digestión. Además, es buena para tratar la gripe, reducir los dolores y conciliar el sueño. Ingredientes:

  • Agua: 1 taza.
  • Menta: 2 cucharadas de hojas de menta.

Preparación y posología:

  • Ponga a hervir las hojas de menta a fuego lento unos cuantos minutos.
  • Deje reposar.
  • Cuele la infusión.
  • Beba mientras está tibia.
  • Repita el procedimiento 3 veces por semana.

Ideal para la desintoxicación y el control de enfermedades degenerativas, crónicas o coyunturales.

Ingredientes:

  • Jengibre: 1 raíz.
  • Limón: el jugo de 1/2 unidad.
  • Agua: la necesaria.

Preparación y posología:

  • Corte el jengibre en rebanadas finas.
  • Exprima medio limón.
  • En una olla de agua hirviendo, agregue el jengibre y el zumo del limón.
  • Deje reposar 15 minutos.
  • Cuele, y beba.
  • Haga esto tres veces a la semana antes de acostarse a dormir.

Ingredientes:

  • Limón: el jugo de 1 unidad.
  • Agua: un vaso.

Preparación y posología:

  • Ponga a hervir el agua junto con el zumo del limón.
  • Al hervir, apague.
  • Deje reposar un poco y consuma antes de dormir.
  • Mantenga el tratamiento diariamente por 3 semanas.

En el siguiente vídeo, Frank Suárez, especialista en obesidad y metabolismo, explica qué es desintoxicar el hígado, y nos enseña una receta más para hacerlo, en función de acelerar también el proceso de adelgazamiento: Muchas personas suelen ser propensas a buscar por internet todas las cosas que les ocurren en la vida diaria, esto incluye que cuando algo les duele, empiezan sin consultar médicos a buscar sus síntomas por la web y revisar qué posibles padecimientos pueden tener.

Si eres alguien que hace esto de vez en cuando, seguramente ya varias veces te has llevado grandes sustos, porque lees que el hígado puede estar implicado en muchas enfermedades y no sabes ni donde está el hígado, así que a la vez que te preocupas, te preguntas eso. Tranquilo, primero aconsejarte que busques a un profesional de la salud antes de causarte enfermedades sicosomáticas (creadas por tu mente y que no tienes en realidad) y segundo, pues te ayudaremos, para que sepas donde está el hígado y cuándo debes descartar que está involucrado en tus padecimientos.

Para ser totalmente exactos y sin recurrir a términos médicos, te podemos explicar que la ubicación del hígado en el cuerpo está exactamente detrás de tus costillas del lado derecho; la caja que se forma con todas tus costillas unidas, se llama caja torácica y es la que protege tu corazón y entre otras cosas, tu hígado. Por lo tanto ahora ya sabes de que lado está el hígado. Hacia el lado derecho. El hígado es de un tamaño relativamente grande, así que abarca desde la parte derecha de tu caja torácica, hasta poco después del medio, llegando a la parte izquierda de la misma pero por el centro; es el único lugar en el cual no está bien protegido.

Pero entonces te das cuenta de que pocas veces has tenido dolores ahí, bajo tus costillas a la derecha, pues entonces significa sin duda alguna que debes dejar de preocuparte por las posibilidades de que tengas problemas con tu hígado. Por supuesto, si la cuestión es grave, sea o no en ese lugar el dolor, no dudes en acudir a los profesionales que tantos años estudiaron para poder tener una respuesta a las enfermedades. Hay exámenes específicos que pueden ayudar a saber si las funciones de todos tus órganos están en orden.

Como ya se sabe el hígado es un órgano que tiene una de las funciones más importantes en nuestro organismo, es de vital importancia cuidarlo y mantenerlo saludable. El dolor de hígado puede suceder debido a muchas causas, la gran mayoría de ellas son muy graves y potencialmente letales, si no se hace el diagnostico adecuado y se administra a tiempo el tratamiento. Cuando el hígado está enfermo, por alguna enfermedad que afecta de carácter directo al hígado o indirecto por el consumo excesivo de sustancias dañinas para el hígado, como son los medicamentos y el alcohol. Se puede sentir un malestar en el área del abdomen donde está ubicado el hígado.

En muchos casos el dolor de hígado puede ser complicado diagnosticarlo con otros dolores en el abdomen, debido a su cercanía con otros órganos y que además causa un dolor similar. El dolor en el hígado generalmente suele ser constante. Entre las causas de dolor de hígado tenemos las siguientes: Es la causa más frecuente de dolor de hígado, se trata de una inflamación del hígado producto de una infección viral. Además de dolor abdominal, se presenta un color amarillento en la piel y ojos, nauseas, vómitos y malestar general.

El hígado graso también llamado esteatosis, es la acumulación de ácidos grasos en las células del hígado. No todas las personas presentan síntomas. Y para curar esta enfermedad, debemos consumir alimentos saludables como verduras, frutas y vegetales.

  • Cirrosis Hepática

Es el resultado de un daño persistente al hígado, causado por una enfermedad prolongada como Hepatitis o Hígado Graso, pero también por una mala alimentación o consumo de alcohol.

  • Aumento de tamaño del Hígado

El aumento de tamaño del hígado, tiene causas muy diversas. En la actualidad, la má frecuente está relacionadas al acumulo de grasa en el higado (hígado graso o estetosis) que es ocasionado por sobrepeso, diabetes, ingestión descomunal de bebidas alcohólicas, elevación del colesterol en la sangre, bien sea por herencia o malos hábitos alimenticios.

  • Quistes Hepáticos.

Son bolsitas llenas de líquido en el hígado, que no representan un riesgo a tu salud, pero suelen ser muy dolorosas. El médico te recomendara un tratamiento para que disminuya de tamaño.

  • Cáncer de Hígado.

El cáncer es una enfermedad grave, en el cáncer de hígado generalmente los síntomas aparecen cuando la enfermedad esta avanzada. Los síntomas que presentan son muy inespecíficos como pérdida de peso y apetito, nauseas, vómitos, fiebre. Pero además se pueden observar venas a través de la piel del abdomen. Muy importante es consultar con el médico de inmediato para recibir tratamiento de ser obligatorio. Esto es sólo un pequeño resumen acerca de las causas de dolor del hígado, cualquier dolor o síntoma debe ser diagnosticado por el médico y ser tratado lo más pronto posible. El tratamiento del dolor de hígado puede variar dependiendo de la causa.

Es primordial que cuidemos de nuestra nutrición y alimentación, evitando el consumo de alimentos procesados, cigarrillos y de alcohol. Conjuntivitis
Síntomas: Ojo hinchado y un poco irritado; suele ser casi siempre de un solo ojo.
Causa: Infección, corrientes de aire, productos químicos (ambientadores), palos del interior de la jaula sucios con las que el agaporni se frota las cara para limpiarse, resfriado común.
Tratamiento: Aplicar con mucho cuidado en el ojo con un algodón, por ejemplo, colirio (recetado por veterinario), una infusión de manzanilla o suero fisiológico. Si el agaporni no mejora habrá que llevarlo al veterinario.

