El diagnóstico de peritonitis primaria es por exclusión de una fuente intraabdominal primaria de infección. Se realiza siempre con la punción del líquido ascítico, donde tiene un alto valor predictivo para el diagnóstico cuando se obtienen los siguientes datos:1) hallazgo de mas de 500 leucocitos polimorfonucleares por/ml, 2) disminución del ph 32 mg/dl. Debe de practicarse cultivo del líquido ascítico además del análisis bioquímico.

La combinación de neutrofilia con un gradiente elevado entre el pH de la sangre arterial y el líquido ascítico >0.10 o bien la disminución del pH en líquido ascítico tiene una precisión diagnóstica del 91-97 %. Cifras de leucocitos por encima de 10.000/mm3 nos deben hacer pensar en la posibilidad de que la peritonitis sea secundaria. La realización rutinaria de paracentesis diagnóstica en pacientes con ascitis consigue un diagnóstico precoz dela PBE. La PBE del cirrótico debe sospecharse siempre que un paciente cirrótico con ascitis desarrolle fiebre y/o dolor abdominal.

Los pacientes con peritonitis primaria, habitualmente responden dentro de las 48 horas al tratamiento antimicrobiano adecuado, observándose un descenso progresivo del numero de leucocitos del líquido ascítico. El diagnóstico de peritonitis tuberculosa se hace por baciloscopia del líquido peritoneal o por biopsia del peritoneo y el cuadro clínico es de inicio gradual, con fiebre, pérdida de peso, malestar general, sudoración nocturna y distensión abdominal. En este caso se objetivan en la laparotomía o laparoscopia, nodulos diseminados en la superficie peritoneal y epiplon.

Habitualmente la mortalidad oscila entre un 20-40% por la peritonitis primaria en sí, aunque aumenta de manera global por la situación de la propia enfermedad causal de la peritonitis. Los pacientes con PBE del cirrótico han mejorado su pronóstico en los últimos años por 2 causas: 1) Es mejor conocida y se hace por tanto un diagnóstico mas precoz, 2) Las pautas antibioticas son mas eficaces. Los pacientes con peor pronóstico tienen insuficiencia renal, hipoalbuminemia severa, encefalopatía y hemorragia digestiva acompañando al cuadro peritonítico. Debe ir dirigido al agente aislado en el líquido ascítico y/o en sangre. Mientras llegan los resultados de los cultivos, el tratamiento empírico debe cubrir a los bacilos aerobios gramnegativos y a los cocos grampositivos, siendo las cefalosporinas de 3ª generación las mas utilizadas (Cefotaxima 1-2gr/iv/6 o Ceftriaxona 1-2gr/iv/12h).

Cuando se sospecha infección por Staphylococccus aureus debe tratarse con cloxacilina o una cefalosporina de primera generación (cefazolina). Cuando la coloración del gram sea sugestiva de Bacteroides o es evidente la infección polimicrobiana, deben agregarse antimicrobianos con actividad contra B.fragilis y otros microorganismos anaerobios (metronidazol, clindamicina). Una alternativa puede ser la ofloxacino oral (400 mg/12h) o IV (200mg/12h). 4

Debe ocurrir mejoría clínica junto con una declinación significativa en el recuento de leucocitos del líquido ascítico tras 24-48 horas de tratamiento antimicrobiano. La ausencia de respuesta clínica esperada o la persistencia de un recuento elevado de leucocitos en líquido ascítico deben conducir a la consideración de otros diagnósticos. El tratamiento antimicrobiano debe continuarse durante 10-14 dias según evolución clínica. Otro problema que se plantea aquí y debemos afrontar es el porcentaje de recidivas en pacientes con PBE por cirrosis con ascitis. La probabilidad de recidiva es variable, pero en los peores casos puede ser del 23% a los 6 meses, del 39% al año y del 54% a los 2 años. En estos casos se aconseja el empleo profiláctico de norfloxacino (400 mg/d) oral, disminuyendo de forma notoria hasta un 20-30% las recidivas de la PBE, en los casos tratados.

Dr. Jorge Quiroga
Unidad de Hepatología. Departamento de Medicina Interna. Clínica Universitaria de Navarra

La cirrosis es el resultado final de muchas enfermedades hepáticas crónicas. Disminuye el tejido hepático funcionante y aparece fibrosis. El hígado pierde su función y estructura normales y se producen insuficiencia hepática e hipertensión portal. Es la novena causa de muerte en países occidentales.

En nuestro medio, más del 80% de los casos se deben al alcohol (40%) y a la hepatitis crónica por virus C (40%). El resto se debe a hepatitis crónica por virus B, hepatitis crónica autoinmune, cirrosis biliar primaria, colangitis esclerosante, enfermedades metabólicas congénitas familiares como la hemocromatosis (sobrecarga de hierro), la enfermedad de Wilson (sobrecarga de cobre), el déficit de alfa-1-antitripsina y la porfiria cutánea tarda. La esteatohepatitis no alcohólica (asociada a diabetes y obesidad) es una causa cada vez más frecuente. Muy raramente se debe a toxicidad farmacológica y a otras enfermedades muy infrecuentes. Estas enfermedades son progresivas. En muchas el diagnóstico y tratamiento precoces evitan la progresión a cirrosis o detienen su evolución. Por eso es importantísimo saber si una persona tiene una enfermedad hepática crónica con potencial evolución a cirrosis.

Se deben a dos hechos principales: la insuficiencia hepática y la hipertensión portal. La insuficiencia hepática produce, entre otros, fallos en la fabricación de proteínas, en la depuración de sustancias y en el control de la nutrición. Por ello, la cirrosis repercute gravemente sobre todo el organismo. La hipertensión portal se debe a que el hígado cirrótico opone mayor resistencia al paso de la sangre. Como resultado, mucha de la sangre portal que debería pasar por el hígado no lo hace y circula por trayectos venosos anormales con dos consecuencias. Primera, la aparición de varices esofágicas y gástricas que pueden romperse y producir hemorragias muy graves. Segunda, la falta de depuración en el hígado de la sangre procedente del territorio abdominal por lo cual muchas sustancias llegan al resto del organismo en cantidades muy superiores a las normales con múltiples consecuencias nocivas.

En las personas con cirrosis existen dos etapas: una inicial (cirrosis compensada) y otra avanzada (cirrosis descompensada).
En la fase inicial el paciente puede estar asintomático y hacer vida normal. De hecho, hay personas que tienen cirrosis y lo desconocen. Algunos pacientes pasan de esta situación a tener una complicación aguda muy grave que puede comprometer su vida. En otros casos la enfermedad progresa hasta llegar a la fase avanzada en la cual aparece el cuadro florido de la cirrosis, la calidad de vida disminuye y el riesgo de muerte crece. Más del 50% de estos enfermos fallecen en un lapso de 5 años si no reciben un trasplante hepático o se instaura un tratamiento frene la evolución (por ejemplo abandono del alcohol o tratamiento antiviral, según la causa). El diagnóstico se hace por combinación de hallazgos clínicos, analíticos y de imagen y/o por la realización de una biopsia hepática. Una persona puede enterarse de padecer cirrosis por:

  • Hallazgo imprevisto: por alteración de los análisis del hígado o hallazgos anormales en ecografía o escáner en consultas por otro motivo.
  • Por estudio familiar tras identificar una enfermedad hepática hereditaria. Por ejemplo, una hemocromatosis.
  • En el seguimiento de hepatopatías progresivas conocidas. Por ejemplo, hepatitis crónica C.
  • Por síntomas iniciales inespecíficos. Por ejemplo, cansancio o hinchazón de tobillos.
  • Por complicaciones graves. Por ejemplo, una hemorragia digestiva por rotura de varices o encefalopatía hepática.

Las manifestaciones clínicas más importantes de la cirrosis avanzada son las siguientes:

  • Deterioro del estado general: cansancio, falta de apetito y desnutrición con pérdida de masa y fuerza muscular.
  • Color amarillento de la piel (ictericia), aparición de dilataciones vasculares en la piel sobre todo de la cara, tronco y extremidades superiores y facilidad para tener hematomas con golpes mínimos y hemorragias gingivales. A veces se observan venas muy marcadas en la pared del abdomen.
  • Distensión del abdomen por acúmulo de líquido (ascitis) e hinchazón de tobillos y piernas por edemas. El síndrome hepato-renal y la peritonitis bacteriana espontánea pueden aparecer sólo si hay ascitis y el pronóstico es muy grave.
  • Hemorragias digestivas por rotura de varices esofágicas o gástricas, que son muy graves.
  • Alteraciones de la función cerebral con cambios sutiles (mayor torpeza, lentitud de pensamiento) o manifiestas como desorientación alteración de la conducta, somnolencia o incluso coma (encefalopatía hepática).

La cirrosis predispone al cáncer de hígado y más del 90% de los hepatocarcinomas aparecen en hígados cirróticos. Por eso los pacientes con cirrosis deben ser vigilados ya que el diagnóstico precoz de estos tumores permite tratamientos curativos.

Los consejos generales con respecto a las enfermedades hepáticas crónicas son los siguientes:

  • Una persona con enfermedad hepática no debe consumir alcohol. Una persona sana no debe consumir alcohol en cantidades excesivas (60 gramos/día para varones y 30 gramos/día para mujeres sería la cantidad máxima). De modo orientativo, un litro de cerveza tiene unos 40 gramos de alcohol, un litro de vino unos 115 y un litro de whisky o bebida similar unos 320.
  • Seguir las indicaciones con respecto a la vacuna contra el virus B que indique el médico (ya se vacunan todos los niños y en adultos depende del riesgo).
  • Evitar automedicación, especialmente si se tiene una enfermedad hepática.
  • Incluir análisis básicos de hígado (transaminasas, fosfatasa alcalina y gamma-GT) cuando se hagan análisis por otro motivo.
  • Comunicar al médico habitual la existencia de familiares con hepatopatías
  • Si una persona tiene cualquier enfermedad hepática o alteraciones de los análisis del hígado, seguir el programa de revisiones que sus médicos aconsejen.

Si una persona tienen una cirrosis debe ser seguida un mínimo de 2 ó 3 veces al año por sus médicos para prevenir complicaciones, darle el tratamiento adecuado y, en su caso, valorar la posibilidad de realizar un trasplante hepático. Las medidas de prevención y tratamiento de las complicaciones de la cirrosis son complejas y deben ser siempre indicadas por sus médicos. La Cirrosis es la forma como se nombra a la fase más avanzada de daño al hígado, que se caracteriza por una disminución de la elasticidad del mismo, secundario a uno o más factores lesivos como pueden ser infecciones virales (virus hepatitis B, virus hepatitis C), enfermedades autoinmunes, tóxicos como el alcohol, acumulación de grasa o problemas metabólicos, entre otros.

¿Qué síntomas puede presentar? La Cirrosis hepática puede ser asintomática al inicio, si el hígado se encuentra en una fase compensada. Sin embargo, el hígado se puede descompensar ya sea por la evolución natural o por alguna infección o daño intercurrente. Los síntomas de descompensación hepática pueden ser:

• Aumento del perímetro abdominal por acumulación de líquido, así como hinchazón de piernas.
• Problemas para respirar en caso de que se acumule líquido en el tórax.
• Aumento del tamaño de los vasos sanguíneos ubicados en el esófago que en caso de ruptura pueden ocasionar un sangrado profuso.
• Debilidad general.
• Cambio del ritmo natural del sueño con insomnio nocturno y somnolencia diurna.
• Coloración amarillenta de la parte blanca de los ojos o de la piel.
• Presencia de moretones o sangrado espontáneo de encías o nariz.
• Desorientación, confusión o incluso coma en fases más avanzadas. A través de análisis sanguíneos donde se objetiven alteraciones que sugieran a su médico una afectación hepática. Se deberán solicitar las pruebas pertinentes para realizar el diagnóstico de la(s) causa(s) que conlleven a la afectación del hígado.

A través de las pruebas de imagen como la Ecografía abdominal (US), Resonancia magnética (RM) o Tomografía axial computarizada (TAC) se pueden objetivar alteraciones de la superficie o del tamaño del hígado, aumento del tamaño del bazo, aumento de la presión de los vasos sanguíneos venosos o líquido dentro del abdomen (ascitis). La Elastografía de transición hepática (FibroScan CAP ®)) es una técnica no invasiva que permite valorar la elasticidad hepática y la cantidad de grasa acumulada en el hígado. Nos proporciona importante información del grado de fibrosis a nivel del hígado.

La Biopsia hepática puede ser necesaria en algunos casos. Consiste en la toma de una muestra con una aguja de una pequeña porción del hígado. Esa muestra es revisada al microscopio y nos da información de la causa y el grado de daño. El pronóstico depende de varios factores, como serían la causa(s) de la cirrosis hepática, del tiempo de evolución y de si se presentan complicaciones inherentes a la misma o por otras enfermedades coexistentes, siendo la más determinante el hecho de presentar descompensaciones.

Al presentar una cirrosis hepática aumenta el riesgo para el desarrollo de un tumor hepático (hepatocarcinoma), por lo cual su médico le realizará estudios y controles (Ecografía, RM, TAC) para el diagnóstico temprano del mismo. No existe ningún tratamiento que consiga curar propiamente la cirrosis, por lo que el tratamiento irá dirigido principalmente contra la causa inicial de la afectación del hígado para evitar la progresión o incluso en algunos casos para producir una regresión del daño. Otra parte del tratamiento se dirige para evitar o tratar las complicaciones cuando la enfermedad está ya evolucionada como serían la infección del líquido abdominal, encefalopatía hepática (confusión, desorientación o coma) o ruptura de varices esofágicas (hemorragia digestiva).
El tratamiento de rescate para pacientes con daño hepático avanzado (insuficiencia hepática) y cumplan los criterios es el trasplante hepático.

Descriptores DeCS: CIRROSIS HEPÁTICA/diagnóstico; VIRUS DE LA HEPATITIS SIMILAR AC. En la historia natural de la infección por el virus de la hepatits C (VHC) se reconoce el desarrollo de la cirrosis hepática (CH) y la aparición del carcinoma hepatocelular (CHC) como eventos tardíos. 1 Aún en estas fases la enfermedad tiene muy poca expresividad clínica hasta que aparecen los síntomas y signos característicos de la hipertensión portal y la encefalopatía hepática. 2 La cirrosis se desarrolla en cerca del 20 % de los pacientes de 10 a 20 a, después de haber adquirido la infección. 3 Por su parte, la aparición del carcinoma ocurre en el 1 a 4 % de los casos. 4

El tratamiento con interferón alfa en estos pacientes ha resultado ser un tema controversial. Muchos autores consideran a la cirrosis como un estadío final de la enfermedad, por lo que se oponen a una intervención terapéutica ante las pocas posibilidades de alcanzar una respuesta bioquímica sostenida. Los que se encuentran a favor del tratamiento sostienen los beneficios de reducir la actividad necroinflamatoria y en detener el deterioro funcional e histológico del hígado. Un panel de expertos del Instituto Nacional de Salud de los Estados Unidos 5 ha recomendado imponer tratamiento teniendo en cuenta situaciones clínicas definidas. Este trabajo tiene como objetivo presentar los resultados preliminares de la primera experiencia de los autores en la administración de interferón alfa a 2 enfermos con diagnóstico de cirrosis producida por el virus de la hepatitis C.

Paciente 2: Sexo masculino, 45 a de edad, marinero, bebedor habitual, sin antecedentes de exposiciones parenterales declaradas. Presenta episodio de ascitis que cedió al tratamiento con diuréticos. El diagnóstico de cirrosis en ambos se estableció por el aspecto laparoscópico del hígado. 6 La presencia de hipertensión portal se determinó por ecografía, laparoscopia y endoscopia alta. El paciente 2 tenía várices esofágicas grado II según clasificación de Paquet. 7

Para detectar los anticuerpos contra el virus VHC se empleó un sistema ELISA desarrollado en el Centro de Ingeniería Genética y Biotecnología de Cuba 8 (Bio- -Screen anti-HVC, Heber Biotec, La Habana, Cuba). De acuerdo con los hallazgos clínicos y de laboratorio, ambos pacientes fueron incluidos en el grupo A de la clasificación de Child-Pugs.

Se indicó tratamiento con interferón alfa 2b recombinante (Heberón alfa R, Heber Biotec, La Habana, Cuba). Los esquemas empleados fueron los siguientes: primer paciente: 5 x 10 6 UI por vía intramuscular (im), 3 veces por semana durante 12 meses. El segundo paciente recibió 3 x 10 6 UI, por vía im, 3 veces por semana por 12 meses. Se realizaron determinaciones mensuales de aminotrans-ferasas, hemograma, leucograma y conteo de plaquetas para evidenciar los efectos secundarios del interferón. En el enfermo tratado con 3 MU de interferón alfa se produjo normalización de las cifras de ALAT durante los 9 meses. Sin embargo, éstas volvieron a elevarse una vez finalizado el esquema de tratamiento, y mantuvo un carácter fluctuante como ocurría antes de recibir la terapéutica. Los parámetros hematológicos evaluados no sufrieron modificaciones significativas.

minocin y solarium

minocin cuanto vale

minocin eccipienti

Gracias Doctor por las aclaraciones y por la informacion enviada al correo muy amable estaremos en contacto Una buena limpieza del hígado, los intestinos y la sangre, puede mejorar notablemente la salud y tener una buena calidad de vida.
Lo más importante para un buen mantenimiento de la salud, es contemplar “la combinación de los alimentos”.

Tienes toda la razón, además como comento en el artículo en el intestino se acumulan muchas toxinas que si no son evacuadas a tiempo nos van a enfermar, una buena alimentación puede evitar el exceso de acumulación de toxinas y una mayor facilidad para su evacuación. Nerina muchas gracias por el aporte pero me podrias decir que alimentos en este caso se pueden mezclar y que no se debe mezclar gracias

Gracias Doctor y seguire todas sus recomendaciones y llevare una vida mas sana para que mi cuerpo reaccione de una buena forma Mejor que consultaras a un nutricionista que podria estudiar tu caso en particular y personalizar el tratamiento

Gracias a ti por leerme y escribirme, quedo a tu disposición para lo que desees Hola Doctor,
Mi tema es el siguiente, mi pareja tiene exeso de hierro en el hígado, cada vez va más en aumento el hierro en el hígado, está a la espera de una ecografía y otra prueba, ya que también creen que tiene el hígado algo grande ( me supongo que será inflamación o tal vez graso), me gustaría saber que se puede tomar para bajar el exceso de hierro en el higado y así también depurarlo.También se le han quedado unas manchitas amarillas en los ojos, a veces su piel tambien se queda como amarillenta, siente cansancio, fatigas.Me imagino que todo ello se debe a lo mismo.Gracias de antemano.

La Hemocromatosis es una enfermedad que afecta al metabolismo del hierro dando como resultado un exceso de hierro en la sangre y los órganos, pudiendo causar daños óganicos como cirrosis, diabetes, problemas de corazón, etc. Se diagnóstica por un exceso de ferritina, la principal molécula que almacena el hierro en nuestro organismo. La aparición en los análisis e depósitos altos de ferritina indica un nivel de hierro alto.
La prevención es muy importante en los dos casos. Sobre todo debemos cuidar nuestra alimentación, eliminando de nuestra dieta alimentos ricos en hierro y dañinos para nuestros órganos sobre todo al hígado.
Debemos eliminar de nuestra dieta:
• Alcohol.
• Carnes rojas.
• Hígado.
• Pescados o mariscos crudos.
• Controlar la cantidad de Vitamina C ya que esta ayuda a una mejor asimilación del Fe.
• Frutos secos y frutas deshidratadas ej avellanas, almendras, dátiles.
• Legumbres ej lentejas.
• Verduras verdes ej espinacas, berros.
• Hortalizas frescas como la zanahoria.
• Aceitunas.
• Chocolate.
• Miel.
• Cereales (tanto los integrales como los ya envasados para el desayuno) ej germen de trigo, avena, centeno.
Todas las plantas medicinales protectoras y depuradoras del hígado nos vendrán genial, podremos tomarlas en infusión o en tintura: Cardo mariano, Alcachofa, Boldo y Diente de león. Eso si, no debemos tomarlas en grandes cantidades ni un tiempo muy continuado, por el aporte de hierro que tienen estas plantas. De vez en cuando también puede ser aconsejable tomar infusiones de ortiga verde y cola de caballo para depurar y limpiar nuestro organismo y sangre.
Remedios Naturales
En cuanto a dieta, se recomienda reducir el consumo de grasas animales y evitar las grasas parcialmente hidrogenadas. Además de lo anterior, se recomienda aumentar los vegetales y frutas, porque la fibra y los minerales que contienen le hacen bien al hígado.
Vitaminas: Las vitaminas del complejo B ayudan al hígado a funcionar mejor. Tomar una o dos cápsulas al día, de preferencia que la etiqueta diga libres de levaduras. Los aceites Omega-3 lo ayudan a descongestionarse de la grasa. Tomar de dos a cuatro cápsulas al día. Muchas gracias Doctor.
Ah!. Sería bueno que donara sangre?.

Mejor sería que esperaras a solucionar el problema. Hola doctor me pica todo el cuerpo y tengo los ojos brillantes, me salio que tengo un poco alta la bilirrubina, no mucho pero tb un poco alto el colesterol, estuve en tratamiento con antibioticos y otros medicamentos por gastritis, puede ser esta la causa que me hizo mal al higado, no me puse amarillo todavia pero lo que si me preocupa es que tengo mucha picazon cuando termino de comer, hace tres meses q estoy a dieta asi que no como nada como para hacerle mal a mi higado, me puede ayudar?

Lo primero que te aconsejaría es que sigas un tratamiento depurativo, por si tienes el cuerpo cargado de toxinas, creo que con esto vas a notar suficiente mejor, para ello te adjunto unos consejos, si a pesar de ello continuas con las molestias, no dudes en volver a escribirme
Una desintoxicación exitosa
Lo más importante es tomar mucho líquido durante el proceso: agua no carbonatada, tés herbales, y simplemente agua tibia. Es recomendable limitar el fumar y el beber alcohol hasta el mínimo.
Ingesta diaria de líquidos y bebidas apropiadas
De la misma manera que nutrientes importantes son transferidos a las células a través del agua, el material de desecho del metabolismo celular es también eliminado a través de ésta. Por eso es absolutamente necesario mantener el nivel óptimo en la ingesta diaria de líquidos (de 0,3 a 0,4 por cada kilo de peso corporal) para una apropiada limpieza del colon. Es recomendable tomar agua filtrada o agua de grifo blanda (baja en contenido mineral). Deje el agua tratada con cloro reposar un momento antes de usarla. Durante la desintoxicación no es recomendable tomar bebidas carbonatadas, especialmente aquellas que contienen azúcar y químicos (por ejemplo, fosfatos). Fruta y jugos vegetales pueden ser consumidos pero deben estar diluidos con agua, aunque es más beneficioso comer la fruta y los vegetales completos, ya que estos proporcionan fibra, tan necesaria para el colon.
Dieta
El segundo papel más importante lo cumple la dieta. La comida no es solo nutritiva sino que también tiene una función limpiadora. Por eso, debemos dar preferencia a comidas que son ricas en fibra. Estos alimentos retienen agua, que hace crecer su tamaño, lo cual provoca el movimiento de los músculos intestinales. La ventaja aquí yace en que la comida digerida se mueve dentro de los intestinos más rápidamente. Alimentos como granos de legumbres, vegetales, frutas o semillas de lino son excelentes fuentes de fibra natural.
La mayor ingesta de fibra de los alimentos ayuda a librarse de parásitos.
Para que la limpieza interna sea eficaz no deberíamos consumir ningún tipo de víscera (casquería), carne roja, frituras, carne ahumada, azúcar refinada, leche o huevos. Durante este proceso es conveniente comer vegetales de la temporada (por ejemplo, en invierno, patatas, col, col rizada, brócoli, etc.). Por la mañana, deben comerse solo piezas enteras de fruta, masticándolas y ensalivándolas bien. En el almuerzo y en la cena (más allá de las 6 p.m.) se puede tener una comida apropiada comiendo vegetales al vapor, patatas, arroz de grano entero, mijo o trigo sarraceno (siempre combinado con vegetales crudos).
Bacterias lácticas prebióticas
Un cuerpo saludable es un medio en el cual las bacterias presentes en el tracto digestivo viven en interacción dinámica, donde el papel más importante lo llevan a cabo las “amigables” bacterias de la fermentación láctica, que hacen que las bacterias patógenas, que provocan la putrefacción, mueran. También inhiben la transformación de ácidos de la bilis en ácidos de la bilis fecales, que intervienen en la formación de tumores del colon. Asimismo, para asegurar el apropiado funcionamiento del colon, es necesario tomar bacterias lácticas para la fermentación regularmente o cada día.
Los probióticos se encuentran en su forma natural en, por ejemplo, el chucrut (col agria), pepino encurtido, yogures, leches acidófilas o queso cottage.
Hierbas medicinales
Pueden ser tomadas en forma de tés o extractos; son beneficiosas para el funcionamiento del estómago, para la desintoxicación del hígado, de los riñones y de los intestinos, ayudando al proceso de purificación (manzanilla, menta, ortiga, diente de león, ajo de oso, equinácea, bardana, abedul, etc.). El consumo de perejil, ajo, ruibarbo, jengibre y uvas también promueve una limpieza interna. También son buenos para la desintoxicación las hojas de cebada verde, el alga verde Chlorella y el alga Espirulina.
Para restablecer el correcto funcionamiento de los intestinos, lo mejor es usar varias mezclas de tés herbales que favorezcan la desintoxicación. Kleri Tea es una mezcla única libre de cafeína. Está compuesta por once hierbas medicinales especialmente seleccionadas, que se complementan unas a otras en sus efectos. Estas hierbas son: hoja de Senna, flor de manzanilla, semillas de hinojo, hoja de menta, escaramujo, rama de canela, rama de gayuba, raíz de jengibre, semillas de cardo mariano, granadilla, hoja de ajo de oso, saborizante natural de limón. Por ejemplo, la manzanilla a relajar el cuerpo, y lo calma durante la noche. Las semillas de hinojo y las hojas de menta facilitan la digestión durante el sueño. La raíz de jengibre reduce los dolores de estómago y ayuda a aliviar la sensación de hartazgo y de hinchazón, al mismo tiempo que estimula la digestión. Gracias a estos ingredientes, no solo se logra la desintoxicación del hígado, sino que también los riñones y la sangre se purifican.
Kleri Tea también calma el sistema nervioso, lo que lo convierte en una bebida ideal para beber antes de dormir. Una taza diaria durante la desintoxicación asegura una saludable evacuación de los intestinos cada mañana, sin molestias o hinchazón. Usar este té es seguro, efectivo, muy conveniente y ayuda a conseguir regularidad en las deposiciones.
Los microorganismos patógenos y parásitos pueden ser eliminados con la ayuda de hierbas. Algunas de las más potentes a este efecto son: la cáscara de nuez negra, acedera, Artemisia, lapacho, ajo, semillas de calabaza, raíz de helecho macho, clavo de olor en polvo, extracto de semilla de pomelo (toronja), raíz de cúrcuma, etc.
Medidas complementarias
Para hacer más eficaz la eliminación de sustancias dañinas del cuerpo, es bueno estar físicamente activo y tomar duchas, baños y saunas con agua tibia. Un masaje de 4 a 5 minutos al cuerpo en seco antes de tomar un baño también estimula el metabolismo y activa la circulación de la sangre. El objetivo es mejorar la eliminación de impurezas y desechos del cuerpo.
Asimismo, nuestra higiene diaria debería incluir no solo la limpieza de los dientes sino también de la lengua cada mañana. Un suave masaje en la parte superior de la lengua elimina la capa superficial de ésta, al mismo tiempo que estimula la función de todos los órganos del tracto digestivo.
Nos sentiremos mejor y obtendremos mejores resultados de la desintoxicación si descansamos, nos relajamos y eliminamos el estrés de nuestra vida diaria durante el proceso. Hola me interesa mucho obtener una respuesta.
Tengo a mi hijo de 4 años que desde los 6 meses le hacen transfucion de glóbulos rojos.todos los meses hace un tiempo se espasiaron las transacciones osea cada 50 dias..se le llama anemia beta talasemia s. ( drepanositosis) mi preocupación es q hace unos dias le hicieron una resonancia y le salio q tiene exceso severo de hierro en el hígado...quiero saber q tan grave es y qué pasos debo seguir. Cada vez encuentro cosaa nuevas q le pueden suceder a mi hijo y siento que debo hacer mas y no se que hacer.

No soy un experto en la materia, la hemocromatosis hace que el cuerpo absorba y guarde demasiado hierro, habla con tu médico el es quiede orientaros, te mando por correo particular un artículo informativo para ampliar la información. hola doctor, soy Estela Uribe, y me interesó mucho todo lo que leí sobre la comezón …
Llevo al rededor de 2 años buscando solución a este problema, he gastado lo que no se imagina en análisis y pruebas, he visitado dermatólogos, alergologos… etc. Vivo a base de antihistaminicos y antidepresivos (sertralina) ya que tengo una lista enorme de alimentos que mi cuerpo rechaza, mi problema mayor es que mi carrera de Chef se ha visto afectada con todo esto, me pregunto si después de hacer una limpieza como la que describió anteriormente podré volver a disfrutar de la comida como solía hacerlo?
Agradezco la información que generosamente ha compartido y ahora tengo la esperanza de encontrar solución a mi problema.

Las limpiezas te ayudaran y aliviaran pero cuando el sistema inmune no acaba de funcionar bien, siempre aparecerán estos problemas que deberás ir sorteando cuidando la alimentación, haciendo dietas y depuraciones. Hola, es de mucha ayuda todo lo que publican sobre la alimentacion.
Yo tengo una hija de 4 años que hace 3 meses le diagnosticaron HEPATITIS AUTOINMUNE y tiene FIBROSIS LEVE, soy de uruguay y lamenteblemente muchos alimentos que nombran aca no hay, me gustaria saber que tipo de frutas y verduras le podria dar a mi hija, ya que siendo una niña se hace dificil la alimentacion, se pudo acostumbrar a comer sin sal pero a veces no se que darle. Algo que me llama la atencion es que un par de veces ella ha comido maní, castañas, almendras y le ha echo muchisimo mal que le provoco hasta vómitos, podría ser que este tipo de semillas sea malos para el hígado?
Agradezco este espacio ya que para mi es de mucha ayuda, soy nueva en todo esto y sobre la marcha voy aprendiendo.
saludos.

Quien más puede aconsejarte es tu pediatra que es quien conoce mejor a la niña, pero en principio no tiene que haber ninguna restricción alimentaria, esta tiene que ser variada, fresca y con productos de cercanía y de temporada. Buenas Tardes Dr, Feliz Tarde y espero que haya pasado una Linda y Feliz Navidad….tengo a mi hijo de 18 años de edad segun con hepatitis viral A..ya desde el 3 de diciembre aparecio con el color de la piel amarilla y los amarillismo, se le hciieron examenes y salio con la bilirrubina y las transaminansas a millon. mi inquietud y pregunta es que si ya con casi un mes amarillo es normal que sgan las nauceas y vomitos….

Ante la misma enfermedad no todos respondemos igual a los mismos medicamentos, sigue estos consejos,
CUIDADOS NATURALES PARA LA HEPATITIS
Suplementos sugeridos:
Té verde Protege al hígado y ejerce una acción antivírica sobre el hígado. Sus propiedades antioxidantes pueden proteger la degeneración del hígado y ayudar a impedir el cáncer de hígado o la cirrosis( Infusión de una cucharada de planta seca por vaso de agua.
El Hongo Reishi: Reishi es comúnmente utilizado en China para el tratamiento de la hepatitis crónica. En tratamientos de 2 a 15 semanas de duración, el ratio de eficiencia fue de 70,7 a 98,0%. En Japón se ha descrito que el extracto de Reishí es efectivo en tratamiento de pacientes con problemas de hígado. En estudios realizados sobre ratones con hepatitis inducida con tetracloruro de carbono, los extensos daños producidos al hígado fueron significativamente inhibidos por dosis continuadas de tintura de Reishi, promoviéndose la regeneración del hígado.
Antes que todo debemos destacar que la hepatitis es una enfermedad de una gravedad importante por lo que es imprescindible que sea supervisada por un equipo médico.
A continuación vamos a sugerir algunas pautas naturales que ayudaran en forma natural complementaria al tratamiento convencional.
Alimentos recomendados:
1.Frutas
2.Verduras y hortalizas
3.Cereales integrales
4.Pastas integrales
5.Frutos secos
6.Melazas de cereales
7.Aceites de primera presión en frío
8.Pescado azul
Alimentos prohibidos:
1.Huevos
2.Lácteos y derivados
3.Fritos
4.Comidas grasas y procesadas
5.Azúcar refinadas
6.Embutidos
7.Carnes rojas
8.Carnes blancas
9.Embutidos
CONSEJOS:
• -Como complemento es recomendable la Vitamina E 400 UI.
• -El agua de arroz es un tónico general excelente por lo que convendrá tenerla en cuenta si se padece hepatitis.
• -Con el fin de una pronta recuperación se tendrá en cuenta tomar purés de cebada, lo cual nos aportará energía.
• -Hierva una manzana durante 10 minutos en medio litro de agua. Anadir una cucharada de buena miel y el zumo de 1/2 limón. Beberlo en ayunas.
• -Tomar en ayunas el zumo de 1 limón exprimido a sorbitos y con una pajita ayudará a desintoxicar el hígado. Observe su presión ya que el limón puede ocasionar hipotensión.
• -Recuerde que tomar en ayunas cápsulas de echinacea o propóleo notablemente a aumentar las defensas del sistema inmunológico.
• -Beber mucha agua durante el día.
• -Zumos de naranja recién exprimidos (olvídese de los zumos comerciales y compre naranjas frescas).
• -Tomar 60 mg diarios de Coenzima Q10 para aumentar la oxigenación celular, y 1200 mg tres veces al día de lecitina que tiene una gran función de proteger las células hepáticas.
• -Tome un complejo vitamínico B de 50-100 mg al día, de forma sublingual, sin exceder esta cantidad ya que todo este grupo es esencial para el buen funcionamiento del hígado.
• -Empiece tomando 400 IU diarias de vitamina E y aumenta la dosis a lo largo de un mes hasta llegar a 1200 IU, le ayudará por su poder antioxidante.
• -Si existe inflamación recuerde que el aceite de salmón le ayudará a combatirla
La función de las plantas en el tratamiento de la hepatitis se centrará en los siguientes objetivos:
• Plantas desinflamatorias que rebajen la inflamación del hígado enfermo.
• Plantas desintoxicantes o depurativas que ayuden al hígado a eliminar las toxinas del organismo.
• Plantas antivíricas que protegen al organismo contra el contagio.
Cardo mariano: El cardo mariano, por la presencia en sus semillas de un componente denominado silimarina, constituye un remedio para el tratamiento de las enfermedades del hígado, entre las que podríamos mencionar la hepatitis, la insuficiencia hepática y la cirrosis. Actúa sobre las células hepáticas enfermas regenerándolas y tiene un efecto protector al impedir que estas enfermen, por eso resulta muy adecuado en los que beben mucho alcohol ya que les protege contra una posible cirrosis. También es adecuado para eliminar las impurezas que en él se pueden depositar cuando este órgano filtra la sangre contaminada. Su eficacia como antídoto del veneno de la Amanita phaloides ha sido probado al impedir que las toxinas de este hongo destruyan el hígado. (Raíces, tallos, así como el jugo de sus hojas machacadas en la proporción deseada) ( 1 ml de tintura 3 veces al día) (Infusión de una cucharadita de frutos triturados por vaso de agua durante 1/4 de hora. Tomar tres tazas al día durante 1 o 2 meses). (Existen suplementos de silimarina que pueden tomarse de acuerdo a las condiciones del prospecto) Es una planta silvestre comestible cuyas hojas tiernas pueden añadirse a las ensaladas y ejercen una función reparadora de las células del hígado y ayudan a este órgano a eliminar toxinas, lo que resulta especialmente interesante cuando el hígado enfermo precisa esta ayuda.
Alcachofera: Por su contenido en lilimarina, protege al hígado y ayuda a su recuperación en caso de enfermedad hepática. Favorece la función biliar y ayuda a eliminar la necesidad de vomitar. – Los ácidos cafeico, linoléico y oleico intervienen en su poder hepatoprotector y el ácido cafeolquínico y la cinanina son los que que aportan un valor colerético, es decir de estimulación de la bilis.( Infusión de dos cucharadas de hojas secas por litro de agua. Tomar tres veces al día antes de las comidas.) ( Un preparado de jugo de las hojas verdes mezcladas con vino puede servir para el mismo cometido.)
Diente de león Es un buen estimulante de la función hepática y biliar, siendo muy útil en aquellos casos en que se presente hepatitis. Además, siendo uno de los mejores diuréticos, incrementa la producción de orina y depura el organismo de toxinas por lo que ayuda al hígado a realizar su función sin que se tenga que esforzar tanto. (Decocción de 100 gr. de raíces en litro y medio de agua. Tomar tres tazas al día) Es una infusión muy amarga (De hecho a esta planta también se la conoce como amargón) por lo que puede combinarse con las hierbas anteriores o con otras plantas, como la menta, el hinojo o el boldo. Al igual que el cardo mariano, es una planta silvestre comestible cuyas hojas tiernas pueden añadirse a las ensaladas a las que les proporciona un sabor especial, con un toque amargo muy característico.
Infusión mixta para el hígado
• 5 cucharadas de frutos de cardo mariano
• 2 cucharadas de planta entera con raíces de diente de león
• 2 cucharadas de hojas secas de menta piperita
• 1 cucharada y media de frutos de hinojo
• 1 cucharada de frutos de anís
Realizar una infusión con un par de cucharadas pequeñas de la mezcla anterior por vaso de agua. Tomar un par de vasos al día durante mes y medio o dos meses seguidos.
Regaliz Se ha comprobado como la ingestión de productos normalizados con glicerina de la regaliz ejerce una función protectora del hígado, liberándolo de aquellas substancias tóxicas que le resultan perjudiciales, protegiendo y revitalizando sus células. Esta propiedad es útil para tratar enfermedades del hígado, como la hepatitis B. ( 3 comprimidos al día de raíz de regaliz) ( Ver toxicidad en el estudio completo de la planta) Madreselva, Infusión de una cucharadita de flores secas por taza de agua. Tomar un par de tazas al día (Decocción durante 5 minutos de tres cucharadas de hojas secas y una cucharadita de flores secas. Dejar enfriar y tomar un par de vasos al día).
Ajenjo: Se han probado los valores positivos del ajenjo para desinflamar la vesícula biliar y para el tratamiento de la ictericia. Igualmente resulta adecuado para ayudar al hígado en los casos de insuficiencia hepático y para la recuperación de enfermos con hepatitis producida por ingestión de químicos. (Tomar cápsulas de ajenjo de acuerdo al prospecto) No tomar en caso de embarazo, lactancia, gastritis, úlcera ni en dosis superiores a lo normal o prolongadas.
Jengibre: Con propiedades antioxidantes, estimula la bilis y protege el hígado ayudándole a que no se desarrollen tumores cancerosos. Añadir jengibre a las comidas. Doctor, GRACIAS POR SUS ARTÍCULOS DIGAME UNA PERSONA QUE TIENE LOS TRIGLICERDOS ALTOS Y ESTA CON SOBREPESO QUE DIETA DEBE SEGUIR. DESAYUNA AVENA, COME VERDURAS Y FRUTAS Y DE VEZ EN CUANDO COME CARNES.
TUVO PROBLEMAS CON LA VISTA PERO SE HA RECUPERADO.