Diarrea
Síntomas: heces muy sueltas o incluso acuosas, varias veces en el mismo día; plumas y cloaca muy sucios.
Causa: La diarrea le puede venir al agaporni de cualquier cosa. La fruta y verdura muy mojada es síntoma de diarrea (previamente antes de ponérsela al pájaro debemos de lavarla y secarla), pero también la comida en mal estado, un resfriado o una inflamación de los intestinos (coccidiosis).
Tratamiento: Saca al agaporni de la pajarera y póngalo en una jaula aparte. Hasta que nos se le pase la diarrea el pájaro no debe de comer ni fruta ni verdura. Podemos darle panizo y su alpiste de siempre, poleo, manzanilla o té negro ligero. Proporcione calor en la jaula, con una almohadilla electrica.
Debemos de darle ultralevura (podemos darle el interior de una capsula entera) con una jeringuilla, podemos mezclársela con papilla para agaporni como si de un polluelo se tratase
Ponga en el suelo de la jaula papel blanco en lugar de arena para pájaros, así podrá controlar mejor los excrementos. Si no mejora, hay que llevarlo al veterinario. Patas inflamadas
Síntomas: Patitas con sangre, costras, eccemas. El pájaro no se sostiene en la percha y la mayoría del tiempo se encuentra en el suelo.
Causa: Palos del interior de la jaula muy sucios, suelo de la jaula muy sucio o diarrea. Tratamiento: Aplicarle en las patitas una infusión de manzanilla templada. Una vez que desaparezcan las costras de las patitas se le puede poner polvos de talco sobre las patitas limpias. También se puede poner en los palitos donde se agarren trapos liados para que no le haga daño al apoyarse, incluyo podemos ponerles el nido, para que el pájaro se meta en el y descanse las patitas

Resfriado
Síntomas: Respiración con mucha dificultad (si nos ponemos el pájaro en el oído podemos oír el ruido que hace), estornudos y tos, fosas nasales húmedas, ojos inflamados y decaimiento del agaporni en general (no come, no se mueve, no esta contento).
Causa: Corrientes de aire, cambios bruscos de temperatura de la habitación en la que se encuentra, agua demasiado fría (la de la bañera o la del bebedero)
Tratamiento: Ponerle calor a la jaula y ponerle un nido, rodear la jaula con un plástico (solo dejar un lado de la jaula destapado). Mantener a máximo la misma temperatura siempre en la jaula. Si aumenta la mucosidad o los ruidos del pájaro al respirar, acudir al veterinario porque puede tener pulmonía. En este caso se le dará un antibiótico (En estos casos los veterinarios usan SEPTRIL al 2’5%) Conmoción cerebral
Síntomas: Inconsciencia del pájaro o como si estuviera siempre durmiendo.
Causa: Golpe fuerte, por ejemplo contra un cristal o una pared.
Tratamiento: Procure que el pájaro se calme y déjelo a oscuras en una habitación (Para que el pájaro descanse). Llame al veterinario y dígale los síntomas que presenta.

elocon underliv

-Lo que le molesta al órgano de corazón es la relajación, pero los alimentos de sabor ácido contraen tal relajación.
-El canal de corazón se comunica con el intestino delgado. – A nivel psíquico: el corazón controla la mente, el espíritu y el pensamiento. Cuando tenemos insomnio, mala memoria, delirio, confusión, odio, arrogancia y exceso de alegría es que existe una alteración de la energía del corazón. En equilibrio, la persona es amorosa y servicial. Una herramienta muy importante para vencer sus estados emocionales negativos es la creatividad y ser auténticos; con ello se puede superar la arrogancia y la propensión a la charlatanería, el sedentarismo y la holgazanería.

Estas tendencias negativas conllevan a padecer enfermedades del aparato circulatorio. Cuando la alegría es excesiva o negativa dispersa la energía del corazón, lo cual provoca alteraciones en el espíritu, produciendo insomnio, histeria, manías y palpitaciones. Un ejemplo de alegría negativa es la satisfacción que producen para alguna gente, los sufrimientos e inconvenientes de los demás. – El corazón controla el habla. Cuando se está muy alegre, se habla muy deprisa, si hay demasiada alegría e incluso si se traba la lengua, se debe a un exceso de energía en el meridiano del corazón, que debe ser tratado.

La condición del corazón se refleja en nuestras palabras que emitimos, por consecuencia, al mejorar nuestra forma de hablar, mejoramos el estado de nuestro corazón (siendo veraces, auténticos, serviciales, bondadosos, no insultar, no criticar, etc.). Las drogas y el alcohol aumentan peligrosamente la energía del corazón. – Su función es controlar y distribuir correctamente la energía.

Controlan a la vez, la piel y los poros. Si la energía del pulmón no es suficiente, la piel es seca. – Se refleja en la nariz. Cuando el pulmón es atacado por el frío, se produce obstrucción nasal y pérdida del olfato.

– Lo que le molesta al órgano del pulmón es la energía rebelde que asciende, pero ingerir alimentos salados hará descender dicha energía.
– El canal del pulmón se comunica con el intestino grueso. – A nivel psíquico: La energía del pulmón en equilibrio se manifiesta en la persona con: serenidad, rectitud, coraje, mirar dentro de nosotros mismos y la vitalidad. Cuando la energía del pulmón se ve afectada aparece la tristeza, la nostalgia, la depresión, la melancolía, el ánimo decae. Los casos graves de melancolía pueden conducir a la demencia (el deterioro de la inteligencia) y al cáncer

Cuando una persona presenta ronquera, mal olfato, eczema, tristeza, exceso de vellos, sinusitis, rinitis, es nostálgico, etc. indica que la función del pulmón y su meridiano respectivo está afectada. El miedo a la muerte está relacionado con una deficiencia de energía en los pulmones. Con la práctica de Chikung, Yoga o Taichí mejoramos inmediatamente nuestros pulmones.

– Su función es almacenar y conservar la sangre. Regula la cantidad de sangre puesta a disposición de las distintas actividades del organismo. El hígado es el estratega que planea el conjunto de actividades del organismo. Cuando la actividad muscular es intensa, el hígado cede parte de la sangre almacenada a los músculos. Si no cumple esta función aparecen calambres musculares, cansancio, menstruaciones cortas o ausencia de ellas. – Controla los músculos y tendones: cuando nuestro hígado funciona correctamente podemos correr y saltar sin ninguna dificultad; en cambio, si el hígado está alterado aparecen temblores, contracturas o calambres, tics, dolores articulares y musculares, hipertensión y migrañas.

– Controla la visión y los movimientos oculares. Si el hígado se debilita, la nutrición de los ojos será débil y aparecerán: ojos secos y rojos, visión borrosa, miopía, hipermetropía, etc. – Su energía se manifiesta en las uñas. Cuando el hígado está débil: las uñas son delgadas, frágiles, secas, deformadas y se astillan.

– Lo que le desagrada al órgano del hígado es la tensión, pero si se ingiere alimentos dulces se relajará esa tensión.
– El canal de hígado se comunica con la vesícula biliar. – A nivel psíquico: rige la memoria inconsciente, la imaginación (el hígado es el gran estratega), la iniciativa, la ambición y el deseo. Cuando su energía es excesiva aparece la ira, los celos y la irritabilidad. Cuando está debilitado aparece la falta de imaginación, incoordinación de ideas, poca iniciativa, estados de ansiedad y frustración, pesadillas al dormir, susceptibilidad emocional.

Una persona propensa a la ira suele ser irritable, un rasgo común entre los que sufren de cáncer gastrointestinal. Otra característica negativa cuando la energía del canal del hígado está bloqueada es el egoísmo, la persona sólo se preocupará por sí misma y sus intereses, en cambio, si la energía del hígado fluye libremente, la persona se preocupará sinceramente por los demás. Cuando el hígado se encuentra sano la persona es generosa, amable, perseverante, paciente y creativa, la convivencia con sus parientes es respetuosa, posee capacidad para transformar lo negativo en positivo y le nace algún tipo de interés por el arte.

Una caminata diaria de quince minutos por un parque levantando las manos y dejándolas caer cada diez pasos o ir al campo ayuda a descongestionar el meridiano del hígado. Un vaso con extracto de piña (no ácida) en ayunas mejora la energía del hígado.

Como mencioné anteriormente, el hígado se comunica con la vesícula biliar, a quien corresponde el poder de decisión; es decir, la energía del hígado crea el plan o estrategia y la decisión final corresponde a la vesícula. Ambos mantienen relaciones tan estrechas que sus patologías se enlazan o están en continuidad a menudo. En la antigua China taoísta, cuando un hombre era decidido y no dudaba, se decía:”ese hombre posee una gran vesícula”. -Es el distribuidor de la sangre en todo el organismo. Si el bazo está afectado no puede poner en circulación los humores (sangre, linfa) y los miembros son privados de la energía de los alimentos que recibe el estómago. Cuando el bazo está débil tenemos diarrea, el rostro se nos pone amarillo, los labios pálidos y las extremidades están frías y sin fuerza.