Tener el colesterol malo y los triglicéridos altos puede desembocar en graves problemas de salud, después de determinado tiempo. Por eso mismo, cuidarse en las comidas (evitando la excesiva ingesta de proteínas de origen animal) y, por qué no, ayudarte con algunos consumos de origen natural, no te vendrá nada mal para regular tus niveles.
Los alimentos que poseen buenos niveles de vitaminas C, E y B6 pueden llegar a resultarte bastante buenos para el colesterol. Es que tienen la facilidad de evitar que se formen placas en las arterias o bien que el colesterol malo se transforme en bueno. También puedes consumirlas en comprimidos.
Además, hay diversos productos de origen natural que tal vez puedan ayudarte en este tema. El aceite de onagra, según dicen, es bueno para convertir el colesterol malo en bueno. La alcachofa, por ejemplo, es buena para el hígado, el organismo encargado de sintetizar el colesterol.
No olvides el ajo, uno de los depuradores sanguíneos más potentes que existen. Consumiendo un diente de ajo partido al medio con un vaso de agua cada mañana, en ayunas, puede que consigas disminuir tus niveles de colesterol y, además, desintoxicar tu torrente sanguíneo. doc muy interasante estos comentarios
mi esposo tiene color amarillo en la piel lo que paso es que le dectectaron unos calculos en el higado y se tomo un purgante de aceite de olivas y los expulso en gran catiad y unos muy grandes
y despues de 20 dias fue que le a dado un dolor en el estomago y luego a cojido este color amarillo doc que debo haser, el no quier ir al medico. lo estoy cuidando en la comida con las dietas que tu recomiendas en este blog

La ictericia, o coloración amarilla de la piel, puede ser un síntoma de afección hepática.
Es una coloración amarillenta de la piel, de las membranas mucosas o de los ojos. El pigmento amarillo proviene de la bilirrubina, un subproducto de los glóbulos rojos viejos.
Síntomas de enfermedades hepáticas
• mala digestión.
• hinchazón en el abdomen.
• náuseas, especialmente después de ingerir comidas grasas.
• coloración amarillenta en ojos y piel (ictericia).
• estreñimiento.
• orina de color oscuro.
• mal aliento y/o lengua con manchas al levantarse por la mañana.
• dificultad para la concentración y memoria.
• fiebre, sudoración, urticaria, erupciones cutáneas y asma.
• frecuentes dolores de cabeza.
• fatiga y síndrome de fatiga crónica.
• baja tolerancia al alcohol y a algunos medicamentos tales como los antibióticos.
Alimentos recomendados para la ictericia
Verduras amargas para la ictericia
Las verduras amargas, como las endibias y las espinacas, tienen un alto contenido en vitamina A, mientras que las endibias son ricas en fibra y aportan numerosos oligoelementos, vitaminas (entre las que destacan la C) y ácido fólico, indispensable para la formación de glóbulos rojos.
Se recomienda el consumo de diente de león por su acción benefactor sobre el hígado y la vesícula biliar.
Es importante consumirlo fresco porque sus virtudes son mucho más efectivas, por lo que se recomienda añadirlo a los ingredientes habituales de las ensaladas.
Las alcachofas ejercen una acción desintoxícante del hígado. La achicoria, junto con el diente de león, se puede tomar en infusión, ya que posee un importante efecto depurativo.
Se recomienda el consumo de verduras amargas, como las endibias y las espinacas. Es aconsejable tomar cada día zumo de zanahoria por su alto contenido en carotenos.
Alcachofas para la ictericia
Las alcachofas limpian y depuran la sangre, estando su consumo muy indicado en caso de padecer hepatitis. También son recomendables para controlar el nivel de azúcar en la sangre.
Advertencia
Se recomienda el rápido consumo de las alcachofas frescas, ya que, en caso contrario, pueden generar sustancias tóxicas. Cuando se cortan las alcachofas frescas, para que no se pongan negras es conveniente rociarlas con zumo de limón. Por otra parte, no se deben consumir alcachofas mientras se está amamantando, ya que el sabor amargo se transmite a la leche materna.
Zumo de zanahorias para la ictericia
Ricas en calcio y vitamina A, los zumos de zanahorias constituyen un potente regenerador de la sangre. También tienen propiedades anticancerígenas. muchas gracias doctor por contestarme.
voy a darle todas estas cosas. te deseo las mas ricas bendiciones de Dios y que te siga dando mucha sabiduría, en todo lo que tiene ver con la medicina.DIOS TE BENDIGA Y TE GUARDE

  • Regula la temperatura corporal.

La vesícula biliar es un órgano con forma de pera situado debajo del hígado que se encarga de almacenar y liberar la bilis, un líquido que produce el hígado para digerir las grasas. Las piedras en la vesícula pueden no generar síntomas ni necesitar tratamiento pero ¿y si causan complicaciones?

Según explica a Infosalus Xavier Calvet, vicepresidente de la Asociación Española de Gastroenterología (AEG), los cálculos en la vesícula son piedras de material duro que en la mayoría de los casos están formadas por colesterol y sólo en casos raros por otros materiales. "Se desconocen sus causas y los factores de riesgo asociados a su desarrollo son la obesidad y el sobrepeso, ser mujer, haber tenido hijos o estar en edad fértil y tener más de 40 años", aclara Calvet que apunta que a pesar de que estas piedras están formadas por colesterol no se deben a los niveles elevados en sangre de este componente.

Calvet señala que la patología es muy frecuente y que no siempre presenta síntomas. "Cuando se descubren a causa de algún otro examen físico, como por ejemplo una ecografía del riñón, se prefiere no intervenir y seguir un tratamiento conservador ya que rara vez existe riesgo de complicaciones", apunta. Cuando existen síntomas vagos que no pueden ser atribuidos con claridad a los cálculos, el especialista recomienda no actuar sobre ellos ya que podrían tener otro origen y empeorar el curso de otro trastorno existente.

Los síntomas y complicaciones que indican la necesidad de intervenir los cálculos biliares son el cólico hepático, caracterizado por dolor intenso debajo de las costillas en el lado derecho que puede acompañarse con nauseas y vómitos; la inflamación de páncreas (pancreatitis) al obstaculizar el flujo de enzimas digestivas del páncreas; o la obstrucción biliar, que impide que la bilis drene de forma adecuada y que da lugar a que la piel tome una tonalidad amarillenta (ictericia). Para su diagnóstico Calvet señala que el método más fiable y económico es la ecografía abdominal, aunque se pueden emplear otras técnicas más específicas cuando existen complicaciones como la afectación pancreática.

En cuanto a su prevención, el especialista indica que sólo se puede actuar sobre el factor de riesgo del sobrepeso o la obesidad y seguir un estilo de vida que asegure nuestra calidad de vida y salud a través del control del peso, la eliminación de tóxicos como el tabaco o el alcohol e integrar la actividad física en el día a día. El tratamiento en caso de complicaciones asociadas a los cálculos es la extirpación de la vesícula biliar a través de una intervención que se denomina colecistectomía y que se realiza por vía laparoscópica, lo que disminuye las molestias, dolor o posibles complicaciones con respecto a una cirugía abierta.

El hígado es el encargado de producir la bilis que se encarga de almacenar y liberar la vesícula biliar cuando comienza la digestión para participar en el proceso de descomposición y asimilación de las grasas. Tras la extirpación de la vesícula, el hígado libera la bilis al intestino, lo que en un porcentaje muy pequeño de las personas intervenidas puede dar lugar a diarrea. La intervención en sí dura menos de una hora y Calvet aclara que existen pacientes en los que el procedimiento puede realizarse incluso a nivel ambulatorio aunque por lo general suele suponer un ingreso de dos o tres días a lo sumo.

"Al igual que sucede con la extirpación del apéndice, la persona que pasa por una intervención para eliminar la vesícula y con ello las piedras que ocasionan la obstrucción puede hacer vida normal", aclara Calvet, que apunta que se llevan años realizando estas intervenciones con buenos resultados y sin complicaciones para los pacientes.

  • falta de apetito;
  • debilidad al mamar;
  • llanto agudo;
  • episodios en los que el tono muscular alterna entre la rigidez y la flaccidez;
  • convulsiones;
  • coma, que puede terminar en la muerte.
  • durante enfermedades o infecciones;
  • falta de apetito;
  • fiebre;
  • cambios en la conducta o la personalidad;
  • dificultad para caminar o problemas de equilibrio.
  • cetoaciduria de cadena ramificada
  • deficiencia de alfa-ceto deshidrogenasa de cadena ramificada
  • deficiencia de BDKD
  • enfermedad de jarabe de arce
  • deficiencia de BCKD
  • Cetoaciduria de cadena ramificada intermitente
  • Cetoaciduria de cadena ramificada intermedia
  • MSUD sensible a la tiamina
  • MSUD Tipo 1B
  • MSUD Tipo II

CLIMB (Children Living with Inherited Metabolic Disorders)
http://www.climb.org.uk El folleto fue actualizado en el: 4 de septiembre de 2014

Enfermedades y trastornos relacionados con el Aparato Digestivo La insuficiencia hepática ocurre cuando la función del cuerpo del hígado disminuye drásticamente. La insuficiencia hepática puede dar lugar a la amarillez en la piel (ictericia), náuseas, vómitos, sensibilidad en el abdomen y malestar general.

En la mayoría de los casos, los pacientes con insuficiencia hepática se les recomienda generalmente un trasplante de hígado. Mientras se espera el transplante, o para los síntomas de insuficiencia hepática, una dieta especial deben cumplirse estrictamente a fin de mantener una razonable calidad de vida. La ingesta protéica

pastillas minocin 100

gracias por esta pagina encontre recomendaciones muy utiles para esta enfermedad ya que mi papa la padece. escrito el December 17th, 2007 at 11:13 am

  • 3 El January 9th, 2008, Betinidia dijo: Es un excelente artìculo. Tengo un amigo al que le acaban de diagnosticar cirrisis de higado por tomar mucha medicina y creo que será muy bueno para el saber que puede hacer para mejorar su salud. Gracias

    escrito el January 9th, 2008 at 2:41 pm

  • 4 El January 31st, 2008, irma dijo:

    me da mucho gusto que esta pagina exista, ya que aunque me siento deprimida, por que mi hijo tiene hepatitis autoinmune y gracias a sus consejos me siento optimista de que todo va a salir bien
    muchas gracias. escrito el January 31st, 2008 at 12:25 pm

  • 5 El April 20th, 2008, jose villaseñor dijo: gracias por su pagina tengo problemas en el higado y su informacion me esta ayudando mucho a organizar bien mi dieta y estoy recabando informacion para tomar algunos tees

    escrito el April 20th, 2008 at 8:12 pm

  • 6 El May 2nd, 2008, Mirtha dijo:

    gracias por las informaciones soy de Paraguay y solo quiero que me aclaren si las semillas de la papaya hay que molerlas secas aqui se llama mamon escrito el May 2nd, 2008 at 10:04 am

  • 7 El August 17th, 2009, karina dijo: hola soy karina de argentina estuve viendo esta pagina y la verdad me esta ayudando mucho.tengo a mi papa con cirrocis lo que quiero saber por favor es que me expliquen como tengo que preparar la papaya y que cantidad hay que darle por favor
    sean amablres de responderme gracias. estoy preocupada por la salud de mi papa

    escrito el August 17th, 2009 at 6:26 pm

  • 8 El August 16th, 2011, olga caballero dijo:

    gracias por estos remedios …y si es cierto cuando uno descubre esto vuelves a tener ezperanzas de la vida….solo que necesito que me digan del remedio de las zanahorias remolachas pepino y espinacas por cuanto tiempo ay que tomarlo o por favor envieme mas informacion tambien de las semillas de calabaza…tienen que estar frescas o secas..gracias x toda su ayuda escrito el August 16th, 2011 at 8:51 pm

  • 9 El August 30th, 2011, MARIA dijo: grasyas, por estos consejos los voi a seguir a el pie de la letra en el nombre de jesus,,es para mi mama que le diagnosticaron sirrosis epatica, me ha sido de suma importanccia, pues ni idea de que haseren casos como este,, gasias mil, y que dios los bendiga

    escrito el August 30th, 2011 at 7:01 pm […] varios remedios caseros para limpiar el hígado que te pueden ser de gran utilidad, entre ellos las semillas negras de papaya que son beneficiosas […]

    escrito el August 1st, 2013 at 10:55 am

  • 11 El September 22nd, 2013, MERY BERMEO dijo:

    sigan enviando mas recetas que son muy buenas escrito el September 22nd, 2013 at 2:15 pm

    […] varios remedios caseros para limpiar el hígado que te pueden ser de gran utilidad, entre ellos las semillas negras de papaya que son beneficiosas […] Las células del hígado lesionadas o dañadas conducen a la formación del tejido cicatricial no funcional dentro del hígado. La condición se llama ‘cirrosis hepática’. El tejido hepático sano es reemplazado por el tejido cicatricial gradualmente durante la cirrosis. La cicatrización del hígado es causada por las lesiones a largo plazo o el daño a las células hepáticas, lo que produce la pérdida de la función hepática. La cirrosis del hígado en la etapa 4, indica la etapa avanzada de la enfermedad. El hígado juega un papel importante en la digestión y la desintoxicación. La cirrosis afecta gravemente a la función del hígado. Desafortunadamente, la cirrosis hepática no se puede invertir. El tratamiento para la prevención implica sólo la progresión adicional de la enfermedad.

    Etapas de la cirrosis hepática.

    1. Durante la etapa inicial de la cirrosis, el cuerpo normalmente no presenta ningún síntoma. Se observan los síntomas como la boca seca, la fatiga, la ictericia y se nota la ampliación de la zona superior del estómago. También, a veces, se experimenta la sensación de picor. Estos síntomas indican un problema en la función hepática. La inflamación del hígado y la formación de tejido anormal en el hígado, pueden ser detectados con la ayuda de las pruebas médicas apropiadas. Sin embargo, la progresión de la enfermedad y el deterioro de la función del hígado es muy lenta. Una biopsia ayuda a determinar el avance de la enfermedad. La etapa inicial de la cirrosis del hígado se llama ‘fase compensada “, ya que el cuerpo ha conseguido compensar con éxito y por sí solo todas las deficiencias, que se producen por un mal funcionamiento del hígado.
    2. Durante esta etapa, los tejidos anormales desarrollados en el interior del hígado se transforman en bandas rígidas de los tejidos conectivos. Este proceso se conoce como la fibrosis. La fibrosis y la inflamación del hígado se propagan y afectan a las venas y las regiones circundantes.
    3. A medida que avanza la enfermedad, todas las bandas tiesas comienzan a mezclarse las unas con las otras. Esto conduce a la ampliación de las zonas afectadas. La interrupción de las funciones del hígado es generalmente observada durante esta etapa, ya que la persona experimenta la incapacidad para digerir las grasas. La deficiencia de las vitaminas se puede notar también debido a problemas en la absorción de las vitaminas solubles en grasa.
    4. La etapa final de la cirrosis hepática, se conoce como la etapa de la cirrosis descompensada. Esta etapa es la más temida. El trasplante hepático es la única opción de tratamiento para los pacientes en la etapa descompensada. El empeoramiento de todos los síntomas, se observa durante estas etapas.

    Los síntomas de la cirrosis hepática:

    • La fatiga.
    • La sed extrema.
    • Una capa gruesa sobre la superficie dorsal de la lengua.
    • La anorexia.
    • Las náuseas.
    • La distensión abdominal.
    • El dolor sordo en el área del hígado.
    • Los lunares araña.
    • La contracción del hígado.
    • La ictericia.
    • El intenso prurito en la piel.
    • El edema.
    • La ascitis.
    • Las palmas hepáticas.
    • La fiebre baja.
    • La fatiga severa, el cansancio, la somnolencia inusual.
    • La pérdida del apetito.
    • El dolor del estómago y los calambres.
    • La fácil aparición de los moretones y el sangrado (especialmente en la región abdominal).
    • La confusión, la dificultad en el habla.

    La esperanza de vida con la cirrosis hepática.
    La cirrosis del hígado en la etapa 4 puede dar lugar a graves complicaciones de la salud, como la hipertensión portal, el agrandamiento del bazo, el endurecimiento del hígado, la disfunción renal y la acumulación de líquidos en el cuerpo. La pérdida de la masa ósea y una disminución en la densidad ósea se pueden notar también. Durante a la función hepática deteriorada, el organismo pierde su capacidad de desintoxicarse, lo que conduce a la concentración de las toxinas en el cuerpo. Esto dá lugar a la confusión severa, incluso el coma.