Función de ascender. Después de comer, la energía de los alimentos sube desde el estómago al pulmón y corazón a través del bazo. En cambio, la función del estómago es descender. Si se altera esta función aparecen vómitos, náuseas y eructos debido al ascenso de la energía del estómago y si tenemos diarreas, hinchazón abdominal y ruidos intestinales se debe al descenso de la energía del bazo; en los dos casos, se debe de tratar con dietas especificas y acupresión. -La energía del bazo se manifiesta en la boca y en las mejillas. Los labios rojos y brillantes indican que tenemos suficiente sangre y energía en el bazo. Si el bazo es deficiente, los labios son pálidos, cuarteados con falta de apetito.

Controla la sangre. Si la función del bazo es anormal habrá hemorragias, reglas abundantes o irregulares. – Lo que le desagrada al órgano del bazo es la humedad, pero ingerir alimentos amargos seca tal humedad.
– El canal del bazo se comunica con el estómago y páncreas.

-A nivel psíquico: tiene que ver con el pensar y recordar. Si una persona está constantemente pensando, se preocupa demasiado, siente ansiedad o angustia, permanece constantemente en los recuerdos, estudia mucho, tiene pensamientos obsesivos, come a deshoras, congestionará el meridiano del bazo, lo cual afecta el aparato digestivo provocando pérdida de apetito, flatulencia en el pecho y el abdomen o pérdida de memoria. Se debe sedar o tonificar el meridiano del bazo según el caso y hacer movimientos de chikung referidos al bazo.

Las actividades que pueden ayudar a las personas con estas dificultades son la actuación, el canto y la docencia. Si la energía del meridiano del bazo fluye correctamente, la persona será reflexiva, compasiva, con buena memoria, asimilará fácilmente las ideas, tendrá una crítica constructiva, buen sueño y apetito. La infusión de hinojo descongestiona el bazo y el estómago.

Los riñones – Su función es conservar la esencia vital. Toda la energía llega al riñón, que se encarga de almacenarla o distribuirla según las necesidades. Relacionado con la reproducción, crecimiento y desarrollo. Si su energía disminuye se produce envejecimiento prematuro, esterilidad y crecimiento lento

– Lo que le desagrada al órgano del riñón es la sequedad, pero ingerir alimentos picantes moviliza los líquidos corporales y lubrican los riñones
– El canal del riñón se comunica con la vejiga – A nivel psíquico: está relacionado con la responsabilidad, determinación y fuerza de voluntad. Si su energía es débil habrá una voluntad débil, la persona será desconfiada y tendrá poco deseo sexual. Así mismo, el exceso de responsabilidad, perfeccionismo, exceso de trabajo físico o psíquico, excesos sexuales o cualquier otro tipo de exceso contribuyen a disminuir la energía del riñón y, por tanto, nuestra vitalidad.

La emoción relacionada con el riñón es el miedo. Un miedo prolongado puede acabar dañando la energía del riñón y apareciendo patologías en las áreas que rige; la vejiga por ejemplo. Un trauma o miedo no resuelto implica energía acumulada en los riñones. El temor y el miedo apagan la energía de los riñones, lo cual pueden producir trastornos psicosomáticos, como la pérdida de control sobre la defecación y la micción, diarrea, emisión seminal involuntaria e insuficiencia sexual. Las circunstancias externas pueden provocar que suframos un exceso de energía en los riñones, como por ejemplo, si perdemos a un ser querido; si nos comunican que tenemos una enfermedad grave o bien y en menor grado, si de pronto tenemos que cambiar de domicilio o de trabajo forzados por las circunstancias. Cuando su energía está equilibrada la persona es dulce, voluntariosa, auténtica, veraz, segura de sí misma, planificadora e intuitiva.

Genera las médulas y el cerebro, tanto la médula ósea, que origina los huesos y la sangre, como la médula espinal y el cerebro; es, por tanto, quien crea el sistema nervioso. Es también el origen de todas las glándulas endocrinas productoras de las hormonas, como insulina, tiroxina, hormonas sexuales, etc. También es responsable de la hipófisis, hipotálamo y de las glándulas suprarrenales. – Controla el agua del organismo: regulación de líquidos, control de orina, control de los iones de la sangre.

Proyecciones en el organismo: oído, huesos, cabello. Cuando hay deficiencia de los riñones existirá fragilidad ósea, artrosis, disminución de la audición, sordera, caída del cabello, calvicie, caída de dientes, etc. Para los riñones y demás órganos recomiendo practicar los sonidos curativos

elocon y elomet

No se conocen bien las causas de la ICP aunque aparentemente las hormonas del embarazo y la herencia son factores que intervienen en este trastorno. La ICP parece darse con más frecuencia en los embarazos de mellizos (o más bebés), posiblemente debido a los mayores niveles hormonales. 1 Aproximadamente la mitad de las mujeres que padecen ICP tienen antecedentes familiares de trastornos hepáticos relacionados. 3 Por lo general, los síntomas de la ICP desaparecen por sí solos unos dos días después del parto. Sin embargo, alrededor del 60 al 70 por ciento de las mujeres afectadas vuelve a desarrollar los síntomas en embarazos posteriores. 1

¿Qué es la hepatitis? La hepatitis es una inflamación del hígado, generalmente ocasionada por un virus. Existen varios tipos de virus que pueden causar hepatitis pero los más comunes son los virus de la hepatitis A, B y C.

Los síntomas de la hepatitis pueden ser de leves a graves aunque algunas personas infectadas no presentan ningún síntoma. Entre los síntomas más comunes pueden mencionarse los siguientes:

  • Ictericia
  • Fatiga
  • Náusea y vómitos
  • Malestar en la zona abdominal superior
  • Fiebre baja

Algunas personas que contraen hepatitis B o hepatitis C no eliminan el virus de su organismo y éste puede permanecer en su sistema de por vida. Las personas con una infección de hepatitis crónica tienen un riesgo mayor de tener enfermedad hepática grave o cáncer de hígado. Cerca del 10 al 15 por ciento de las personas con hepatitis B, y al menos el 50 por ciento de aquellas con hepatitis C, desarrollan infecciones crónicas. 4 Las personas con hepatitis A no desarrollan infecciones crónicas.

No existen medicamentos para tratar las infecciones de hepatitis agudas (recientemente adquiridas). Hay medicamentos para tratar la hepatitis B y C crónica pero por lo general no se recomiendan durante el embarazo. 5 Existen al menos seis medicamentos antivirales que pueden utilizarse para tratar la hepatitis B. No se posee mucha información acerca de la seguridad de estos medicamentos durante el embarazo y se sospecha que algunos aumentan el riesgo de defectos congénitos y aborto espontáneo. Antes de comenzar a tomar cualquiera de estos medicamentos, las mujeres deben informar a su médico si están planeando un embarazo. Las mujeres que quedan embarazadas mientras están tomando alguno de estos medicamentos deben consultar a su médico. Tampoco se recomienda el uso de estos medicamentos durante la lactancia.

La hepatitis C crónica puede tratarse con una combinación de dos medicamentos antivirales (ribavirina e interferón pegilado alfa-2a). Se cree que estos medicamentos contribuyen a defectos congénitos y aborto espontáneo. Las mujeres deben evitar el embarazo mientras los están tomando y durante seis meses después de terminado el tratamiento. Las mujeres deben notificar a su médico inmediatamente si quedan embarazadas mientras están tomando estos medicamentos. Tampoco deben ser usados durante la lactancia ni por la pareja de sexo masculino de la mujer embarazada. Por lo general, la hepatitis A no representa un riesgo para el bebé cuando la madre la contrae durante el embarazo. Rara vez se transmite de la madre al bebé durante el parto. 6 La hepatitis B es la que presenta el mayor riesgo durante el embarazo. Las mujeres que tienen el virus en el organismo (infección aguda o crónica) pueden transmitírselo al bebé durante el parto. En la mayoría de los casos, el riesgo es de aproximadamente 10 al 20 por ciento, aunque puede ser mayor si la mujer tiene altos niveles del virus en su organismo. 4 Los bebés infectados al nacer suelen desarrollar infección por hepatitis B y corren un alto riesgo de desarrollar enfermedad hepática grave y cáncer de hígado de adultos.