    En este mundo moderno, la cirrosis hepática es la tercera causa de muerte después de las enfermedades cardíacas y el cáncer. Hay muchos tipos de cirrosis, basadas en las causas. La cirrosis alcohólica tiene el peor pronóstico, cuando se compara con la cirrosis biliar primaria o la cirrosis inducida por la hepatitis. La esperanza de vida de la cirrosis puede ser alrededor de 15 a 20 años, si la cirrosis es detectada durante una etapa temprana. Si la enfermedad se detecta en la segunda etapa, la esperanza de vida será aproximadamente de 6 a 10 años. Los pacientes en las primeras etapas pueden optar por las últimas opciones de tratamiento, como el trasplante de hígado, las medicinas de ultima generación, etc. Si la cirrosis se diagnostica durante la última etapa, entonces la esperanza de vida será de aproximadamente de 1 a 3 años, dependiendo de la salud general del paciente, la disponibilidad de las tecnologías avanzadas del tratamiento, la gravedad de los síntomas, etc. La cirrosis hepática no tiene un inicio repentino, se necesitan años de daño para producir las cicatrices perjudiciales y muchos años de abusos para que el hígado deje de funcionar por completo y pasar por alto las condiciones subyacentes y la condición mortal. El tratamiento de la cirrosis puede ayudar a detener o ralentizar la progresión de la enfermedad. Durante la cuarta etapa de la cirrosis hepática, la insuficiencia hepática y otras complicaciones de la salud, pueden conducir finalmente a la muerte de la persona. Ahora que usted sabe, cómo la cirrosis del hígado y la muerte están estrechamente relacionados, no es necesario explicar la importancia de una prueba médica de rutina en su vida. Las pruebas de rutina ayudan a controlar la función del hígado y ayudarán a detectar un problema en una etapa temprana. La cirrosis, generalmente, se detecta durante las pruebas realizadas por algunos problemas de la salud. Un examen semestral de rutina puede ayudar a mejorar las posibilidades de la detección de la cirrosis en una etapa temprana.

    La cirrosis es la cicatrización del hígado causada por el daño continuo de este órgano a largo plazo. Cada vez que su hígado se lesiona trata de repararse a sí mismo. En el proceso, se forma tejido cicatricial.

    El tejido cicatricial reemplaza el tejido sano en el hígado y evita que el hígado funcione correctamente. La cirrosis puede ser fatal si falla el hígado. Sin embargo, por lo general toma años para llegar a esta etapa y el tratamiento puede ayudar a prevenir su progresión.

    La cirrosis es causada por enfermedades crónicas del hígado (a largo plazo) que dañan el tejido hepático. Puede tomar muchos años para que el daño del hígado conduzca a la cirrosis. El alcoholismo crónico

  • dynacin minocin


    para q sirve el minocin

    Vesícula biliar Con el paso de los años la vesícula biliar tiene una bilis más rica en colesterol y presenta una menor capacidad de contracción con el estímulo de la comida (la vesícula biliar se estimula con las comidas, contrayéndose y vaciando su bilis al intestino para colaborar en la digestión de los alimentos). Estas modificaciones explican la mayor presencia de cálculos biliares en las personas de edad.

    El páncreas de las personas mayores, aunque acumule grasa y tejido fibrótico (que no tiene función alguna en el organismo), no altera su funcionamiento. La reserva funcional de este órgano es fantástica.
    Tubo digestivo

    En general, muchos aspectos fundamentales de la anatomía y la fisiología (función) del tubo digestivo no se alteran o lo hacen mnimamente. Por ejemplo, sabemos que la capacidad de las células del intestino delgado, tanto las que producen enzimas para la digestión de lo que comemos, como las que intervienen en la absorción (paso a la sangre) de los productos de la misma, es tan grande que no suele alterarse incluso en personas muy ancianas. Las alteraciones del funcionamiento del tubo digestivo (como sucede también con el hígado) se deben más al estilo de vida (tabaco, alcohol, tipo de alimentación, etc.), a enfermedades crónicas que pueda padecer el anciano (del corazón, pulmón o circulación, diabetes) y a la toma de medicamentos de forma prolongada que a los propios años. En los ancianos es lógico que la toma de múltiples medicamentos sea más frecuente que en las personas jóvenes, medicamentos que pueden no sólo interactuar, sino también aumentar las molestias y enfermedades ya presentes, así como provocar nuevos síntomas: estreñimiento, diarrea, falta de apetito, reflujo de ácido al esófago, o alteraciones del hígado y del páncreas.

    Investigaciones recientes realizadas en personas mayores han demostrado únicamente la existencia de un pequeño menoscabo en el sistema de protección del estómago, así como en la capacidad de eliminación del ácido que alcanza el esófago (mecanismo de defensa del mismo). En cambio, sí existen mayores alteraciones en la motilidad (movimiento de propulsión o progresión del bolo intestinal) del intestino grueso. También disminuye la capacidad del sistema inmunitario (de defensa), que puede modificar el curso de algunas enfermedades del tubo digestivo. En cambio, hasta el momento presente no se ha podido demostrar científicamente que la llamada tercera edad determine por sí sola una disminución de la secreción del ácido y del vaciamiento del estómago, así como del tránsito (progresión de los alimentos) del intestino delgado. Por último, los investigadores no se ponen de acuerdo sobre la influencia de la edad en e funcionamiento del esófago. En este sentido, estudios recientes han comprobado que el esfínter (a modo de válvula) situado entre el esófago y el estómago no se altera con la edad, en cambio parece que se debilita el esfínter que existe entre la faringe y el esófago. Por último, ha de saber que las molestias digestivas no son necesariamente una manifestación de la vejez.

    Hoy en día, el poco tiempo que tenemos para alimentarnos bien a causa de todas las actividades diarias, nos remite a las comidas rápidas, como hamburguesas o papas fritas. Y es que el tiempo no alcanza, muchas veces, para sentarnos a la mesa a disfrutar de una comida saludable y balanceada. Sin embargo, todo ello nos ocasiona males como el hígado graso. ¿No te ha pasado?, vamos a constantes eventos sociales con familiares o amigos, comemos un antojito que te haya provocado, o somos víctimas de la terrible invasión publicitaria con que nos bombardean en la TV. Todo ello hace que consumamos alcohol en cantidades no moderadas. El consumo de alcohol es cada vez más fecuente y la edad en la que las personas comienzan a experimentar con alcohol es cada vez menor. Por ejemplo, en Argentina los jóvenes consumen alcohol desde los 14 años.

    Son estos y muchos otros factores los que dañan el funcionamiento de nuestro organismo. Son miles las enfermedades que nos afectan en la actualidad y todo por los malos hábitos; enfermedades como los infartos, por el alto consumo de grasas, o la cirrosis, por la ingesta de alcohol no moderada, son algunas de ellas. Los malos hábitos alimenticios son los que producen el hígado graso y el sobrepeso

    Las enfermedades al hígado son muy comunes en la actualidad y no solo hablamos de la hepatitis viral, sino del hígado graso, sobre lo cual comentaremos un poco para liberar las dudas que nos asaltan cuando pensamos en este mal. El hígado cumple funciones tan numerosas y esenciales que se le ha dado en llamar el “laboratorio del hombre”

    El hígado cumple tantas funciones químicas esenciales para nuestro funcionamiento que se le ha dado en llamar el “laboratorio humano”. Sin él no podríamos subsistir. Este órgano se encarga de purificar la sangre, ayuda al cuerpo a utilizar los alimentos como nutrientes y a digerir las grasas por medio de la bilis, almacena vitaminas y minerales, entre otras funciones necesarias. Cuando el hígado no funciona correctamente, se producen ciertos problemas, como el hígado graso. Este problema es causado por la mala alimentación, la obesidad, la diabetes, la desnutrición en proteínas y el elevado consumo de alcohol durante la vida.

    ¿Cómo detecto si tengo hígado graso? Pues, las únicas maneras de detectarlo son mediante exámenes de sangre (para evaluar el nivel de transaminasas), ecografías (para determinar el brillo del hígado; mientras más brille, más enfermo está) y biopsias hepáticas. Este último punto es necesario para saber el grado de padecimiento en el que se encuentra el hígado. Solo un examen médico podrá detectar anomalías en tu jígado, visita regularmente al doctor

    ¿Y hasta qué punto pude padecer mi hígado? El grado más severo al que puede derivar un hígado graso es a la cirrosis -o cáncer hepático-. Es por ello que deben hacerse biopsiaspara determinar en qué grado se encuentra el hígado graso; si existe fibrosis se deben realizar tratamientos más severos, ya que del hígado fibroso es de donde resulta la cirrosis en un mayor porcentaje. ¿Hay tratamientos para prevenir el hígado graso? Sí los hay, pero esto depende mucho de nuestra fuerza de voluntad y de la buena alimentación. Evitar el consumo excesivo de alcohol, el hambre, la falta de proteínas en nuestra dieta diaria y las grasas en demasía nos pueden ayudar a prevenir el tener un hígado graso.

    Pero no solo eso, hacer deporte regularmente le hará un gran favor a tu hígado. Quemar las grasas, las toxinas, purifica la circulación de la sangre, nos hace sentir mejor y producimos más hormonas beneficiosas para la salud. Con el ejercicio también bajamos el colesterol malo y finalmente, combatimos el hígado graso. Haz ejercicio, el movimiento vigoroso quema grasas, toxinas y mejora la circulación de la sangre beneficiando a nuestro hígado

    ¿Existen tratamientos para curar un hígado graso? Lamentablemente, no. El hígado graso no se cura, pero se puede tratar de “desacelerar” el proceso de la patología. No consumir alcohol, hacer ejercicios y tener una dieta balanceada son algunas de las recomendaciones. El consumo de Vitamina B7, también llamada Colina o Vitamina J, ayuda a que la grasa no se acumule ni se deposite en el hígado. Órgano con funciones esenciales para el cuerpo: 1) fabrica la bilis, necesaria para la digestión de las grasas; 2) metaboliza y neutraliza sustancias tóxicas: alcohol, toxinas de la sangre, fármacos, etc.; 3) almacena vitaminas y glucógeno.

    El hígado está situado en la parte superior derecha de la cavidad abdominal, parcialmente por delante del estómago. Es la víscera de mayor tamaño del cuerpo. Tiene una superficie granulada, es de color rojizo y pesa unos 1500 g. El tejido hepático está compuesto de pequeños lobulillos, formados por hepatocitos (células hepáticas) que rodean una vena. do El hígado tiene una importante función metabólica. A parte de intervenir en la regulación y transformación del azucar, grasa y proteínas, también es el principal centro desintoxicador de nuestro cuerpo, transformando muchas sustancias.

    no Las semillas del cardo mariano contienen una sustancia llamada silimarina que facilita la regeneración de las células hepáticas dañadas por toxinas, a la vez que las protege de futuras agresiones y ayuda al hígado a eliminar toxinas del. ro Al considerar la cantidad de hierro que tienen los alimentos es importante tener en cuenta que el hierro procedente de la carne y el pescado se absorbe mucho más fácilmente que el hierro procedente de los alimentos vegetales. En los.

    co La hepatitis vírica es una infección en el hígado causada por un virus. Es una enfermedad caracterizada por una inflamación del hígado y una progresiva destrucción de sus células. Hay 5 tipos de virus causantes: A, B, C, D, E. Excepto la. is Las metástasis son tumores malignos desarrollados en otras partes del cuerpo a partir de células cancerígenas desplazadas del tumor primario de origen. El 90% de las muertes por cáncer son debidas al desarrollo de metástasis y no a causa.

    ina Libro del Dr. Mario Schwarz que aborda de forma práctica y didáctica los temas fundamentales de la Medicina Tradicional China. Capítulos del libro: 1.- La filosofía de la Medicina Tradicional China 2.- Yin Yang 3.- Los cinco elementos. ano Cardo mariano ('Silybum marianum') Sustancias que contiene: Flavonoides, silimarina. Partes útiles: Frutos secos (semillas) Propiedades: Protector del hígado, excelente remedio contra las afecciones hepáticas. Reduce la inflamación del.

    A La vitamina A o retinol es una vitamina liposoluble que se puede absorber proformada de alimentos de origen animal, como los huevos, los productos lácteos y el hígado. También se sintetiza en el organismo a partir del pigmento betacaroteno. as En los niños, pero a veces también en los adultos, pueden aparecer en las uñas unas manchas blancas de aspecto nebuloso. Estas señales blanquecinas nacen en la raíz de la uña y se amplian hacia fuera a medida que la uña crece. Médicamente se.

    co Se llama ictericia a la coloración amarilla de la piel, fluidos corporales o mucosas, causado por la acumulación de bilirrubina (más de 2,3 mg/dl). La bilirrubina proviene mayoritariamente de la degradación de la hemoglobina de los glóbulos. B ¿Qué es la hepatitis B? La hepatitis B es una enfermedad que afecta la hígado. Cuando una persona adulta se contagia con este virus, la infección puede evolucionar de dos maneras distintas: 1.) En la mayoría de los casos el organismo.

    as Conviene hacer una vez al año (preferiblemente en invierno) una breve dieta de depuración del organismo, a fin de que el cuerpo elimine las toxinas que haya acumulado. Se trata de desintoxicar el hígado, la piel, los riñones y el intestino. Los. B2 La vitamina B2 o riboflavina participa en muchos procesos metabólicos, como la respiración tisular, la desintoxicación hepática, el mantenimiento de las vainas de mielina de las neuronas, etc. Ayuda al crecimiento y beneficia a la.

    12 La vitamina B12 o cobalamina participa en la formación de glóbulos rojos y en el crecimiento de los tejidos, especialmente en los de desarrollo rápido. Su déficit da lugar a la 'anemia perniciosa', que se caracteriza por el cansancio y la. Boj Boj ('Buxus sempervirens') Sustancias que contiene: Un alcaloide llamado buxina. Parabuxina. Taninos. Partes útiles: Corteza de la raiz y hojas Propiedades: Febrífugo. Antirreumático, empleado en reumatismos crónicos, artritis y gota.

    12 Un equipo de investigación dirigido por el Dr. Pere Joan Cardona, de la Unidad de Tuberculosis Experimental del Hospital Trias i Pujol de Badalona, ha efectuado ensayos clínicos de una vacuna contra la tuberculosis latente. La ventaja de esta. El dolor probablemente, es el síntoma que se observa con mayor frecuencia en personas con problemas gástricos Las características de éste: localización, intensidad, irradiación a otras zonas, momento de aparición durante el día, relación con la ingesta, factores que lo incrementan o lo calman, síntomas acompañantes, etc., etc., nos podrán orientar hacia el origen de dicho dolor y nos indicarán la conveniencia o no de consultar con nuestro médico. Un dato esencial es la edad: por encima de los 40-45 años es más frecuente encontrar enfermedades orgánicas graves, por lo que dicha edad marca como una barrera a la hora de que el médico pida exploraciones específicas para estudiar con mayor profundidad a cada paciente y descarte la existencia de procesos serios. Cuando el dolor se acompaña de pesadez, distensión abdominal con flatulencia, se alivia al defecar o se asocia con estreñimiento o diarrea alternantes y es intermitente o alterna con días o semanas sin molestias, es muy probable que su origen sea funcional (dispepsia funcional) y esté en relación con un estómago con poco tono (hipotonía gástrica) o que se vacía lentamente, con un transito intestinal lento, etc. Con frecuencia esta dispepsia funcional se asocia con una alteración en el funcionamiento del intestino grueso o colon llamado síndrome del intestino irritable. Pero cuando el dolor nos despierta por la noche, se prolonga de forma mantenida durante semanas o meses y se acompaña de vómitos, náuseas y pérdida de peso con deterioro del estado general (cansancio, decaimiento. ) probablemente nos encontremos ante enfermedades orgánicas y es muy conveniente consultar cuanto antes. Probablemente, y dependiendo de los síntomas y en los mayores de 40-45 años, seremos estudiados mediante diferentes métodos diagnósticos: análisis de sangre, orina y heces (estudio de sangre oculta), radiografías de tórax y abdomen, ecografía abdominal o tomografía computarizada (TC o Scanner) y endoscopia (gastroscopia y/o colonoscopia) o estudios radiológicos con contraste (tránsito esófago-gastro-intestinal y/o enema opaco). Por desgracia, los síntomas no son muy específicos a la hora de apoyar un diagnóstico u otro, por lo que deben basarse en la realización de las pruebas diagnósticas arriba indicadas para confirmar si se trata de patología orgánica o funcional. Síntomas de gastritis, úlcera gástrica y cáncer gástrico que son indiferenciables e incluyen cualquiera o ninguno de los siguientes:

    *Sensación de plenitud durante o al final de la ingesta. *Sensación de distensión abdominal tras la ingesta.

    minocin y el acne

    pastillas minocin acne

    TITULO ORIGINAL: Molecular Mechanism of Alcoholic Fatty Liver CITA: Indian Journal of Pharmacology 44(3):299-303, Jun 2012

    MICRO: El etanol interfiere con numerosos procesos, tales como la oxidación de los ácidos grasos, la acumulación de triglicéridos en forma de gotas de lípidos y el transporte de las lipoproteínas de muy baja densidad. La mejor comprensión de los mecanismos que participan en la esteatosis hepática asociada con el alcohol, un factor de riesgo importante de cirrosis, permitiría crear nuevos agentes terapéuticos. En todo el mundo, la enfermedad hepática inducida por el alcohol (EHIA) es un problema importante en términos de salud pública; probablemente, la EHIA sea la principal causa de muerte en los individuos que consumen cantidades excesivas de alcohol y explica un 3.8% de la mortalidad global. El hígado graso o esteatosis hepática representa el primer estadio de la EHIA; el espectro de la enfermedad incluye la esteatosis hepática, la esteatohepatitis alcohólica (EHA), la fibrosis hepática y la cirrosis. La esteatosis se caracteriza por la acumulación excesiva de grasa en las células hepáticas; el trastorno puede revertir cuando se interrumpe el consumo de alcohol. En la EHA, se observan hígado graso, infiltrados inflamatorios, esencialmente con neutrófilos, y daño hepatocelular. La EHA puede evolucionar a la fibrosis hepática pericentral y perisinusoidal, asociada con depósitos de colágeno y puentes fibrosos. Estos cambios preceden la aparición de los nódulos de regeneración y la cirrosis. En la cirrosis, el parénquima hepático normal es reemplazado por bandas fibrosas gruesas y nódulos regenerativos; las consecuencias clínicas incluyen la hipertensión portal y la insuficiencia hepática.