La hepatitis C se transmite al bebé durante el parto en sólo el cuatro por ciento de los casos aproximadamente. 5 Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (Centers for Disease Control and Prevention, CDC) recomiendan someter a todas las mujeres embarazadas a un análisis de sangre para detectar la hepatitis B. 5 Si se detecta que la mujer tiene hepatitis B aguda o crónica, es preciso vacunar al bebé contra la hepatitis B y suministrarle inmunoglobulina (que contiene anticuerpos que combaten la hepatitis) dentro de las 12 horas de nacido. Dicho tratamiento previene la infección en más del 90 por ciento de los bebés en riesgo. 5 Se le debe aplicar al bebé dos dosis adicionales de vacuna durante los primeros seis meses de vida. Los CDC también recomiendan vacunar a todos los bebés contra la hepatitis B antes de que abandonen el hospital, entre el primero y segundo mes de vida y nuevamente entre los seis y dieciocho meses de vida. 5

En la actualidad no hay forma de prevenir que la madre transmita la hepatitis C al bebé. La hepatitis A por lo general se contagia a través de alimentos y agua contaminados. La gente que viaja a países en vías de desarrollo tiene mayor riesgo de contraer esta enfermedad.

Las hepatitis B y C se contagian mediante el contacto con sangre o fluidos corporales de una persona infectada. Esto puede suceder al compartir agujas empleadas para inyectarse drogas o al mantener relaciones sexuales con una persona infectada (aunque se cree que la hepatitis C no se transmite con frecuencia a través del contacto sexual). La mejor defensa contra las hepatitis A y B es la vacunación. Las mujeres que planeen viajar a un país en vías de desarrollo deben consultar al médico para determinar si les conviene vacunarse contra la hepatitis A. Aún no se ha determinado si la vacuna contra la hepatitis A supone riesgos para el embarazo, pero se cree que no. 6

La vacuna contra la hepatitis B también se considera segura para el embarazo. Es conveniente que las mujeres que trabajan en el ámbito de la salud y la seguridad pública y otras mujeres en alto riesgo (como aquellas que viven con una pareja infectada) reciban la vacuna contra la hepatitis B antes o durante el embarazo. No existe ninguna vacuna contra la hepatitis C.

Las mujeres también pueden protegerse contra las hepatitis B y C siguiendo prácticas sexuales no riesgosas y evitando el uso de drogas ilícitas inyectables y de elementos de higiene personal de otras personas que puedan tener sangre (hojas de afeitar y cepillos de dientes). El síndrome HELLP es una complicación peligrosa del embarazo caracterizada por anomalías en el hígado y en la sangre. HELLP es la sigla en inglés de hemólisis (descomposición de los glóbulos rojos), enzimas hepáticas elevadas y bajo recuento de plaquetas (fragmentos de glóbulos rojos necesarios para la coagulación sanguínea). Se trata de una variante de la preeclampsia grave, un trastorno del embarazo caracterizado por hipertensión arterial y proteína en la orina. El síndrome HELLP se produce en aproximadamente el 10 por ciento de los embarazos complicados por preeclampsia grave. 7

Por lo general, los síntomas del síndrome HELLP se manifiestan en el tercer trimestre del embarazo aunque pueden comenzar antes. Los síntomas también pueden aparecer en las primeras 48 horas después del parto. Las mujeres embarazadas deben llamar a su médico si tienen los siguientes síntomas:

  • Dolor en el estómago o en la región superior derecha del abdomen
  • Náusea o vómitos
  • Malestar general
  • Dolores de cabeza

El síndrome HELLP afecta a menos del uno por ciento de las mujeres embarazadas. 8 El síndrome HELLP puede presentar riesgos graves para la madre y el bebé si no se lo trata rápidamente. En la madre puede causar daño y rotura del hígado (aunque esto último es muy poco frecuente), insuficiencia renal, problemas de sangrado, accidente cerebrovascular e incluso la muerte. Cuando se manifiestan complicaciones graves en la madre, es posible que la vida del bebé también corra peligro. El síndrome HELLP puede causar el desprendimiento de la placenta del útero antes del parto, lo cual pone en peligro la vida de la madre y el bebé, así como nacimiento prematuro.

El síndrome HELLP se diagnostica mediante análisis de sangre que miden los niveles de plaquetas, glóbulos rojos y varias sustancias químicas para determinar si el hígado de la mujer está funcionamiento normalmente. Se puede tratar a las mujeres con síndrome HELLP con medicamentos para controlar la presión arterial y evitar convulsiones y, en algunos casos, con transfusiones de plaquetas. Casi siempre se induce el parto lo antes posible en las mujeres que padecen síndrome HELLP para evitar complicaciones graves. Si la mujer tiene menos de 34 semanas de embarazo, es posible que el parto se postergue unas 48 horas para que se la pueda tratar con medicamentos llamados corticosteroides. 9 Estos medicamentos aceleran la maduración de los pulmones del feto y contribuyen a prevenir las complicaciones de la premadurez. Algunos estudios sugieren que el tratamiento de la mujer embarazada hasta 48 horas con niveles más altos de corticosteroides que los utilizados para acelerar la maduración de los pulmones del feto puede mejorar los síntomas. 10

Se desconocen las causas del síndrome HELLP. En la mayoría de los casos las anomalías de la sangre y el hígado desaparecen unos pocos días después del parto. Por lo general, las mujeres que han padecido el síndrome HELLP tienen menos del cinco por ciento de probabilidades de que les vuelva a suceder en otro embarazo. 9 Aparentemente, también tienen un riesgo mayor de sufrir otras complicaciones durante el embarazo como preeclampsia, desprendimiento de la placenta y parto prematuro. 9

Esteatosis hepática aguda del embarazo La esteatosis hepática aguda (hígado graso) es una complicación poco común del embarazo que puede ser mortal. Aproximadamente entre una de cada 10,000 y una de cada 15,000 mujeres embarazadas resulta afectada por este trastorno, que se caracteriza por la acumulación de grasas en las células del hígado. 11

Los síntomas de este trastorno por lo general comienzan en el tercer trimestre del embarazo y se asemejan a los del síndrome HELLP. Las mujeres embarazadas deben consultar a su médico si tienen los siguientes síntomas:

  • Náuseas y vómitos persistentes
  • Dolor en el estómago o en la región superior derecha del abdomen
  • Malestar general
  • Ictericia
  • Dolores de cabeza

Si no se lo trata inmediatamente, este trastorno puede ocasionar coma, insuficiencia de los órganos y la muerte de la madre y el bebé. Se diagnostica mediante análisis de sangre que miden una serie de factores relacionados con las funciones del hígado y los riñones.

Es posible que se lleven a cabo transfusiones de sangre para estabilizar la salud de la madre. Se inducirá el parto lo antes posible para evitar que el bebé tenga complicaciones graves. No se conocen bien las causas de este trastorno. Es posible que la genética sea un factor importante. En un estudio reciente se descubrió que el 16 por ciento de las mujeres que padecía este trastorno tenía bebés con ciertos errores hereditarios en la composición química de su organismo (defectos de oxidación de los ácidos grasos). 8 Estos trastornos impiden el procesamiento adecuado de ciertas grasas. Los bebés afectados pueden desarrollar problemas hepáticos, cardíacos y neuromusculares potencialmente mortales, a menos que se los alimente con una dieta especial con bajo contenido de grasas.