    La prevalencia de EHIA está determinada por factores genéticos y ambientales; sin embargo, el riesgo de EHIA depende, en gran medida, de la cantidad de alcohol consumida y de la duración del hábito. Aun así, este factor no es suficiente para que se produzca EHIA y, de hecho, solo uno de cada 5 sujetos que ingieren cantidades importantes de alcohol presenta EHA y solo 1 de 4 progresa a la cirrosis hepática. Por ende, en la etiopatogenia de la EHIA participan múltiples mecanismos. El estrés oxidativo, las endotoxinas derivadas del intestino y las adipoquinas, entre ellas el factor de necrosis tumoral alfa (TNF-a), sin duda tienen una importancia decisiva en la fisiopatología de la EHIA. Cada vez más se acepta la teoría de que la acumulación de ciertos ácidos grasos se asocia con hepatotoxicidad. En la presente revisión, los autores analizan los principales factores que contribuirían en la aparición de la esteatosis hepática. Mecanismos generales involucrados en la síntesis de ácidos grasos inducida por el alcohol

    El alcohol se metaboliza esencialmente en el hígado y, en menor medida, en el tracto gastrointestinal. A nivel hepático, el metabolismo depende principalmente de la alcohol deshidrogenasa y el sistema enzimático citocromo P450 (CYP2E1). La alcohol deshidrogenasa (ADH) se localiza en el citoplasma de los hepatocitos y transforma el alcohol en acetaldehído, posteriormente metabolizado a acetato por la acetaldehído deshidrogenasa mitocondrial. Durante estos procesos, el NAD se reduce a NADH y se ha comprobado que el aumento del cociente NADH/NAD se asocia con cambios muy importantes en el metabolismo de los carbohidratos y lípidos. Por ejemplo, compromete la gluconeogénesis y reduce el flujo de sustratos al ciclo del ácido cítrico; el resultado final es la cetogénesis y la síntesis de ácidos grasos. Este último efecto, en combinación con la inhibición de la beta oxidación mitocondrial, altera el estado redox y contribuye en la fisiopatología del hígado graso o esteatosis. Sin embargo, aunque indudablemente los mecanismos señalados participan en la aparición del hígado graso, no explican la esteatosis rápida que sucede en el contexto de la intoxicación alcohólica aguda. Otros mecanismos recientemente identificados, involucrados en la esteatosis hepática inducida por el alcohol

    La síntesis de ácidos grasos y su oxidación son los factores que determinan la cantidad total de lípidos en el hígado. En el hígado graso alcohólico, aumenta la síntesis de glicerolípidos y se reduce la oxidación en las mitocondrias. El transporte de ácidos grasos al exterior también influye en los niveles intrahepáticos. Aumento de la síntesis de ácidos grasos

    Las enzimas involucradas en la síntesis de ácidos grasos están controladas por la proteína de unión al elemento de respuesta a los esteroles (sterol regulatory element-binding proteins [SREBP-1]), una familia de factores de transcripción que regulan la actividad de las enzimas que intervienen en la síntesis del colesterol, ácidos grasos y triglicéridos en el hígado y otros tejidos. Las SREBP se sintetizan como precursores unidos al retículo endoplásmico; una vez activadas, se liberan de la membrana y pasan al núcleo como proteínas maduras. El alcohol se asocia con un incremento significativo de la transcripción regulada por las SREBP, de modo tal que el etanol, y más posiblemente el acetaldehído, aumenta la síntesis de ácidos grasos, vía la SREBP-1; en consecuencia, aumenta la lipogénesis hepática. Compromiso de la oxidación de ácidos grasos

    La oxidación de los ácidos grasos tiene lugar en 3 organelas subcelulares: mitocondrias, peroxisomas (responsables de la beta oxidación) y retículo endoplásmico (involucrado en la omega oxidación, mediada por la CYP4A). Los receptores alfa activados por el factor proliferador de peroxisomas (PPAR-a), la adiponectina y la proteinquinasa activada por la adenosina monofosfato (AMPK) regulan algunas de las principales enzimas involucradas en estas 3 vías de metabolismo. En los seres humanos, la oxidación beta representa la principal vía de degradación de los ésteres de ácidos grasos; el proceso está regulado por la carnitina palmitoiltransferasa-1 (CPT-1), la concentración de carnitina y la malonil coenzima A (malonil-CoA) que inhibe a la CPT-1. Los ácidos grasos y otros compuestos estructuralmente relacionados (proliferadores de peroxisomas) activan los PPAR-a y regulan los niveles hepáticos de CPT-1.

    Los PPAR-a en la esteatosis hepática Los PPAR-a son receptores nucleares hormonales, sensibles al nivel de lípidos en el hígado; reconocen y responden al ingreso de ácidos grasos mediante la estimulación de los genes regulados por los PPAR-a, involucrados en la oxidación, el transporte y la salida de los ácidos grasos libres. Incluyen diversos transportadores de membrana, tales como la CPT-1, los genes de las apolipoproteínas y diversos componentes de la vía de la beta oxidación de los ácidos grasos en los peroxisomas y mitocondrias. La malonil-CoA descarboxilasa (MCD), una enzima que regula los niveles de malonil-CoA, es activada por los PPAR-a. Los estudios en cultivos de células hepáticas y en animales permitieron conocer los efectos del alcohol sobre los PPAR-a. Así, se ha visto que el etanol inhibe la actividad de los PPAR-a, tanto in vitro como in vivo. El proceso depende, fundamentalmente, de los niveles de acetaldehído.

    El metabolismo hepático de los lípidos se vincula fuertemente con la adiponectina y con la AMPK. La adiponectina, una hormona producida por el tejido adiposo, ejerce numerosos efectos biológicos beneficiosos. Los estudios recientes sugirieron que la producción anormal de adiponectina y los trastornos en la expresión de los receptores respectivos en el hígado se vinculan con la aparición de la esteatosis hepática alcohólica. La acción de la adiponectina depende en especial de la mayor oxidación de los ácidos grasos, en asociación con la activación de las vías dependientes de la AMPK y los PPAR-a y con la inhibición de la producción hepática de TNF-a. De hecho, la adiponectina y el TNF-a ejercen efectos antagónicos en los tejidos. No obstante, los mecanismos precisos por los cuales el alcohol interfiere con estos procesos no se conocen con exactitud. Esta quinasa interviene en la fosforilación de diversas enzimas que participan en el metabolismo de los lípidos en numerosos tejidos, entre ellos, el hígado. La enzima es activada por el AMP y por fosforilación, mediada por la quinasa hepática B-1. La AMPK activa las vías catabólicas que generan ATP: oxidación de los ácidos grasos, ciclo del ácido cítrico y glucólisis. Además, la AMPK modula la actividad de la SREBP-1, que ejerce un papel importante en la síntesis de los ácidos grasos. La desfosforilación de la AMPK por la proteína fosfatasa 2A (PP2A) se asocia con la inactivación de la quinasa. La PP2A puede ser activada por ceramida, cuya concentración aumenta en asociación con la exposición al alcohol. Por ende, el etanol, mediante el incremento de la ceramida, aumenta la actividad de la PP2A. El resultado final es la inhibición de la AMPK y la mayor síntesis de ácidos grasos.

    El incremento de la síntesis hepática de triglicéridos obedece a la mayor producción de ácidos grasos y a la menor capacidad de oxidación en el hígado; los triglicéridos representan la principal forma de almacenamiento de grasa en el hígado. Los ácidos grasos, almacenados como triglicéridos, son incorporados en las lipoproteínas de muy baja densidad (VLDL) que, posteriormente, pasan a la circulación y a los tejidos periféricos. El exceso de triglicéridos se acumula en forma de "gotas" de lípidos (GL) en el hígado. Efectos del etanol en la síntesis hepática de VLDL

    Por lo general, los tiacilgliceroles son exportados desde el hígado por las VLDL, partículas compuestas por triglicéridos, colesterol, fosfatidilcolina y apolipoproteínas. Las VLDL pasan a la circulación y, luego, a los tejidos periféricos, especialmente el músculo y tejido adiposo, donde se almacenan o se utilizan para la producción de energía, mediante oxidación. La inhibición de cualquiera de estos pasos se asocia con la acumulación de triglicéridos en los hepatocitos y la aparición de hígado graso. Los estudios in vitro e in vivo demostraron que la administración de etanol compromete la secreción de VLDL al inhibir la síntesis de fosfatidilcolina y comprometer el ensamblaje de los microtúbulos. Asimismo, el alcohol puede alterar el transporte de los triglicéridos al suprimir la síntesis de las apolipoproteínas, mediante la inhibición de la actividad de los PPAR-a. Compromiso del metabolismo de las GL

    En los mamíferos, el exceso de lípidos intracelulares se acumula en forma de GL, formadas por un centro de lípidos rodeado por una monocapa de fosfolípidos y proteínas. Las GL también tienen proteínas estructurales (perilipina, adipofilina y TIP 47), enzimas que participan en la síntesis de lípidos y lipasas, entre otros componentes. En condiciones normales o de ayuno, los hepatocitos sanos metabolizan y degradan las GL, esencialmente por acción de las lipasas. Las proteínas de las GL regulan la acumulación de triglicéridos, al aumentar su síntesis y regular la lipólisis. La adipofilina es una de las principales proteínas de las GL involucrada en la reducción de la lipólisis. En ratas a las que se les administra etanol, hay mayor expresión de adipofilina, en asociación con la esteatosis hepática. Los trabajos con hepatocitos tratados con etanol revelaron mayor acumulación de GL y mayor expresión de las proteínas asociadas, especialmente de adipofilina. La EHIA se caracteriza por un estado de sobrecarga hepática de ácidos grasos. El metabolismo del alcohol se asocia con menor oxidación de los ácidos grasos y con mayor lipogénesis. Los efectos obedecen, esencialmente, a la inhibición de los PPAR-a y a la estimulación de la SREBP-1, cuyo resultado final es el cambio metabólico, en el cual predominan los depósitos de grasa. Los efectos del etanol sobre la AMPK y la adiponectina tendrían un papel decisivo en este sentido. El alcohol también compromete el metabolismo de las GL (forma de almacenamiento de los triglicéridos) e inhibe la secreción de VLDL. La mejor comprensión de los mecanismos que participan en la esteatosis hepática asociada con el alcohol permitiría crear nuevos agentes terapéuticos.

    La insuficiencia renal es una complicación de la cirrosis de difícil manejo y es uno de los factores de riesgo más importante cuando se hace el trasplante hepático. Los pacientes con cirrosis e insuficiencia renal tienen un riesgo elevado de de muerte a la espera del trasplante, mayor frecuencia de complicaciones y menor supervivencia después del trasplante, comparados con los pacientes sin insuficiencia renal. En 2002, el puntaje del Model for End-Stage Liver Disease (MELD) (Modelo para la Etapa Final de la enfermedad hepática—basado en las determinaciones de la bilirrubina sérica, el cociente internacional normalizado del tiempo de protrombina y la creatinemia—destinado a evaluar la función renal pretrasplante se presentó como una ayuda para la asignación de órganos entre los candidatos al trasplante hepático. El uso de este sistema de puntaje ha aumentado el número de pacientes con insuficiencia renal que reciben un trasplante hepático y ha reducido la mortalidad en los pacientes que esperan un trasplante de hígado. En los últimos años se han hecho progresos importantes en la comprensión de la patogénesis y la historia natural de la insuficiencia renal en la cirrosis. Por otra parte, intervenciones clínicas novedosas pueden ayudar a prevenir y a manejar esta complicación.

    Fisiopatología de la insuficiencia renal Existe muchas evidencia de que la insuficiencia renal en los pacientes con cirrosis está principalmente relacionada con las alteraciones de la función circulatoria—sobre todo, la reducción de la resistencia vascular sistémica debido a la vasodilatación arterial esplácnica primaria, provocada por la hipertensión portal. La vasodilatación arterial aumenta la producción o la actividad de los factores vasodilatadores—en particular el óxido nítrico,el monóxido de carbono y los cannabinoides endógenos—en especial en la circulación esplácnica.

    Estudios realizados en animales de laboratorio y en pacientes con cirrosis indican que la traslocación bacteriana—es decir, el pasaje de bacterias de la luz intestinal a los ganglios mesentéricos—puede desempeñar un papel importante en el empeoramiento de la función circulatoria en la cirrosis avanzada. La traslocación bacteriana puede provocar una respuesta inflamatoria con aumento de la producción de citocinas proinflamatorias (sobre todo del factor de necrosis tumoral α y la interleucina-6) y de factores vasodilatadores como el óxido nítrico, en la zona esplácnica. Esta respuesta, a su vez, puede dar lugar a la vasodilatación de las arterias esplácnicas. Los pacientes con cirrosis y niveles elevados de la proteína ligada a los lipopolisacáridos o del ADN bacteriano circulante (que pueden ser considerados marcadores indirectos de la traslocación bacteriana) tienen un aumento de las citocinas séricas, menor resistencia vascular sistémica y aumento del gasto cardíaco en comparación con aquellos que tienen cirrosis no esos marcadores de traslocación bacteriana. Por otra parte, la administración de norfloxacina, un antibiótico que provoca la descontaminación intestinal selectiva y reduce la traslocación de las bacterias, mejora pero no normaliza las alteraciones hemodinámicas en los pacientes con cirrosis. Los pacientes con cirrosis y disfunción circulatoria o suboclusión arterial, aumento de la actividad de los vasoconstrictores endógenos que afectan a la circulación intrarrenal, y aumento de la respuesta inflamatoria sistémica son particularmente propensos a la insuficiencia renal, la que puede ocurrir espontáneamente o ser desencadenada por una serie de eventos que se producen con frecuencia en la cirrosis avanzada. Tales eventos incluyen la hipovolemia, inducida por la pérdida de líquido renal y gastrointestinal y las infecciones bacterianas. La hipovolemia por hemorragia gastrointestinal, diarrea o administración excesiva de diuréticos es una causa común de deterioro de la función renal en la cirrosis.

    La insuficiencia renal es común y particularmente grave en pacientes con peritonitis bacteriana espontánea. En estos casos, la causa más frecuente es la presencia de bacterias gram negativas por traslocación bacteriana. Dicha infección provoca una respuesta inflamatoria grave en la cavidad peritoneal con aumento de los niveles de citocinas proinflamatorias y producción persistente de mediadores vasoactivos que pueden alterar la función circulatoria y causar insuficiencia renal. Otros tipos de infección bacteriana también pueden ocasionar insuficiencia renal en pacientes con cirrosis. Sin embargo, la gravedad de la respuesta inflamatoria y la insuficiencia renal no son tan marcadas como en la peritonitis bacteriana espontánea. Los antiinflamatorios no esteroides pueden también causar insuficiencia renal en pacientes con cirrosis, ya que su función renal depende mucho de la síntesis de prostaglandinas renales. Por último, en algunos pacientes cirróticos puede haber enfermedades renales intrínsecas que no están relacionados con alteraciones hemodinámicas sistémicas, sino más bien con factores etiológicos subyacentes a la enfermedad del hígado. Estas formas de nefropatía son las glomerulonefritis asociadas a las hepatitis B o C y a la cirrosis alcohólica.

    Evaluación de la función renal La función renal debe ser monitoreada en forma sistemática en todos los pacientes con cirrosis avanzada, especialmente aquellos con ascitis. En estos pacientes, sobre todo si tienen hiponatremia, infecciones bacterianas, hemorragia gastrointestinal o retención grave de sodio, se encuentran en alto riesgo de fallo renal, como lo están todos los pacientes hospitalizados por descompensación aguda de la cirrosis. En los ensayos clínicos, el método más útil y aceptado para evaluar la función renal en los pacientes con cirrosis sigue siendo la determinación de la concentración de creatinina sérica. A pesar de que la medición del índice de filtración glomerular (IFG), basada en la depuración de la inulina o de sustancias con talio, es más precisa y representa la norma, no lo es tanto para hacer las evaluaciones repetidas de la función renal que se requieren en estas circunstancias.

    Las fórmulas como la de Cockcroft-Gault y la Modificación de la dieta en la Enfermedad Renal, las cuales se utilizan para determinar la creatininemia como así otras mediciones sobrestiman el IFG en los cirróticos y generalmente no se usan para evaluar la función renal en estos pacientes. Por último, la depuración de la creatinina también sobreestima el IFG, además de que requiere precisión en la recolección de la orina, lo que tampoco es práctico, en particular en los pacientes ambulatorios. Hasta la fecha, la mayoría de los estudios y conferencias de consenso han definido a la insuficiencia renal en la cirrosis como una creatininemia >1,5 mg/dL. En los pacientes con cirrosis, la baja producción de creatinina secundaria a la reducción de la masa muscular da como resultado la subestimación del IFG. Por lo tanto, la definición actual de insuficiencia renal en la cirrosis identifica solo a los pacientes con un IFG muy reducido ( 2,5 mg/dL]) en menos de 2 semanas; el tipo 2 sigue un curso estable, menos progresivo que el tipo 1. Los pacientes con síndrome hepatorrenal tipo 1 tienen disfunción multiorgánica grave, la cual afecta no solo a los riñones sino también al corazón, la circulación sistémica, el cerebro, las glándulas suprarrenales y el hígado, mientras que el curso clínico de los pacientes con síndrome hepatorrenal de tipo 2 se caracteriza principalmente por presentar ascitis refractaria.

    El uso prudente de los diuréticos previene la insuficiencia renal. La insuficiencia renal debido a hemorragia gastrointestinal puede evitarse mediante la inversión rápida de la hipovolemia, el tratamiento precoz de las causas de la hemorragia y el uso de la profilaxis antibiótica (ya sea con norfloxacina o cefalosporinas de tercera generación) para evitar las infecciones bacterianas. Se debe evitar la administración de fármacos antiinflamatorios no esteroides o de aminoglucósidos en todos los pacientes con cirrosis, ya que estos agentes pueden alterar la función renal. Por último, no hay un método efectivo para prevenir la glomerulonefritis asociada con las enfermedades del hígado.

    Insuficiencia renal y trasplante hepático Como se mencionó antes, la mortalidad entre los pacientes
    con cirrosis hepática e insuficiencia renal es muy elevada, sobre todo entre aquellos con síndrome hepatorrenal de tipo 1. Por lo tanto, es necesario considerar el trasplante de hígado en todos los pacientes que no tienen contraindicaciones para este procedimiento; se debe llevar a cabo lo antes posible debido a que la gravedad de la insuficiencia renal es un factor que anticipa el mal resultado del transplante. El tratamiento del síndrome hepatorrenal con albúmina y el análogo de la vasopresina terlipresina, previo al trasplante, puede mejorar el resultado post-trasplante.