Los resultados del estudio sugieren que es conveniente someter a todos los bebés de mujeres con esteatosis hepática aguda del embarazo a análisis para detectar defectos de la oxidación de los ácidos grasos y poder brindarles un tratamiento inmediato. (Muchos bebés se someten de forma rutinaria a pruebas de detección precoz de estos trastornos como parte de un panel de pruebas para recién nacidos. No obstante, las pruebas incluidas en este panel varían en cada estado.) La mayoría de las mujeres comienza a mejorar a los pocos días del parto y no sufre daños permanentes como consecuencia de la enfermedad. Las mujeres portadoras de un gen de un defecto de oxidación de los ácidos grasos (incluidas las mujeres que han tenido un bebé afectado) tienen un riesgo mayor de que vuelva a producirse la enfermedad en otro embarazo; se desconoce el riesgo de recurrencia en otras mujeres. 11

Sí. Varios becarios de March of Dimes están tratando de identificar los genes que pueden contribuir a la preeclampsia, una forma de hipertensión arterial que se da durante el embarazo y que está relacionada con el síndrome HELLP. El objetivo de esta investigación es mejorar el diagnóstico y tratamiento de estos trastornos. Otro becario recientemente incorporado está intentando desarrollar tratamientos para estimular la regeneración hepática en los niños con enfermedad hepática, incluidos los que padecen complicaciones resultantes de la hepatitis. La ferritina, es una proteína del sistema inmunitario encargada de recaudar todo el hierro que hay en el sistema sanguíneo, luego lo distribuye de manera cuidadosa y ordenada. El hierro genera glóbulos rojos sanos, y por ende, ayuda a mantener activas las defensas, da oxígeno a las células, evita infecciones y alergias. La mayor cantidad de esta proteína, se encuentra en el hígado. Una inestabilidad en los valores, puede desarrollar problemas hepáticos.

Estos varían levemente dependiendo del sexo, edad y la masa muscular de la persona, normalmente esta es la cantidad adecuada: –Bebés de 0 a 6 meses: De 25 1 200 nanogramos por mililitro (ng/mL)

elocon reseptivapaa

  • Ponga a hervir el agua.
  • Una vez que alcance el punto de ebullición, apague y ponga las flores de manzanilla.
  • tape y deje reposar 5 minutos.
  • Beba tan pronto como la temperatura sea tolerable para usted.
  • Se recomienda que tome la infusión antes de acostarse a dormir durante dos semanas.

Las propiedades de la menta estimulan el metabolismo y mejoran la digestión. Además, es buena para tratar la gripe, reducir los dolores y conciliar el sueño. Ingredientes:

  • Agua: 1 taza.
  • Menta: 2 cucharadas de hojas de menta.

Preparación y posología:

  • Ponga a hervir las hojas de menta a fuego lento unos cuantos minutos.
  • Deje reposar.
  • Cuele la infusión.
  • Beba mientras está tibia.
  • Repita el procedimiento 3 veces por semana.

Ideal para la desintoxicación y el control de enfermedades degenerativas, crónicas o coyunturales.

Ingredientes:

  • Jengibre: 1 raíz.
  • Limón: el jugo de 1/2 unidad.
  • Agua: la necesaria.

Preparación y posología:

  • Corte el jengibre en rebanadas finas.
  • Exprima medio limón.
  • En una olla de agua hirviendo, agregue el jengibre y el zumo del limón.
  • Deje reposar 15 minutos.
  • Cuele, y beba.
  • Haga esto tres veces a la semana antes de acostarse a dormir.

Ingredientes:

  • Limón: el jugo de 1 unidad.
  • Agua: un vaso.

Preparación y posología:

  • Ponga a hervir el agua junto con el zumo del limón.
  • Al hervir, apague.
  • Deje reposar un poco y consuma antes de dormir.
  • Mantenga el tratamiento diariamente por 3 semanas.

En el siguiente vídeo, Frank Suárez, especialista en obesidad y metabolismo, explica qué es desintoxicar el hígado, y nos enseña una receta más para hacerlo, en función de acelerar también el proceso de adelgazamiento: Muchas personas suelen ser propensas a buscar por internet todas las cosas que les ocurren en la vida diaria, esto incluye que cuando algo les duele, empiezan sin consultar médicos a buscar sus síntomas por la web y revisar qué posibles padecimientos pueden tener.

Si eres alguien que hace esto de vez en cuando, seguramente ya varias veces te has llevado grandes sustos, porque lees que el hígado puede estar implicado en muchas enfermedades y no sabes ni donde está el hígado, así que a la vez que te preocupas, te preguntas eso. Tranquilo, primero aconsejarte que busques a un profesional de la salud antes de causarte enfermedades sicosomáticas (creadas por tu mente y que no tienes en realidad) y segundo, pues te ayudaremos, para que sepas donde está el hígado y cuándo debes descartar que está involucrado en tus padecimientos.

Para ser totalmente exactos y sin recurrir a términos médicos, te podemos explicar que la ubicación del hígado en el cuerpo está exactamente detrás de tus costillas del lado derecho; la caja que se forma con todas tus costillas unidas, se llama caja torácica y es la que protege tu corazón y entre otras cosas, tu hígado. Por lo tanto ahora ya sabes de que lado está el hígado. Hacia el lado derecho. El hígado es de un tamaño relativamente grande, así que abarca desde la parte derecha de tu caja torácica, hasta poco después del medio, llegando a la parte izquierda de la misma pero por el centro; es el único lugar en el cual no está bien protegido.

Pero entonces te das cuenta de que pocas veces has tenido dolores ahí, bajo tus costillas a la derecha, pues entonces significa sin duda alguna que debes dejar de preocuparte por las posibilidades de que tengas problemas con tu hígado. Por supuesto, si la cuestión es grave, sea o no en ese lugar el dolor, no dudes en acudir a los profesionales que tantos años estudiaron para poder tener una respuesta a las enfermedades. Hay exámenes específicos que pueden ayudar a saber si las funciones de todos tus órganos están en orden.

Como ya se sabe el hígado es un órgano que tiene una de las funciones más importantes en nuestro organismo, es de vital importancia cuidarlo y mantenerlo saludable. El dolor de hígado puede suceder debido a muchas causas, la gran mayoría de ellas son muy graves y potencialmente letales, si no se hace el diagnostico adecuado y se administra a tiempo el tratamiento. Cuando el hígado está enfermo, por alguna enfermedad que afecta de carácter directo al hígado o indirecto por el consumo excesivo de sustancias dañinas para el hígado, como son los medicamentos y el alcohol. Se puede sentir un malestar en el área del abdomen donde está ubicado el hígado.

En muchos casos el dolor de hígado puede ser complicado diagnosticarlo con otros dolores en el abdomen, debido a su cercanía con otros órganos y que además causa un dolor similar. El dolor en el hígado generalmente suele ser constante. Entre las causas de dolor de hígado tenemos las siguientes: Es la causa más frecuente de dolor de hígado, se trata de una inflamación del hígado producto de una infección viral. Además de dolor abdominal, se presenta un color amarillento en la piel y ojos, nauseas, vómitos y malestar general.

El hígado graso también llamado esteatosis, es la acumulación de ácidos grasos en las células del hígado. No todas las personas presentan síntomas. Y para curar esta enfermedad, debemos consumir alimentos saludables como verduras, frutas y vegetales.

  • Cirrosis Hepática

Es el resultado de un daño persistente al hígado, causado por una enfermedad prolongada como Hepatitis o Hígado Graso, pero también por una mala alimentación o consumo de alcohol.

  • Aumento de tamaño del Hígado

El aumento de tamaño del hígado, tiene causas muy diversas. En la actualidad, la má frecuente está relacionadas al acumulo de grasa en el higado (hígado graso o estetosis) que es ocasionado por sobrepeso, diabetes, ingestión descomunal de bebidas alcohólicas, elevación del colesterol en la sangre, bien sea por herencia o malos hábitos alimenticios.

  • Quistes Hepáticos.

Son bolsitas llenas de líquido en el hígado, que no representan un riesgo a tu salud, pero suelen ser muy dolorosas. El médico te recomendara un tratamiento para que disminuya de tamaño.

  • Cáncer de Hígado.

El cáncer es una enfermedad grave, en el cáncer de hígado generalmente los síntomas aparecen cuando la enfermedad esta avanzada. Los síntomas que presentan son muy inespecíficos como pérdida de peso y apetito, nauseas, vómitos, fiebre. Pero además se pueden observar venas a través de la piel del abdomen. Muy importante es consultar con el médico de inmediato para recibir tratamiento de ser obligatorio. Esto es sólo un pequeño resumen acerca de las causas de dolor del hígado, cualquier dolor o síntoma debe ser diagnosticado por el médico y ser tratado lo más pronto posible. El tratamiento del dolor de hígado puede variar dependiendo de la causa.

Es primordial que cuidemos de nuestra nutrición y alimentación, evitando el consumo de alimentos procesados, cigarrillos y de alcohol. Conjuntivitis
Síntomas: Ojo hinchado y un poco irritado; suele ser casi siempre de un solo ojo.
Causa: Infección, corrientes de aire, productos químicos (ambientadores), palos del interior de la jaula sucios con las que el agaporni se frota las cara para limpiarse, resfriado común.
Tratamiento: Aplicar con mucho cuidado en el ojo con un algodón, por ejemplo, colirio (recetado por veterinario), una infusión de manzanilla o suero fisiológico. Si el agaporni no mejora habrá que llevarlo al veterinario.

Diarrea
Síntomas: heces muy sueltas o incluso acuosas, varias veces en el mismo día; plumas y cloaca muy sucios.
Causa: La diarrea le puede venir al agaporni de cualquier cosa. La fruta y verdura muy mojada es síntoma de diarrea (previamente antes de ponérsela al pájaro debemos de lavarla y secarla), pero también la comida en mal estado, un resfriado o una inflamación de los intestinos (coccidiosis).
Tratamiento: Saca al agaporni de la pajarera y póngalo en una jaula aparte. Hasta que nos se le pase la diarrea el pájaro no debe de comer ni fruta ni verdura. Podemos darle panizo y su alpiste de siempre, poleo, manzanilla o té negro ligero. Proporcione calor en la jaula, con una almohadilla electrica.
Debemos de darle ultralevura (podemos darle el interior de una capsula entera) con una jeringuilla, podemos mezclársela con papilla para agaporni como si de un polluelo se tratase
Ponga en el suelo de la jaula papel blanco en lugar de arena para pájaros, así podrá controlar mejor los excrementos. Si no mejora, hay que llevarlo al veterinario. Patas inflamadas
Síntomas: Patitas con sangre, costras, eccemas. El pájaro no se sostiene en la percha y la mayoría del tiempo se encuentra en el suelo.
Causa: Palos del interior de la jaula muy sucios, suelo de la jaula muy sucio o diarrea. Tratamiento: Aplicarle en las patitas una infusión de manzanilla templada. Una vez que desaparezcan las costras de las patitas se le puede poner polvos de talco sobre las patitas limpias. También se puede poner en los palitos donde se agarren trapos liados para que no le haga daño al apoyarse, incluyo podemos ponerles el nido, para que el pájaro se meta en el y descanse las patitas

Resfriado
Síntomas: Respiración con mucha dificultad (si nos ponemos el pájaro en el oído podemos oír el ruido que hace), estornudos y tos, fosas nasales húmedas, ojos inflamados y decaimiento del agaporni en general (no come, no se mueve, no esta contento).
Causa: Corrientes de aire, cambios bruscos de temperatura de la habitación en la que se encuentra, agua demasiado fría (la de la bañera o la del bebedero)
Tratamiento: Ponerle calor a la jaula y ponerle un nido, rodear la jaula con un plástico (solo dejar un lado de la jaula destapado). Mantener a máximo la misma temperatura siempre en la jaula. Si aumenta la mucosidad o los ruidos del pájaro al respirar, acudir al veterinario porque puede tener pulmonía. En este caso se le dará un antibiótico (En estos casos los veterinarios usan SEPTRIL al 2’5%) Conmoción cerebral
Síntomas: Inconsciencia del pájaro o como si estuviera siempre durmiendo.
Causa: Golpe fuerte, por ejemplo contra un cristal o una pared.
Tratamiento: Procure que el pájaro se calme y déjelo a oscuras en una habitación (Para que el pájaro descanse). Llame al veterinario y dígale los síntomas que presenta.

composicion del elocon

DEPLETAR. Pérdida de proteínas y grasas corporales que constituyen los reservorios del organismo; generalmente es debido a una enfermedad. DENSIDAD CALÓRICA. Cantidad de energía en un mililitro de alimento.

DESNUTRICIÓN. Disminución de las funciones de la Nutrición (ver). DESOBEN. Complemento alimenticio consistente en leche descremada, cocoa, harina de soya, aceite vegetal, almidón de maíz y vitaminas.

DIETA. Conjunto de alimentos que se consumen cada día y que constituyen la unidad de alimentación. Para hacerla especifica debe agregársele el adjetivo correspondiente, por ejemplo: dieta vegetariana. DIETA ELEMENTAL. Alimentos predigeridos para ser administrados a personas con deficiencias en el sistema digestivo o con ayuno prolongado; contiene aminoácidos, ácidos grasos y azúcar.

DIETA OLIGOMÉRICA. Régimen alimenticio modificado con valores fijos de nutrimento, de acuerdo a la patología contra la cual vaya a ser empleada. DIETA ORGANOLÉPTICA. Preparación de alimentos que deben reunir ciertas características como color, olor, sabor y temperatura, incluyendo la combinación de alimentos líquidos y secos, reuniendo cualidades para hacerla atractiva y facilitar su ingesta por el paciente.

DIETA POLIMÉRICA. Régimen alimenticio que contiene diferentes nutrientes, incluyendo proteínas, lípidos e hidratos de carbono. E, VITAMINA. Tocoferol. Vitamina liposoluble que tiene una importante actividad antioxidante, lo cual se traduce en una disminución del envejecimiento, de los efectos tóxicos ambientales y del inicio de algunos desarrollos cancerosos. Sus principales fuentes son los aceites de maíz, soya, girasol y oliva, así como la leche, margarina, salmón, germen de trigo, verduras de hojas verdes y mayonesa. La dosis recomendada en el adulto VIH positivo es de 400 miligramos diarios.

EGAPAC. Material de envoltura que es útil para guardar alimentos en el refrigerador, especialmente las carnes crudas, evitando de esta manera que su sangre contamine otros alimentos. ELECTROLITO. Sustancia que utiliza el organismo para regular líquidos y presiones intra y extra celulares; los electrolitos trabajan en pares, por ejemplo el potasio que está dentro de la célula debe equilibrarse con el sodio que está afuera de ella. Son electrolitos el sodio, potasio, magnesio y calcio.

ELIBAC. Uno de los bactericidas recomendables para purificar el agua y para desinfectar frutas, verduras y legumbres. ENDOVENOSA. Ver Alimentación endovenosa.

ENTERAL. Ver Alimentación enteral. ENTEROPATÍA. Lesión o enfermedad intestinal.

FIBRA. Celulosa. Alimento esencial para los animales herbívoros y que el ser humano no puede digerir. Existen fibras solubles y fibras no solubles. FIBRA INSOLUBLE. Fibra que ayuda al tránsito de los alimentos por el intestino, absorbe agua y da forma a las heces.

FIBRA SOLUBLE Fibra que ayuda a formar un gel que cubre la mucosa intestinal e inhibe la absorción de glucosa y colesterol. Se encuentra principalmente en el arroz y las frutas. FOLACINA. Ver Ácido fólico.