    Efectos del puntaje MELD sobre el trasplante De hecho, el puntaje MELD fue desarrollado para conocer la prioridad de los candidatos al trasplante de hígado que sufren cirrosis con disfunción renal Aunque los puntajes elevados indican el trasplante temprano del hígado, esto ha generado preocupaciones. Será importante comparar los resultados del trasplante de hígado antes y después de la introducción del puntaje MELD, ya que todavía no está claro si la supervivencia post-trasplante será mejora o empeora, si la incidencia de la disfunción renal aguda o crónica ha aumentado o disminuido, y si el número de trasplantes combinados de hígado y riñón aumenta o disminuye como resultado del puntaje MELD.

    Supervivencia del paciente Desde la introducción del sistema de puntaje MELD en los Estados Unidos en febrero de 2002, el número de pacientes con insuficiencia renal sometidos a trasplante hepático se ha incrementado. El porcentaje de receptores de trasplante con una creatinina sérica >2,0 mg/dL aumentó de 7,9% en el período pre-MELD a 10% en el período MELD; el porcentaje de pacientes que recibió transplante durante el tratamiento de reemplazo renal aumentó de 3,7% en el período pre-MELD a 5,3% en el periodo MELD. No obstante, no se comprobó que en el período MELD se redujera la tasa de supervivencia a los 3 años comparada con la tasa del período pre-MELD. Así, la supervivencia global de los pacientes después de la introducción del puntaje MELD no fue peor que la supervivencia basada en los criterios pre-MELD.

    Función renal Cualquier análisis de la función renal después del trasplante de hígado debe considerar tanto la incidencia inicial como final de la disfunción renal. Entre los pacientes en los que el IFG previo al trasplante era por lo menos de 80 ml/minuto/1,73 m2 de superficie corporal, menos del 10% de los receptores requirió diálisis post trasplante. Por otra parte, solo el 7% de los pacientes cuya función renal pretrasplante era buena desarrollaron una disfunción renal grave (IFG 60 ml/minuto), 6 meses después del trasplante. Por otra parte, el 60% de los pacientes con un IFG <40 ml/minuto antes de del trasplante de hígado tiene un IFG mayor, 1 año después del trasplante. De este modo, después del trasplante hepático la disfunción renal puede ser mejorada en cierta medida, incluso en presencia de la inhibición crónica de la calcineurina. En general, sin embargo, si la función renal es mejor antes del trasplante, se espera que el IFG sea mejor al año. Sin embargo, cabe señalar que la nefropatía crónica del aloinjerto se produce en los receptores de hígado, corazón, pulmón; en los receptores de riñón es la tercera razón más común para que los pacientes entren en lista de espera para un trasplante renal.

    Trasplante combinado de hígado y riñón Una de las consecuencias potenciales de utilizar el sistema de puntaje MELD fue un aumento del uso del trasplante combinado de hígado y riñón. Antes de que se aplicara dicho sistema, el porcentaje de trasplante combinado era del 2,6%; en cambio, en la época MELD, dicho porcentaje ascendió al 4,4%. En teoría, el trasplante combinado debe utilizarse solo para pacientes con insuficiencia renal irreversible pero todavía no se han identificado cuáles son los factores predictivos más confiables de reversibilidad del fallo renal después de trasplante hepático. En algunos estudios, no así en otros, la presencia de insuficiencia renal sostenida pre-trasplante puede ser una indicación potencialmente útil de trasplante combinado. La presencia de síndrome hepatorrenal parece ser una indicación absoluta de trasplante combinado, ya que la supervivencia de los pacientes con síndrome hepatorrenal que recibieron trasplante de hígado solo es similar a la de los pacientes tratados con el trasplante combinado; la mayoría de los pacientes recupera la función renal después del trasplante hepático solo. Otro factor que ha sido investigado es la duración del tratamiento de reemplazo renal antes del trasplante de hígado. En los pacientes que han estado recibiendo tratamiento de reemplazo renal durante más de 8 a 12 semanas, la supervivencia es mejor con el trasplante combinado de hígado y riñón que con el trasplante de hígado solo. Por lo tanto, se ha propuesto que los pacientes que reciben terapia de sustitución renal a largo plazo sean tratados mediante el trasplante combinado.

    minocin sin receta

    como se llama el trataiento y donde lo adquirio Hola mi papá tiene eso quiero saber

    jorge, hola. pudes decirme que remedio natural cura esta enfermedad, xfavor respondeme.mi correo es… coty.guarda@gmail.com Jorge Ramos Me puedes mandar el tratamiento alemán para la cirroces

    Yo perdi a mi padre hace 18 días solo les digo a las personas q tienen esa enfermedad q buscan la cura xq está enfermedad es muy dolorosa para la familia y para el paciente xq cuando hay hemorragia es traumatico q nunca se puede olvidar solo les digo q se cuiden mucho bendiciones para cada uno de las personas q tiene esa enfermedad. Hola. Envíame información al correo eleydacuencas@hotmail.com

    I’m pleased that I seen this website, precisely the proper information that I was trying to find! gdaabddfdfef Es posible que la enfermad se manifieste en sangramiento en forma de vomito bucal. Sin presentar otra manifestacion. Esto ocurrio en una sola opartunidad. El consumo de alcohol seso hace a la fecha dos años aproximadsmente.

    Tu sangrado bucal es posible que sea una ulcerasangrante de estómago pero también tengas problemas con el hígado. te recomiendo una estetoscopiao y analítica completa mirate el vih y vhc Gracias por la informacion, he salido de muchas dudas.

    Grazie x informazioni mi hermano tiene cirrosis lo diagnosticato 1 año tiene 58 años esta trattamento ke posibilidades ha para ke trapianto de higado Grazie x tutto informazioni Oigan yo he bajado de peso.. Ya estoy saliendo adelante.. Ahora duermo bien pero tengo muchas ojeras a que se debe. y me siento mareado.

    O fígado é o segundo maior órgão do corpo humano depois da pele. Ele exerce mais de 200 funções em nosso organismo, sendo as principais o auxílio na digestão de alimentos, produção de bile (substância que atua na digestão de gorduras), a síntese de colesterol e a metabolização dos elementos nocivos de alguns alimentos, como bebidas alcoólicas, café e gorduras. NÃO PARE AGORA. TEM MAIS DEPOIS DA PUBLICIDADE;)

    A doença hepática pode ser herdada (genética) ou causada por uma variedade de fatores que danificam o fígado, tais como vírus e uso de álcool. A obesidade também está associada com danos no fígado. Com o tempo, os danos ao fígado pode levar à insuficiência hepática, uma condição com risco de vida. Proteja-se contra as hepatites

    Para saber mais sobre doenças hepáticas, consulte: NÃO PARE AGORA. TEM MAIS DEPOIS DA PUBLICIDADE;)

    NÃO PARE AGORA. TEM MAIS DEPOIS DA PUBLICIDADE;) Sinais e sintomas de doença hepática incluem:

    • Pele e os olhos amarelados (icterícia)
    • Dor abdominal e inchaço
    • Inchaço nas pernas e tornozelos
    • Coceira na pele
    • Urina escura
    • Fezes claras ou esbranquiçadas
    • Fadiga crônica
    • Náuseas ou vômitos
    • Perda de apetite
    • Machucar-se com facilidade.

    NÃO PARE AGORA. TEM MAIS DEPOIS DA PUBLICIDADE;)

    NÃO PARE AGORA. TEM MAIS DEPOIS DA PUBLICIDADE;) Alguns exames podem ajudar no diagnóstico de doença hepática:

    • Exames de sangue, sendo que um grupo de testes sanguíneos chamados testes de função do fígado pode ser utilizada para diagnosticar a doença de fígado
    • Tomografia computadorizada
    • Ressonância magnética
    • Ultrassonografia
    • Biópsia.

    NÃO PARE AGORA. TEM MAIS DEPOIS DA PUBLICIDADE;)

    NÃO PARE AGORA. TEM MAIS DEPOIS DA PUBLICIDADE;) Os medicamentos mais usados para o tratamento de uma doença hepática são:

    Somente um médico pode dizer qual o medicamento mais indicado para o seu caso, bem como a dosagem correta e a duração do tratamento. Siga sempre à risca as orientações do seu médico e NUNCA se automedique. Não interrompa o uso do medicamento sem consultar um médico antes e, se tomá-lo mais de uma vez ou em quantidades muito maiores do que a prescrita, siga as instruções na bula. NÃO PARE AGORA. TEM MAIS DEPOIS DA PUBLICIDADE;)

    NÃO PARE AGORA. TEM MAIS DEPOIS DA PUBLICIDADE;)

    • Beba álcool com moderação
    • Use camisinha
    • Não compartilhe seringas
    • Vacine-se contra as hepatites
    • Não abuse do uso de medicamentos
    • Evite o contato direto com sangue e fluidos corporais de outras pessoas
    • Pratique atividades físicas
    • Mantenha o peso ideal
    • Não fume.

    NÃO PARE AGORA. TEM MAIS DEPOIS DA PUBLICIDADE;) NÃO PARE AGORA. TEM MAIS DEPOIS DA PUBLICIDADE;)

    O fígado é o segundo maior órgão do corpo humano depois da pele. Ele exerce mais de 200 funções em nosso organismo, sendo as principais o auxílio na digestão de alimentos, produção de bile (substância que atua na digestão de gorduras), a síntese de colesterol e a metabolização dos elementos nocivos de alguns alimentos, como bebidas alcoólicas, café e gorduras. NÃO PARE AGORA. TEM MAIS DEPOIS DA PUBLICIDADE;)

    pastillas minocin acne

    Paciente adulto mayor de 63 años de edad ingresa por emergencia al hospital regional docente las mercedes, siendo el motivo de ingreso el presentar distención abdominal prominente con dolor tipo cólico. Se le observa cabello canoso desarreglado y graso, palidez marcada en piel (cara, tórax posterior y en miembros superiores) y mucosas, escleras ictéricas, 6 dientes picados y 8 de color amarillo, lengua saburral y alitosis. Se evidencia con vía endovenosa en miembro superior derecho, perfundiendo. ENFERMERIA Y LA ATENCION EN LA CIRROSIS HEPATICA Enfermedad de origen degenerativa crónica del hígado que produce aumento de tamaño con posterior contracción, pérdida de arquitectura y del normal funcionamiento de este órgano. Existen 5 tipos de cirrosis hepática:Cirrosis porta de Laennec,Cirrosis post necrótica,Cirrosis biliar,Cirrosis Cardiaca,Cirrosis metabólica inespecífica. Fisiopatologia Debido a la lesión de las células del parénquima hepático, el hígado se inflama y aumenta de tamaño.

    Dieta Para un Paciente con Cirrosis Hepática Compensada En los pacientes compensados, la dieta será según las recomendaciones para sujetos saludables. La dieta del paciente se particularizará de acuerdo con su evaluación nutricional y sus necesidades energéticas. El aporte de glúcidos, grasas y proteínas será adecuado en una proporción aproximada de: Glúcidos: 60 - 65 % Grasas: 20 - 25 % Proteínas:10-15%. Se recomienda que la ingestión energética debe ser suficiente para proporcionar la. REQUISITOS DE AUTOCUIDADO EN PACIENTE CON CIRROSIS HEPÁTICA AGUA El sodio debe restringirse a 500 - 1000 mg/día cuando exista peligro de ascitis y edema. De lo contrario, puede administrarse hasta 2500 mg/día, por lo que debe haber restricción de líquidos si hay hiponatremia. Trastorno hidroelectrolítico definido como una concentración de sodio en sangre por debajo de 135 mmol/L. En este estado de descompensación del enfermo, el tratamiento dietético está encaminado a restringir la sal (sodio).

    La cirrosis hepática es una enfermedad crónica y difusa del hígado que altera su estructura y función. Desde el punto de vista histopatológico se define: necrosis celular, fibrosis y nódulos de regeneración. Las manifestaciones clínicas son independientes de su etiología, por lo que se relacionan más con el grado de disfunción hepática. Las manifestaciones clínicas se atribuyen a la disfunción hepatocelular progresiva y la hipertensión portal. Conforme progresa la enfermedad, los pacientes cursan. CUIDADOS de ENFERMERIA en el PACIENTE VENTILADO La VM es una forma de terapia externa y temporal, que pretende dar tiempo a que la lesión estructural o alteración funcional por la cual se indico, se repare o recupere...Y nosotros, como parte de un equipo, debemos colaborar en ello. Lic. Verardi J. Carlos IECC (SATI) Subjefe Enfermería C. Olivos Enfermerí Coordinador Enf. UTI Enf. *Comodidad física y psíquicas. *Evitarle complicaciones y secuelas. •Recuperación óptima de la salud.

    CIRROSIS HEPÁTICA CONCEPTO Es una condición ocasionada por ciertas enfermedades crónicas del hígado que provoca la formación de tejido cicatrizal y daño permanente de hígado. El tejido cicatrizal que se forma en la cirrosis hepática daña la estructura del hígado, bloqueando el flujo de la sangre a través del órgano. Alteración crónica degenerativa irreversible del parénquima hepático y consiste en fibrosis extensa asociada a la formación de nódulos de regeneración. EPIDEMIOLOGÍA *La OMS dice. CUIDADOS DE ENFERMERIA EN PACIENTES RENALES En la actualidad son muchas las enfermedades que comúnmente personas poseen hoy en día, muchas de ellas no presentan síntomas, pero a pesar de esto son enfermedades que con el paso de tiempo se descubren. Una de las enfermedades que aparece en la población actualmente es la insuficiencia renal, la cual es producida cuando los riñones no filtran las toxinas u otros desechos de la sangre. En el área hospitalaria cuando los pacientes que tratamos.

    Cuidados de enfermería La instalación de los tubos pleurales se debe efectuar en estrictas condiciones de asepsia y antisepsia; en el Instituto Nacional del Tórax este procedimiento se realiza en pabellón quirúrgico, nunca en sala ni en una unidad de cuidados intermedios; el personal debe tener experiencia en el procedimiento y siempre se debe realizar un control radiológico posterior a la instalación del tubo pleural. Se debe verificar con frecuencia que los apósitos estén limpios y secos; se debe. salud no es solo conservar la vida sino procurar y velar por la vida digna, evitas prolongar una vida que solo flagelara al paciente y familiares. La identificación del paciente terminal no es sencilla pero debemos diferenciar de aquel que aunque posee una enfermedad en grado avanzado aun tiene la capacidad de responder a un tratamiento. Por lo que calificaremos como paciente en etapa terminal bajo la siguiente descripción: * Presencia de una enfermedad avanzada, progresiva e incurable..

    Cuidados de Enfermería en Pacientes en Estado Terminal Los Cuidados paliativos son las atenciones, cuidados y tratamientos que se dan a los enfermos en fase avanzada y terminal con el objeto de mejorar su calidad de vida. "Los Cuidados Paliativos son un modo de abordar la enfermedad avanzada e incurable que pretende mejorar la calidad de vida tanto de los pacientes que afrontan una enfermedad como de sus familias, mediante la prevención y el alivio del sufrimiento a través de un diagnóstico precoz. y Chvostek que la enfermera debe identificar precozmente. Por todo ello es el profesional de enfermería el encargado de realizar unos cuidados generales y específicos de dicha intervención que nos ayuden a prevenir o en su caso a identificar precozmente la aparición de dichas complicaciones para solventarlas. Por lo tanto es recomendable elaborar una guía que nos facilite la continuidad de los cuidados, su revisión y mejora. Hipertiroidismo El hipertiroidismo es el cuadro.

    CUIDADOS DE ENFERMERÍA EN PACIENTE QUEMADO Introducción • Las quemaduras son lesiones producidas en los tejidos vivos, debido a la acción de diversos agentes físicos, químicos o biológicos, que provocan alteraciones que van desde un simple eritema hasta la destrucción total de las estructuras. • Actualmente es más probable la supervivencia tras quemaduras extensas, gracias a los avances en cuando a la fisiopatología de una quemadura y un tratamiento efectivo brindado por los profesionales. en turno de guardia nocturna, alrededor de 1.30 a.m le comunican que un paciente se encuentra desmayado fuera de emergencia, ella acude de inmediato exponiéndose al medio ambiente de la madrugada, antes de terminar el turno refiere dolor toracico anterior tipo punzada que se irradia al tórax posterior con sensación de falta de aire. Cuando se encuentrra en casa inicias alza térmica que llega hasta 39ªC, acude como paciente al hospital con disnea marcada. Le indican hospitalización, antibioticoterapía.

    CIRROSIS HEPATICA Es causado por una degeneracion cronica de las celulas parenquimatosas del higado y engrosamiento del tejido circundante. Los sintomas pueden incluir fatiga, perdida de peso, anorexia, alteraciones tubo gastrointestinal, ictericia. Puede ser el resultado del abuso de alcohol, hepatits viral fibrosis cistica, estenosis biliar, hemocromatosis, enfermedad de Wilson. El alcoholism y la hepatitis C son las causas mas frecuentes. Hay una alta incidencia de perdida muscular, perdida. ENFERMERIA EN AREAS CRITICAS……………………………….LIC. MORA ALICIA ESTER PRESENTACION DEL PACIENTE Paciente de 67 años de edad que se encuentra internado en la Unidad de Terapia Intensiva(UTI) hace cinco días. El motivo de ingreso fue Disnea y Dolor Precordial con seis horas de evolución. Al ingreso presentaba un Glasgow de 10/15,pálido, agitado,taquipneico,sudoroso,con cianosis peri bucal y distal. Presentaba yugulares ingurgitadas,con edemas en miembros inferiores. Pte obeso. Hipertenso: 200/120.

    DE ENFEMERIA EN CIRROSIS HEPATICA. Enfermedad crónica de pronóstico grave que se caracteriza por la destrucción de la arquitectura tisular hepática debido a la presencia de fibrosis y nódulos de regeneración, afectando el funcionamiento del hígado. Etiologia ALCHOHOLISMO CRONICO VIRUS DE LA HEPATITIS B,C,D HEPATITIS AUTO INMUNE ATRESIA BILIAR REACCION SEVERA A MEDICAMENTOS FALLO CARDIACO ACOMPAÑADO DE CONGESTION HEPATICA CAUSAS DESCONOCIDAS TIPOS DE CIRROSIS Cirrosis alcohólica: Tejido. CUIDADOS PREOPERATORIOS ATENCION DE ENFERMERÍA DURANTE EL PERIODO PREOPERATORIO El periodo preoperatorio abarca el espacio de tiempo comprendido desde que el paciente es informado de que su problema de salud ha de ser tratado quirúrgicamente, acepta este tratamiento y se fija una fecha para la intervención quirúrgica hasta que el enfermo es trasladado al área quirúrgica. OBJETIVOS DE LA VALORACIÓN PREOPERATORIA: Recoger datos con el fin de identificar los factores de riesgo y planificar.

    DIAGNOSTICO ACTIVIDADES DE ENFERMERIA PRINCIPIO CIENTIFICO Déficit de del volumen de líquidos relacionado con hipertermia. Valorar y anotar el estado de hidratación. Brindar información necesaria al paciente y familiares. Obtener muestras de laboratorio necesarias. Vigilar los signos vitales cada 2h o según lo requieran los cambios. Control de ingesta y eliminación. Hidratación Proporciona una información basal del estado clínico. Ayuda a establecer confianza y seguridad. CUIDADO DE ENFERMERIA EN PACIENTES CON SOPORTE VENTILATORIO FASES DE LA RESPIRACION 1. Ventilación (V): Es el transporte de aire desde la atmósfera al pulmón. 2. Perfusión (Q): Consiste en el flujo de sangre venosa a través de la circulación pulmonar hasta los capilares y el retorno de sangre oxigenada al corazón izquierdo. 3. Intercambio gaseoso: Es la transferencia de gases por difusión (D) en la membrana alveolo-capilar con una buena relación V/Q. 4. Transporte de gases: Es el transporte.

    CUIDADOS DE ENFERMERÍA A PACIENTES CON ALTERACIONES GÁSTRICAS FISIOLOGÍA Constituido por el tracto gastrointestinal (boca, esófago estómago e intestinos grueso y delgado) y órganos (dientes, lengua, hígado con vesícula biliar y páncreas) necesarios para la digestión. Los productos del páncreas e hígado se vierten a nivel del duodeno: en la mucosa asientan glándulas endocrinas importantes de control de vaciamiento del estómago. FUNCIONES: BOCA: gusto, masticación y formación del. CUIDADOS ESPECÍFICOS DE ENFERMERÍA PARA EL PACIENTE CON PATOLOGÍA ONCOLÓGICA Las terapias dirigidas han cambiado significativamente el cuidado oncológico, así como se ha reconocido que un buen cuidado del paciente va más allá del tratamiento de los tumores y debe continuar por mucho tiempo más después de que termine el tratamiento activo. El cuidado de pacientes con enfermedades oncológicas terminales y el comportamiento y consuelo de sus familiares ya sea por muerte repentina o después.

    CIRROSIS HEPATICA La cirrosis hepática es la cirrosis que afecta al tejido hepático como consecuencia final de diferentes enfermedades crónicas. Las consecuencias de la cirrosis hepática sobre la salud del individuo dependen fundamentalmente del grado de funcionalidad que el hígado pueda conservar a pesar de la alteración histológica. Manifestaciones clínicas: - Malestar general, debilidad, fiebre, anorexia, indigestión, flatulencias, nauseas, vómitos y dolor abdominal.- Ictericia, prurito. CIRROSIS HEPÀTICA. Agente: HUESPED: La cirrosis se puede desarrollar en cualquier momento o etapa de nuestra vida. Se dice que afecta más a los varones que a la mujer. Entre 40 y 60 años. MEDIO AMBIENTE: Se da en cualquier nivel socioeconómico. Los lugares propios donde se da esta enfermedad con más frecuencia son; donde hay baja escolaridad, delincuencia, vandalismo, prostitución, drogas, donde hay conflictos familiares y/o depresión. Estímulo desencadenante.

    * Cirrosis Hepática Causada por la degeneración crónica de las células del parénquima hepático y engrosamiento del tejido circundante. Los signos y síntomas pueden incluir fatiga, perdida de peso, disminución de la resistencia inmune, ictericia y trastornos gastrointestinales. Puede ser resultado de alcoholismo, hepatitis viral, fibrosis quística, estenosis biliar u otras enfermedades; el alcoholismo es la causa más común de cirrosis. La patogenia de la desnutrición proteínico-calórica en la. Cirrosis hepática by Dr. Alejandro Soza in Cirrosis varios años, que * Ciertas Lacantidades excesivas es un tóxico que puede causar cirrosis. ¿Puede una persona que bebe socialmente adquirir cirrosis? Sí. Los individuos que ingieren alcohol socialmente también pueden desarrollar cirrosis. Los factores que contribuyen al desarrollo de la enfermedad son: * Cantidad de alcohol consumida. * Frecuencia con que se algunos individuos son más propensos que otros a los efectos del alcohol.

    Introducción La cirrosis es el resultado final del daño crónico al hígado causado por hepatopatía crónica. Las causas comunes de la enfermedad hepática crónica en los Estados Unidos abarcan: Infección por hepatitis B ó C Alcoholismo Las causas menos comunes de cirrosis pueden ser: Hepatitis autoinmunitaria Trastornos en las vías biliares Algunos medicamentos Enfermedades hereditarias Otras enfermedades hepáticas como esteatosis hepática no alcohólica (EHNA) y esteatohepatitis no alcohólica. CIRROSIS HEPATICA La cirrosis hepática es una enfermedad crónica del hígado, consistente en la muerte progresiva del tejido hepático normal y su sustitución por tejido fibroso, lo que lleva a: * incapacidad del hígado para ejercer sus funciones de detoxificación del organismo (insuficiencia hepática). * fenómenos de sangrado (coagulopatía). * aumento de presión en la vena porta, que causa acumulación de líquido en el abdomen (ascitis) y dilatación peligrosa de las venas del esófago (varices.

    arquitectura del hígado se altera, las células hepáticas dejan de realizar sus funciones (insuficiencia hepática) y los vasos sanguíneos se distorsionan. La sangre no puede circular normalmente por el hígado, aumenta la presión en la circulación prehepática y la sangre busca otros circuitos para completar su ciclo habitual (fenómeno de escape). Como consecuencia de estos dos fenómenos: insuficiencia hepática y alteración de la circulación sanguínea hepática, aparecen las manifestaciones clínicas de esta. CIRROSIS HEPÁTICA DEFINICIÓN: Enfermedad crónica e irreversible de hígado secundaria a una agresión externa. La estructura del hígado se altera, las células hepáticas dejan de realizar sus funciones y los vasos sanguíneos se distorsionan. La sangre no puede circular normalmente por el hígado, aumenta la presión en la circulación pre hepática. El hígado es uno de los órganos más grandes del cuerpo, cuyas diferentes funciones son esenciales para la vida. Entre las funciones del hígado tenemos: -.

     Sistema Digestivo Cirrosis hepática La cirrosis es una afección en la que el hígado, se deteriora lentamente y funciona mal debido a una lesión crónica. El tejido sano del hígado se sustituye por tejido cicatricial, bloqueando parcialmente la circulación de la sangre a través del hígado. La cicatrización también deteriora la capacidad del hígado de controlar las infecciones eliminar las bacterias y las toxinas de la sangre procesar los nutrientes, hormonas y medicamentos fabricar las. Medicina Nosología y clínica del aparato digestivo “CIRROSIS HÉPATICA” Dr. Roberto Flores Cortés Alumna: Montaño Flores Cristina Matricula: 201128438 Fecha de entrega: 18 de Marzo de 2014 Periodo: Primavera 2014 BUAP 2014 Definición La definición de cirrosis hepática se basa más en el aspecto de las descripciones anatomopatológicas que se presentan en la misma por ello se dice que es: La Enfermedad hepática crónica que se considera el proceso final de una serie.

     Carrera: Licenciatura en Enfermería Materia: MAC I Trabajo práctico Nº 6 Tema: Cuidados de enfermería de un paciente psiquiátrico Directora de la carrera: Mag. Prof. Lic. María Teresa Ricci Profesora de cátedra: Lic. Paola Tantone Nombre del docente: Prof. Lic. Bellini Laura Autores: Gómez Carina Dolores Millares Mariela Campos Luján, 31de mayo de 2013 Introducción El rol de enfermería es acompañar a la persona en el proceso. Es la acigida del paciente y su familia en una unidad de hospitalizacion. Es la recogida y analisis de la situacion al ingreso del paciente. Objetivos ∞ Lograr la integracion del paciente y familia en la unidad de enfermeria para recuperar su bienestar fisico, psiquico y social, con un trato personalizado y humano. ∞ Reducir la ansiedad del paciente y familia, proporcionandole seguridad y ambiente terapeutico. ∞ Proporcionar la informacion necesaria que necesite el paciente y su familia. ∞.

    CIRROSIS HEPATICA El conocimiento sobre la fibrosis hepática ha evolucionado en los últimos años. Esta evolución se refleja en el desarrollo del conocimiento no solamente de los fundamentos moleculares de la fibrosis, sino también de la historia natural, y métodos de detección en la enfermedad. Esta evolución demuestra una clara evidencia de que la cirrosis hepática puede ser reversible, con expectativas realistas con el uso de terapia antifibrótica eficaz, capaz de modificar el manejo y el. CONCEPTO La cirrosis hepática es la cirrosis que afecta al tejido hepático como consecuencia final de diferentes enfermedades crónicas. Las consecuencias de la cirrosis hepática sobre la salud del individuo dependen fundamentalmente del grado de funcionalidad que el hígado pueda conservar a pesar de la alteración histológica. ETIOLOGÍA Las principales causas de cirrosis en los países desarrollados son: El consumo excesivo de alcohol (cirrosis etílica, alcohólica o enólica) La hepatitis crónica.

    FACULTAD CIENCIAS DE LA SALUD DEPARTAMENTO DE CIENCIAS BIOMÉDICAS CARRERA DE ENFERMERÍA Guía de Cuidados de Enfermería En pacientes Politraumatizados Integrantes: Carolina Cabello S. Rocío Chávez F. Ariel Millapan A. Ramo: Enfermería en Urgencias Profesora: EU. María Isabel Vásquez Lunes 16 de Enero, 2012.- INTRODUCCIÓN Actualmente en chile el politraumatismo es la principal causa de muerte antes de. CASO CLINICO Y CUIDADOS DE ENFERMERIA EN PACIENTE CON NEUMONIA INTRODUCCION Para el profesional de Enfermería se hace sumamente importante la aplicación del proceso del cuidado de enfermería, el cual es una metodología de trabajo consistente en un sistema con pasos relacionados que permite identificar y satisfacer necesidades interferidas y resolver problemas de salud que afecten al ser humano en su contexto, familia y comunidad. Por eso es muy importante que el trabajo se lleve a cabo teniendo.

    CIRROSIS HEPATICA La cirrosis es la destrucción del tejido hepático normal, que origina tejido cicatricial no funcional que rodea a zonas de tejido hepático normal. Por lo general la causa más frecuente de cirrosis hepática es el abuso del alcohol, es decir, el consumo excesivo y continuado de bebidas alcohólicas durante un periodo prolongado de tiempo. Por otra parte existen en diferentes lugares del mundo tales como África y Asia donde la causa principal de ésta enfermedad es la hepatitis crónica. CUIDADOS GENERALES DE ENFERMERIA EN PACIENTES CON DENGUE, MALARIA, LEPTOSPIRA Y CHIKUNGUNYA La función del personal salud ante un paciente con (dengue, malaria, leptospirosis, chikungunya entre otros) es mantener el llamado tratamiento fisiológico intensivo donde lo fundamental es la vigilancia extrema hasta que el paciente se estabilice; en lo que debemos estar muy atentos es a los signos de alarma; que son los que anuncian el shock y por lo cual tenemos que estar preparados para la atención.

    Cirrosis hepática La cirrosis hepática es la cirrosis que afecta al tejido hepático como consecuencia final de diferentes enfermedades crónicas. Las consecuencias de la cirrosis hepática sobre la salud del individuo dependen fundamentalmente del grado de funcionalidad que el hígado pueda conservar a pesar de la alteración histológica. Epidemiología Según la OMS, en total mueren anualmente aproximadamente unas 200.000 personas a causa de cirrosis hepática en los países desarrollados. [1]. infecciosa. RELACION AGENTE – HUÉSPED - TOXICA: es la primera causa de cirrosis hepática por el consumo de alcohol en un exceso de un 50% aproximadamente. - VIRAL: la segunda causa de la cirrosis hepática crónica es producida por los virus del VHB, VHD, y VHC, la hepatitis auto inmune es una enfermedad que se presenta cuando las células inmunológicas atacan los hepatocitos produciendo inflamación crónica y posteriormente cirrosis. - ANTIGENICIDAD: la tercera causa son las determinadas condiciones.

    1 2 3 4 5 CUIDADOS DE ENFERMERIA AL PACIENTE CON EPOC. PLANES DE CUIDADOS ESTANDARIZADOS © CUIDADOS DE ENFERMERIA AL PACIENTE CON EPOC. PLANES DE CUIDADOS ESTANDARIZADOS © Juan Castro López, José González Gil, Jesús González Benítez ISBN papel 978-84-686-2118-0 Impreso en España Editado por Bubok Publishing S.L. 6 7 INDICE DEFINICION EPOC …………………………………………… 6 FISIOPATOLOGIA…………………………………………….. 6 MANIFESTACIONES CLINICAS…………………………….. 7 PROCEDIMIENTOS DIAGNOSTICOS……………………………………………… 8. Cuidados de Enfermería en Pacientes con Trastornos de Personalidad Mónica Bolados Ávila Enfermera Supervisora Unidad de Salud Mental y Psiquiatría Hospital la Florida Octubre 2014 ¿Qué es la Personalidad? “Patrón internalizado de modos de pensar, sentir y comportarse que caracterizan el estilo de vida y la manera que cada persona se adapta al medio” “Son patrones de comportamiento estables” Rasgos de Personalidad “Patrón permanente de percibir, relacionarse y pensar sobre el entorno.

    minocin y el acne

    ESTEATOSIS = ACUMULACION DE GRASA EN CELULAS HEPATICAS ESTEATOHEPATITIS = ACUMULACION DE GRASA EN CELULAS HEPATICAS + INFLAMACION

    Son varias las razones que pueden originar HIGADO GRASO ( ESTEATOSIS ), por lo que se ha visto en la necesidad de clasificar las causas para mejor comodidad de estudio de la enfermedad (2). (Fig.4) Consecuencias de la Resistencia a la Insulina en el Hepatocito.

    LA SINTOMATOLOGIA DE LOS PACIENTES CON ESTEATOSIS O ESTEATOHEPATITIS ES MUY VARIABLE. PUEDE NO HABER SINTOMAS, SER ESCASOS O MODERADAMENTE MOLESTOSOS

    AL EXAMEN FISICO DEL PACIENTE SE PUEDE APRECIAR: EN GRAN NUMERO DE PACIENTES LA SOSPECHA DE HIGADO GRASO Y ESTEATOHEPATITIS SE HACE AL REALIZAR UNA ECOSONOGRAFIA O ULTRASONIDO DEL ABDOMEN SUPERIOR QUE PIDE EL MEDICO ESPECIALISTA AL RADIOLOGOCOMO PARTE DE UNA EVALUACION GENERAL DEL PACIENTE

    SIN EMBARGO LO MAS IMPORTANTE PARA QUE EL MEDICO PUEDEA DIFERENCIAR ENTRE UNA ESTEATOSIS Y UNA ESTEATOHEPATITIS SON LOS EXAMENES DE LABORATORIO EN DONDE LAS PRUEBAS HEPATICAS SON CLAVES ESTEATOSIS = PRUEBAS HEPATICAS NORMALES

    ESTEATOHEPATITSI = PRUEBAS HEPATICAS ANORMALES 1. Cairns SR, and Peters TJ. Biochemical analysis of hepatic lipid in alcoholic,diabetic and control subjets. Clinical Science, 1983;65:645.

    4. Powell E.E., Cooksley W.G, Hanson R, Searle J, Halliday J.W, Powell L.W. The natural history of nonalcoholic steatohepatitis: a follow-up study of forty-two patients for up to 21 years. Hepatology 1990;11:74-80. 5. Ludwing J, Viggiano T.R., Mcgill D.B. and Ott B.J. Nonalcoholic Steatohepatitis. Mayo Clinic Experiences with hitherto unnamed disease. Mayo Clin Proc 1980;55:434.

    6. Arslanian S.A. Kalhan S.C. Correlations between fatty acid and glucose metabolism. Potential explanation of insulin resistance of puberty. Diabetes 1994;43:908-914. 7. Marchesini G, Brizi M, Morselli-Labate A.M. Bianchi G,. Bugianesi E, McCullough A.J. et al,. Association of Non alcoholic fatty liver disease with insulin resistance. Am J Med 1999;17:80-89.

    8. Petrides A.S. DeFronzo R.A. Glucose and insulin metabolism in cirrhosis. J Hepatol;1989:107-114. 9. Petrides A.S. Vogt C, Schulze-Berge D, Matthews D, Strohmeyer G. Pathogenesis of glucose intolerance and diabetes mellitus in cirrhosis. Hepatology 1994;19:616-627.

    10. Fromenty B, grimbert S, Mansouri A, Beaugrand M, Erlinger S, Rotig A, Pessayre D. Hepatic mitochondrial DNA deflection in alcoholic. Association with micro vesicular steatosis. Gastroenterology 1995;108:193-200. 12. Matteoni C.A. Younossi Z.M., Gramlich T, Bopari N, Lui Y.C., McCullough A.J. Nonalcoholic liver disease: a spectrum of clinical and pathological severity. Gastroenterology 1999;116:1413-1419.

    13. Diehl A.M., Goodman Z, and Ishak K.G. Alcohol like liver disease in Nonalcoholics: A clinical and histologic comparison with alcohol-induced liver injury. Gastroenterology 1988; 95:1056-1062. 14. Sanson-Fisher R. The measurement of alcohol consumption and alcoholic-related problem. Aust Drug Alcohol Rev 1986; 5:309-310.

    17. Storey E, Anderson GJ, Mack U, Powell L.W.,Halliday JW. Desialyted transferrin as a serologic marker of chronic excessive alcohol ingestion. Lancet 1987; 1:1292-1294. 18. Nalpas B, Vassault A Charpin S, Lacour B, Berthelot P. Serum mitochondrial aspartate aminotransferase as a marker of chronic alcoholism: diagnostic value and interpretation in aliver unit. Hepatology 1986; 6:608-614.

    19. Nomura F, Ohnishi K, Koen H, Hiyama Y, Nakayama T, Itoh Y, et al. Serum cholinesterase in patients with fatty liver. J Clin Gastroenterology 1986; 8:599-602. 20. Lavine JE. Vitamin E treatment of nonalcoholic steatohepatitis in children: A pilot study. J Pediatr 2000; 136:734-738.

    21. Caldwell SH, Hespenheide EE, Redick JA, Iezzoni JC, Battle EH, Sheppard BL. A pilot study of a thiazolidinedione, troglitazone, in nonalcoholic steatohepatitis. Am J Gastroenterology 2001; 96:519-525. 22. Laurin J, Lindor K.D. Crippin J.S., Gosard A, Gores G.J., Ludwig J. Ursodeoxycholic acid or clofibrate in the treatment of non-alcohol induced steatohepatitis: A pilot sudy. Hepatology 1996; 23:74-80.