FORMULA 2 DE CUTTER. Complemento alimenticio. Contiene todos los elementos necesarios para una alimentación balanceada; cada dosis equivale a una comida. FOSFATO. Mineral íntimamente relacionado con el calcio, es una importante fuente de energía pues interviene en el metabolismo de la glucosa; constituyente de un sistema en el riñón para regular la filtración de líquidos. Se obtiene principalmente del queso, avena, lenteja y almendras.

FOSFOLÍPIDO. Grasa bipolar que forma membranas. FRENCH. Medida del calibre de las sondas, el cual equivale a 0.131 milímetros de diámetro.

GASTROSTOMÍA. Ostomía que se practica a nivel de estómago. Puede ser mediante sonda colocada con endoscopía. GLUCÓGENO. Reserva orgánica de glucosa, empleada en las primeras fases de ayuno.

GLUCOSA. Azúcar. Fuente de energía básica para la realización de todas las funciones del organismo. GLUTAMINA. Aminoácido indispensable en estados de enfermedad, ya que estimula la inmunidad y la reproducción celular. Se encuentra principalmente en huevos, carne y leche.

HERNIA HIATAL. Desplazamiento de la unión esófago gástrica, por arriba del diafragma y que provoca agruras. HIDRATO DE CARBONO. Nutrimento fundamental para el ser humano que incluye glucosa y almidones.

HIDROCLORAZONE. Sustancia bactericida con presentación en tabletas que sirve para desinfectar agua, frutas, legumbres y verduras. HIDROSOLUBLE. Soluble en agua, como las vitaminas B1, B2, B6, B12 y C.

HIERRO. Mineral que interviene en la respiración celular, se relaciona con diversos componentes de la sangre, especialmente con la hemoglobina. Se encuentra principalmente en el hígado, carne magra de res, yema de huevo, leguminosas, granos enteros, espinacas, camarones y ostiones. HIPERMOTILIDAD. Aumento de la motilidad de las vísceras huecas, como los intestinos.

HIPERVITAMINOSIS. Administración excesiva de vitaminas que puede ser dañina para el organismo, causando por ejemplo toxicidad, neuropatía periférica por exceso de vitamina B6 o cálculos por la vitamina C. HIPOCLORITO DE SODIO. Blanqueador para ropa que puede usarse como bactericida para desinfectar agua, frutas, legumbres y verduras.

HIPOMOTILIDAD. Disminución de la motilidad de las vísceras huecas. HIPOSMOLAR. Alimento o sustancia con una osmolaridad menor de 300 miliosmoles, que se considera la osmolaridad normal del plasma.

HUEVO. Las personas inmunodeprimidas deben evitar comer los huevos crudos o tibios - pasados por agua - por que pueden estar contaminados de Salmonella avium, Listeria monocytogenes, Versinia, Campylobacter, Aeromas, Vibrio bacillus cereus, Shigela y otros protozoarios y virus; aun los huevos estrellados deben voltearse al freírlos, para que queden bien cocidos. Es muy conveniente lavar muy bien el cascarón antes de romperlo, pues es posible que estén contaminados microscópicamente con materia fecal de la gallina y contener la salmonela. INMUNO ACE. Complemento alimenticio con Beta Caroteno, minerales y vitaminas C y E.

INMUNO C. Complemento alimenticio e inmunorregulador. Contiene própolis de abeja, proteasa y vitaminas A y C. ISOCAL. Complemento alimenticio con un gran número de calorías.

K, VITAMINA. Menadiona. Vitamina liposoluble importante por su acción antihemorrágica por ser factor coagulante de la sangre. Sus principales fuentes se encuentran en las espinacas, acelgas, pápalo, bróculi, col, lechuga, nabo, frutas, cereales, huevos, queso, tocino y germen de trigo. LACTALBÚMINA. Proteína proveniente del huevo de fácil digestión y alto valor biológico.

elocon underliv

Este alimento, pertenece al grupo de las vísceras. A continuación puedes ver información sobre las características nutricionales, propiedades y beneficios que aporta el hígado de vaca a tu organismo, así como la cantidad de cada uno de sus principales nutrientes.

El hígado de vaca durante mucho tiempo ha sido una de las vísceras más populares de la vaca. Aunque este tipo de carne, la encontramos específicamente en los platos que contienen esta parte de carne en particular, el hígado de vaca aporta un número importante de beneficios para la salud. De hecho, el hígado de vaca a menudo es visto como una saludable alternativa a la carne y a otros partes más comunes de la carne vacuna. El hígado de vaca es rico en una serie de minerales, vitaminas y nutrientes. Este alimento tiene la capacidad de satisfacer gran parte de las necesidades de minerales y de nutrientes, tanto en hombres como en mujeres de edad media. Además, el hígado de vaca está siendo constante y reiteradamente inspeccionado para asegurarse de que no está contaminado, por lo que es uno de los trozos de carne más seguros actualmente. Sigue leyendo y descubrirás algunos de los beneficios que nos aporta el consumo regular de hígado de vaca.

El hígado de vaca es uno de las partes de la carne vacuna con menos densidad calórica. Una sola ración de hígado de vaca contiene tan sólo 150 calorías de valor nutricional. Esto la coloca directamente por debajo de la mayoría de las piezas de la carne de vacuno y de otros tipos de carne que se consumen de forma común. Por lo tanto, esto significa que puedes comer hígado de vaca y disfrutar de los beneficios que te aporta, sin la necesidad de preocuparte por las diversas consecuencias calóricas que muchas veces acarrea la ingesta de carne. El hígado de vaca contiene una serie de diferentes nutrientes. En realidad, una ración de hígado de vaca puede satisfacer tus necesidades nutritivas de una serie de diferentes vitaminas y nutrientes para todo el día, tanto para los hombres como para las mujeres. Es decir, el hígado de vaca contiene una carga de cobre, de riboflavina y de las vitaminas A y B12. Todos estos diversos nutrientes y vitaminas son necesarios para el buen funcionamiento de los diversos sistemas del cuerpo. El hígado de vaca puede ayudarte a satisfacer tus necesidades diarias y mantenerte sano.

El hígado de vaca también contiene una cantidad importante de otros nutrientes. Aunque no tenga la capacidad de proveernos de la total dosis diaria recomendada de ellos. El hígado de vaca es rico en proteínas, en tiamina, en vitamina B6 y en muchos otros tipos de nutrientes. En cada uno de estos casos, una sola ración de hígado de vaca te proporcionará aproximadamente la mitad de la ingesta diaria recomendada de esos nutrientes. El hígado de vaca tiene una de las tasas más bajas en grasa que muchos otros tipos de carne. Esto hace que, en general, sea más sano que otras piezas de carne. Sin embargo, al mismo tiempo, también tiene más grasa que algunas otras piezas de carne y que otros animales alternativos. Si quieres una pieza de carne relativamente magra, el hígado de vaca es una buena opción.

El hígado de vaca es un alimento rico en vitamina B12 ya que 100 g. de esta carne contienen 65 ug. de vitamina B12. Este alimento también tiene una alta cantidad de vitamina B9. La cantidad de vitamina B9 que tiene es de 592 ug por cada 100 g.

Con una cantidad de 100 ug por cada 100 gramos, el hígado de vaca también es también uno de los alimentos con más vitamina B7. Esta carne es muy alta en nutrientes. Además de los mencionados anteriormente, el hígado de vaca es también un alimento muy rico en vitamina B6 (0,88 mg. cada 100 g.) y vitamina B5 (7,30 ug. cada 100 g.) y vitamina B3 (17,80 mg. cada 100 g.) y vitamina B2 (2,90 mg. cada 100 g.) y vitamina A (18000 ug. cada 100 g.), zinc (4,80 mg. cada 100 g.) y hierro (6,90 mg. cada 100 g.).

El hígado de vaca se encuentra entre los alimentos bajos en azúcar ya que este alimento no contiene azúcar. Entre las propiedades nutricionales del hígado de vaca cabe también destacar que 100 gramos de hígado de vaca tienen los siguientes nutrientes:

  • 19,50 g. de proteínas.
  • 6,10 mg. de calcio.
  • 0 g. de fibra.
  • 330 mg. de potasio.
  • 14 mg. de yodo.
  • 5,30 g. de carbohidratos.
  • 21 mg. de magnesio.
  • 116 mg. de sodio.
  • 0,29 mg. de vitamina B1.
  • 32 mg. de vitamina C.
  • 1,70 ug. de vitamina D.
  • 0,70 mg. de vitamina E.
  • 33 ug. de vitamina K.
  • 352 mg. de fósforo.
  • 130 kcal. de calorías.
  • 261 mg. de colesterol.
  • 3,38 g. de grasa.
  • 554 mg. de purinas.

Su alto contenido en hierro hace que el hígado de vaca ayude a evitar la anemia ferropénica o anemia por falta de hierro. Debido a la cantidad de hierro que aporta esta carne, hace que este sea un alimento recomendado para personas que practican deportes intensos ya que estas personas tienen un grán desgaste de este mineral.

El alto contenido en zinc del hígado de vaca facilita a nuestro organismo la aslimilación y el almacenamiento de la insulina. El zinc que contiene esta carne, contribuye a la madurez en el desarrollo y ayuda en el proceso de crecimiento, además de ser beneficioso para el sistema inmunitario y la cicatrización de heridas y ayuda a metabolizar las proteínas. Al ser rico en zinc, este alimento también ayuda a combatir la fatiga e interviene en el transporte de la vitamina A a la retina. Al tener mucha vitamina A o niacina, el hígado de vaca previene enfermedades en los ojos, fortalece el sistema inmunitario y tiene propiedades anticancerosas. También por su alto contenido de vitamina A, esta carne también favorece el buen estado de la piel y de las mucosas.

El tomar el hígado de vaca y otros alimentos ricos en vitamina B2, puede ayudar a superar las migrañas y es beneficioso para mantener una buena salud ocular y de la piel. Los alimentos ricos en vitamina B2 o riboflavina como esta carne, también son útiles para mejorar problemas nerviosos como el insomnio, la ansiedad o el estrés. El alto contenido de vitamina B3 del hígado de vaca, hace que sea un alimento beneficioso para el sistema circulatorio. Además, la vitamina B3 o niacina puede ayudar a reducir el colesterol. Por su alto contenido en vitamina B3, esta carne es recomendable para combatir enfermedades como la diabetes, la artritis o el tinnitus.

La vitamina B5 o ácido pantoténico, que se encuentra de forma abundante en el hígado de vaca hace que este alimento sea últil para combatir el estrés y las migrañas. El contenido de vitamina B5 de esta carne también hace de este un alimento recomendable para reducir el exceso de colesterol. La abundancia de vitamina B6, presente en el hígado de vaca y también conocida como piridoxina hace que este alimento sea muy recomendable en casos de diabetes, depresión y asma. Además, la vitamina B6 esta carne ayuda a prevenir enfermedades cardiacas, puede reducir los síntomas del tunel carpiano e incluso puede ayudar en la lucha contra el cancer

La vitamina B7 o biotina, abundante en el hígado de vaca es bueno para mejorar la salud del cabello, las unñas y la piel. Los enfermos de diabetes también pueden beneficiarse tomando esta carne, ya que la vitamina B7 contenida en él, puede ayudar a estabilizar los niveles de azucar en la sangre. El ácido fólico o vitamina B9 del hígado de vaca, hace de este un alimento muy recomendable para su consumo en etapas de embarazo o de lactancia. Esta carne también puede ayudar a combatir los efectos perjudiciales de ciertos medicamentos que absorben la vitamina B9 y puede ayudar a personas alcólicas o fumadores, pues estos hábitos, ocasionan una mala absorción del ácido fólico.

Las mujeres embarazadas o los bebés en estado de lactancia, pueden beneficiarse de los efectos beneficiosos de esta carne ya que el hígado de vaca tiene una alta cantidad de vitamina B12, también conocida como cobalamina. El consumo de esta carne también puede ayudar a personas con problemas estomacales gracias a su alta cantidad de vitamina B12. Por su alta cantidad en colesterol, esta carne no es recomendable para personas que tengan un nivel de colesterol alto en su sangre.

A continuación se muestra una tabla con el resumen de los principales nutrientes del hígado de vaca así como una lista de enlaces a tablas que muestran los detalles de sus propiedades nutricionales del hígado de vaca. En ellas se incluyen sus principales nutrientes así como como la proporción de cada uno. Si buscas una dieta para el hígado estás de suerte ya que en este artículo encontrarás las pautas necesarias para recuperarte de ese problema.

El hígado es el órgano más grande del cuerpo. Es primordial dentro de nuestro sistema digestivo. Algunas de sus funciones vitales son: facilita la digestión de las grasas, filtra la sangre de toxinas y transforma los alimentos en energía.

  • Hepatitis: es una inflamación del hígado. Algunas causas principales son el exceso de alcohol, infección vírica, intoxicación por medicamentos o productos químicos.
  • Problemas de vesícula: inflamación y formación de piedras. Se produce por una dieta en exceso de proteínas animales (carnes, pescado, huevos y lácteos).
  • Hígado graso: acumulación excesiva de grasa en el hígado. Los factores que favorecen su aparición son los radicales libres, diabetes, colesterol, triglicéridos y obesidad.
  • Enfermedad alcohólica hepática: se produce por la ingesta de alcohol de una manera habitual y que puede derivar hacia cirrosis (degeneración crónica de las células del hígado).

Una adecuada dieta para el hígado es imprescindible para la prevención de las enfermedades citadas, así como la desintoxicación de este órgano. También es prioritaria cuando el hígado está afectado para evitar que el daño producido sea mayor. Se han de escoger los alimentos adecuadamente para limpiar el hígado, sobretodo si este está enfermo. Quiero destacar la importancia de una alimentación con productos biológicos para el hígado. La ingesta de productos químicos (alimentación y productos químicos del hogar) es una de las causas fundamentales por las que este órgano se enferma, ya que recordemos que cumple una función imprescindible en el filtrado de toxinas.

  • Frutas y verduras, ya que son más fáciles de digerir. Las proteínas vegetales que provienen de los cereales integrales y de las legumbres, tales como tofu, seitán, tempeh, yogures de soja, miso, bebidas vegetales. Derivados lácteos en poca cantidad como yogur, kéfir, queso fresco y requesón.
  • Las grasas insaturadas como el aceite de oliva virgen, aceite de lino, soja o cártamo. Semillas de sésamo, aguacate, nueces, semillas de calabaza. Utilizar la zumoterapia como desintoxicante, así como los caldos de verduras con apio, col, zanahoria, rábano y nabo. Las algas como grandes eliminadoras de metales pesados del organismo.
  • Zanahoria, alcachofa, escarola, apio, rabanito, espinacas, bardana, remolacha, diente de león, achicoria, berros, uva, manzana, peras, ciruela, cítricos y frutos del bosque. Los ajos y la cebolla. La miel de abeja, avena, picles, chucrut y alimentos fermentados.

Empezamos por el alcohol ya comentado. Los alimentos procesados que contienen gran cantidad de conservantes y colorantes, que después el hígado debe de asimilar. Exceso en el consumo de proteínas de origen animal. Las grasas hidrogenadas como la mantequilla y la margarina. Los productos lácteos enteros.

Los alimentos envasados y precocinados, ya que suelen contener muchas grasas. El freír las grasas o grasas recalentadas. Los pasteles, tartas, galletas, bollería, caramelos y todo tipo de alimentos ricos en azúcares simples, incluidos aquí los edulcorantes artificiales. Se ha de minimizar el consumo de alimentos muy salados como el jamón, la panceta, los embutidos, alimentos en salazón y ahumados. Facilitan la retención de líquidos y pueden dañar el hígado, o si este está enfermo lo perjudican aún más.

bactrim compuesto dosis