    Las células del hígado lesionadas o dañadas conducen a la formación del tejido cicatricial no funcional dentro del hígado. La condición se llama ‘cirrosis hepática’. El tejido hepático sano es reemplazado por el tejido cicatricial gradualmente durante la cirrosis. La cicatrización del hígado es causada por las lesiones a largo plazo o el daño a las células hepáticas, lo que produce la pérdida de la función hepática. La cirrosis del hígado en la etapa 4, indica la etapa avanzada de la enfermedad. El hígado juega un papel importante en la digestión y la desintoxicación. La cirrosis afecta gravemente a la función del hígado. Desafortunadamente, la cirrosis hepática no se puede invertir. El tratamiento para la prevención implica sólo la progresión adicional de la enfermedad. Etapas de la cirrosis hepática.

    1. Durante la etapa inicial de la cirrosis, el cuerpo normalmente no presenta ningún síntoma. Se observan los síntomas como la boca seca, la fatiga, la ictericia y se nota la ampliación de la zona superior del estómago. También, a veces, se experimenta la sensación de picor. Estos síntomas indican un problema en la función hepática. La inflamación del hígado y la formación de tejido anormal en el hígado, pueden ser detectados con la ayuda de las pruebas médicas apropiadas. Sin embargo, la progresión de la enfermedad y el deterioro de la función del hígado es muy lenta. Una biopsia ayuda a determinar el avance de la enfermedad. La etapa inicial de la cirrosis del hígado se llama ‘fase compensada “, ya que el cuerpo ha conseguido compensar con éxito y por sí solo todas las deficiencias, que se producen por un mal funcionamiento del hígado.
    2. Durante esta etapa, los tejidos anormales desarrollados en el interior del hígado se transforman en bandas rígidas de los tejidos conectivos. Este proceso se conoce como la fibrosis. La fibrosis y la inflamación del hígado se propagan y afectan a las venas y las regiones circundantes.
    3. A medida que avanza la enfermedad, todas las bandas tiesas comienzan a mezclarse las unas con las otras. Esto conduce a la ampliación de las zonas afectadas. La interrupción de las funciones del hígado es generalmente observada durante esta etapa, ya que la persona experimenta la incapacidad para digerir las grasas. La deficiencia de las vitaminas se puede notar también debido a problemas en la absorción de las vitaminas solubles en grasa.
    4. La etapa final de la cirrosis hepática, se conoce como la etapa de la cirrosis descompensada. Esta etapa es la más temida. El trasplante hepático es la única opción de tratamiento para los pacientes en la etapa descompensada. El empeoramiento de todos los síntomas, se observa durante estas etapas.

    Los síntomas de la cirrosis hepática:

    • La fatiga.
    • La sed extrema.
    • Una capa gruesa sobre la superficie dorsal de la lengua.
    • La anorexia.
    • Las náuseas.
    • La distensión abdominal.
    • El dolor sordo en el área del hígado.
    • Los lunares araña.
    • La contracción del hígado.
    • La ictericia.
    • El intenso prurito en la piel.
    • El edema.
    • La ascitis.
    • Las palmas hepáticas.
    • La fiebre baja.
    • La fatiga severa, el cansancio, la somnolencia inusual.
    • La pérdida del apetito.
    • El dolor del estómago y los calambres.
    • La fácil aparición de los moretones y el sangrado (especialmente en la región abdominal).
    • La confusión, la dificultad en el habla.

    La esperanza de vida con la cirrosis hepática.

    La cirrosis del hígado en la etapa 4 puede dar lugar a graves complicaciones de la salud, como la hipertensión portal, el agrandamiento del bazo, el endurecimiento del hígado, la disfunción renal y la acumulación de líquidos en el cuerpo. La pérdida de la masa ósea y una disminución en la densidad ósea se pueden notar también. Durante a la función hepática deteriorada, el organismo pierde su capacidad de desintoxicarse, lo que conduce a la concentración de las toxinas en el cuerpo. Esto dá lugar a la confusión severa, incluso el coma. En este mundo moderno, la cirrosis hepática es la tercera causa de muerte después de las enfermedades cardíacas y el cáncer. Hay muchos tipos de cirrosis, basadas en las causas. La cirrosis alcohólica tiene el peor pronóstico, cuando se compara con la cirrosis biliar primaria o la cirrosis inducida por la hepatitis. La esperanza de vida de la cirrosis puede ser alrededor de 15 a 20 años, si la cirrosis es detectada durante una etapa temprana. Si la enfermedad se detecta en la segunda etapa, la esperanza de vida será aproximadamente de 6 a 10 años. Los pacientes en las primeras etapas pueden optar por las últimas opciones de tratamiento, como el trasplante de hígado, las medicinas de ultima generación, etc. Si la cirrosis se diagnostica durante la última etapa, entonces la esperanza de vida será de aproximadamente de 1 a 3 años, dependiendo de la salud general del paciente, la disponibilidad de las tecnologías avanzadas del tratamiento, la gravedad de los síntomas, etc.

    La cirrosis hepática no tiene un inicio repentino, se necesitan años de daño para producir las cicatrices perjudiciales y muchos años de abusos para que el hígado deje de funcionar por completo y pasar por alto las condiciones subyacentes y la condición mortal. El tratamiento de la cirrosis puede ayudar a detener o ralentizar la progresión de la enfermedad. Durante la cuarta etapa de la cirrosis hepática, la insuficiencia hepática y otras complicaciones de la salud, pueden conducir finalmente a la muerte de la persona. Ahora que usted sabe, cómo la cirrosis del hígado y la muerte están estrechamente relacionados, no es necesario explicar la importancia de una prueba médica de rutina en su vida. Las pruebas de rutina ayudan a controlar la función del hígado y ayudarán a detectar un problema en una etapa temprana. La cirrosis, generalmente, se detecta durante las pruebas realizadas por algunos problemas de la salud. Un examen semestral de rutina puede ayudar a mejorar las posibilidades de la detección de la cirrosis en una etapa temprana. Diagnosis and Treatment of hepatic encephalopathy

    1 Médicos generales egresados de la Universidad Mayor de San Simón
    2 Médico del Instituto Gastroenterológico Boliviano Japones Procedencia y arbitraje: no comisionado, sometido a arbitraje externo.

    Recibido para publicación: 4 de junio del 2013
    Aceptado para publicación: 25 de junio del 2013 Citar como: Rev Cient Cienc Med 2013; 16(1): 35-39

    minocin 50 tabletas

    -La melancolía contrarresta el miedo -La tristeza contrarresta la ira

    -El miedo contrarresta el júbilo Además de las siete emociones clásicas, algunos médicos chinos consideran otras como el duelo, amor, odio y deseo. El duelo es similar a la tristeza. El “amor” se refiere al amor obsesivo o mal dirigido, como cuando una persona ama a alguien que le hace daño de manera continua. El odio es una emoción negativa similar a la ira. “Deseo” significa ansia excesiva, incluirlo como causa de enfermedad refleja la influencia taoísta, confucionista y budista en la medicina china. Las tres filosofías chinas consideran el deseo excesivo como la raíz de muchos problemas emocionales. Esa ansia excesiva sería un aspecto de la emoción de “júbilo” en la medicina china, hace que el fuego ministerial ascienda hacia arriba y hostigue a la mente (Shen).

    La definición de ira según la Real Academia Española (RAE):

    1. f. Pasión del alma que causa indignación y enojo.
    2. f. Apetito o deseo de venganza
    3. f. Furia o violencia de los elementos

    El término ira debe ser interpretado en sentido amplio incluyendo otros estados emocionales relacionados como el resentimiento, ira reprimida, sentirse agraviado, frustración, irritación, cólera, indignación o amargura. Si persiste durante mucho tiempo, puede afectar al Hígado y causar estancamiento de Qi de Hígado, estasis de la Sangre de Hígado, elevación del Yang de Hígado o reactivación del Fuego de Hígado. La ira suele causar elevación del Qi y aparición de muchos síntomas y signos de la cabeza y el cuello, como cefalea, acufenos, mareos, manchas rojas en la parte frontal del cuello, sed, sabor amargo y una lengua Roja, sobre todo en los lados.

    El efecto de la ira sobre el Hígado depende, por una parte de la reacción de la persona al estímulo emocional y, por otra, de los factores concurrentes. Si la ira es reprimida causará estancamiento del Qi de Hígado, mientras que si es expresada hará que el Yang de Hígado se eleve o el Fuego de Hígado se avive. En la mujer, el estancamiento de Qi de Hígado puede conducir con facilidad a estasis de la Sangre de Hígado. Si la persona sufre alguna deficiencia de Yin de Riñón (quizá por exceso de trabajo), experimentará elevación de Yang de Hígado. Por otro lado, si la persona tiene tendencia al Calor (quizá por consumo excesivo de alimentos calientes), tenderá a experimentar reactivación del Fuego de Hígado. La ira no siempre se manifiesta hacia fuera con brotes de cólera, irritabilidad, gritos, enrojecimiento facial, etc. Algunas personas pueden reprimir la ira durante años sin manifestarla nunca. La depresión de larga evolución se puede deber a esta ira reprimida o resentimiento. Puesto que la persona está muy deprimida, puede parecer sometida y pálida, caminar lentamente y hablar en voz baja, signos que se deben relacionar con depleción de Qi y Sangre derivada de la tristeza o el duelo. Sin embargo, cuando la causa de enfermedad es la ira en vez de la tristeza, el pulso y la lengua lo demostrarán con claridad: el pulso será lleno y de cuerda, y la lengua será roja con lados rojos y una saburra amarillenta seca. Este tipo de depresión se debe probablemente a resentimiento de larga evolución, muchas veces dirigido a un miembro de la familia.

    En algunos casos, la ira se disfraza de otras emociones, como culpabilidad. Algunas personas pueden albergar culpabilidad en su interior durante muchos años y no pueden o no quieren reconocerla: quizá empleen la ira como una máscara para su culpabilidad. Además, existen algunas familias en las que todos sus miembros están permanentemente enfadados, en estos casos la ira se usa como una máscara para ocultar otras emociones como culpabilidad, miedo, disgusto por sentirse controlado, debilidad o complejo de inferioridad. Cuando pasa esto, es importante comprender la situación ya que no es necesario tratar la ira sino la condición psicológica y emocional que hay detrás.

    En algunos casos, la ira puede afectar a órganos distintos del Hígado, en especial al Estómago. Esto se puede deber al estancamiento de Qi de Hígado que invade el Estómago. Ocurrirá con más frecuencia si la persona se enfada a la hora de comer, lo que puede suceder cuando las comidas familiares “se utilizan” para las broncas. También sucede cuando existe debilidad prexistente del Estómago, en cuyo caso la ira puede afectar sólo al Estómago, incluso sin afectar al Hígado. Si la persona se enfada con regularidad una o dos horas después de las comidas, la ira afectará más al Intestino que al Estómago. Por ejemplo, cuando la persona vuelve a un trabajo causante de estrés y frustración después de comer. Aquí el estancamiento de del Qi de Hígado invade el Intestino y causa dolor abdominal, distensión y alternancia entre estreñimiento y diarrea.

    Por último la ira también afecta, como todas las emociones, al Corazón. Si tenemos en cuenta los Cinco Elementos, el Hígado es la madre del Corazón y el Fuego de Hígado es transmitido con frecuencia al Corazón y eleva el Fuego de Corazón. La ira hace que el Corazón se llene de sangre. Con el tiempo, esto conduce a Calor en la Sangre que afecta al Corazón, y por tanto, a la Mente. La ira afecta al Corazón en particular cuando la persona está expuesta a un exceso de trabajo o prisa. Así, la ira puede causar estancamiento de Qi de Hígado o elevación de Yang de Hígado. Cuando se aconseja al paciente hacer frente a la ira, debe tenerse en cuenta que si la ira ha producido estancamiento de Qi de Hígado, puede ser útil expresarla. Sin embargo, si la ira ha dado lugar a elevación del Yang de Hígado, no suele ser útil expresarla ya que puede hacer que se eleve aún más el Yang de Hígado.

    Entre todas las emociones humanas, la ira es la más fácil de provocar pero la más difícil de controlar” Cheng Hao (1032-1085). El estancamiento del Qi no se debe siempre a la ira, y por tanto, puede afectar a órganos distintos del Hígado; en los problemas emocionales, el estancamiento de Qi puede afectar en especial a los Pulmones, Corazón y Bazo. La preocupación, la tristeza, el duelo y la culpabilidad pueden causar estancamiento de Qi en los Pulmones y/o el Corazón.

    Para diferenciar si el estancamiento de Qi se debe al Hígado o a otro órgano, a parte de la diferencia de los síntomas, el pulso es un factor diagnóstico importante. De modo general, si existe estancamiento de Qi de Hígado el pulso va a ser de Cuerda en todas las posiciones. Si se debe a estancamiento de otro órgano, el pulso sólo será de cuerda en la posición de ese órgano; además, puede ser Tenso y no de Cuerda. Por ejemplo, en el estancamiento de Qi de Pulmón, el pulso de Pulmón es con frecuencia ligeramente Tenso (el pulso de Pulmón se siente relativamente blando en condiciones normales y sólo necesita un cambio pequeño para convertirse en “Tenso”). Puntos utilizados en la ira:

    • 3H Taichong (descenso del Yang de Hígado, refuerza y armoniza Hígado y Vesícula Biliar)
    • 20 VB Fengchi (dispersión del viento, refrigeración del calor)
    • 19 DM Houding (regulación del Qi hepático)
    • 13 VB Benshen (apoyo y regulación del yin Hepático, dispersa el viento)
    • 7C Shenmen (calma la mente, descenso del yang. Tranquiliza el espíritu y la mente mediante el equilibrio vago-simpático)

    La definición según la RAE (del latín lubilum):

    1. m. Viva alegría y especialmente la que se manifiesta con signos exteriores.

    Un estado normal de júbilo, alegría, es un estado mental beneficioso que favorece el funcionamiento suave de los Órganos Internos y las facultades mentales. El capítulo 39 de las Preguntas sencillas dice: “El júbilo proporciona paz y relajación de la Mente, benificia el Qi Nutritivo y Defensivo, y hace que el Qi se relaje y se frene”. Por otra parte, el capítulo 2 dice: “El Corazón… controla el júbilo, el júbilo lesiona el Corazón, el miedo contrarresta el júbilo”.

    Lo que se entiende por “júbilo” como causa de enfermedad es un estado de excitación excesiva y ansia que puede lesionar el Corazón. Eso sucede en personas que viven en un estado de estimulación mental continua o de excitación excesiva. El “deseo” o ansia desmesurada es considerada una emoción negativa para las tres filosofías chinas principales: taoísmo, confucionismo y budismo. El deseo agita el Fuego Ministerial, que sobre estimula la Mente. El ansia es una causa emocional de enfermedad.

    En el capítulo 8 de las Preguntas sencillas dice: “El júbilo dispersa el Corazón y lo priva de su residencia”. El júbilo aumenta el tamaño del Corazón. Eso conduce a estimulación excesiva del Corazón que con el tiempo puede originar síntomas y signos de origen cardiaco. Las manifestaciones principales pueden ser palpitaciones, excitabilidad excesiva, insomnio, inquietud, verborrea y punta Roja en la lengua. El pulso es en los casos típicos lento (al contrario de lo que se pueda pensar, porque dilata el corazón y frena la circulación, frena el Qi y provoca deficiencia del Qi de corazón), ligeramente Desbordante pero Vacío en la posición distal izquierda.

    El júbilo de causa súbita también es causa de enfermedad. Por ejemplo, cuando se reciben buenas noticias inesperadas en determinada persona desencadena una crisis de jaqueca. En estos casos de júbilo súbito y excitación, el Corazón se dilata y se frena, con lo que el pulso será Lento y ligeramente Desbordante pero Vacío. Otro ejemplo de júbilo como causa de enfermedad es el de la carcajada súbita que desencadena un ataque cardiaco. Con este ejemplo también se confirma la relación existente entre el Corazón y la risa. Puntos utilizados en el júbilo como causa de enfermedad:

    • 7C Shenmen (calma la mente)
    • 7PC Daling (refrigeración y sedación: elimina o refresca calor-fuego del corazón, eliminación de presión en el pecho)
    • 19 Dm Houling (regulación del Qi hepático)
    • 15 RM Juiwei (refuerzo de Hígado, corazón y bazo)

    PREOCUPACIÓN

    Acción y efecto de preocupar o preocuparse (Del lat. praeoccupāre). 3. tr. Dicho de algo que ha ocurrido o va a ocurrir: Producir intranquilidad, temor, angustia o inquietud. U. t. c. prnl.

    La preocupación es una de las causas emocionales de enfermedad más común en nuestra sociedad. Los cambios sociales tan rápidos y radicales ocurridos en las sociedades occidentales durante las décadas pasadas han creado un clima de tal inseguridad en todas las esferas de la vida que muy pocas personas son inmunes a la preocupación. Por otro lado, existen personas con una desarmonía prexistente de los órganos internos que les hace más susceptibles o predisponentes a la preocupación incluso por incidentes menores de la vida. Muchas personas tienen un aspecto muy tenso y se preocupan con frecuencia. El interrogatorio exhaustivo sobre el trabajo y la vida familiar no suele descubrir nada. Simplemente se preocupan de forma excesiva por actividades banales de la vida diaria y tienden a hacerlo todo con prisas, como si les faltase tiempo. Esto se debe a una debilidad constitucional del Bazo, Corazón o los Pulmones, aislados o en combinación.

    La preocupación produce nudos en el Qi, lo que significa que causa estancamiento del Qi y afecta tanto a los Pulmones como al Bazo; a los Pulmones porque cuando la persona está preocupada su respiración es superficial, y al Bazo porque ese órgano es responsable del pensamiento y las ideas. La preocupación es la contrapartida patológica de la capacidad del Bazo para la concentración y el enfoque. En el capítulo 8 del Eje espiritual dice: “En el caso del Bazo, la preocupación excesiva lesiona el intelecto Yi”.

    En muchos casos, la preocupación puede afectar también al Hígado directamente causando estancamiento de Qi de Hígado o elevando el Yang de Hígado. En ambos casos, cuando la preocupación afecta al Hígado, se manifiesta en los músculos de los hombros y causa rigidez y dolor del trapecio. Los signos y síntomas causados por la preocupación varían según si afecta a los Pulmones o al Bazo. Si afecta a los Pulmones causará una sensación de incomodidad en el tórax, disnea ligera, tensión de los hombros, a veces tos seca y una complexión pálida.

    La posición distal derecha profunda del pulso (correspondiente a los Pulmones) puede revelar un pulso ligeramente Tenso o de Cuerda, lo que indica la acción causante de nudos de la preocupación sobre el Qi. En condiciones normales el pulso en la posición de Pulmón debe sentirse relativamente blando en relación con las otras posiciones del pulso. Si la preocupación afecta al Bazo puede causar falta de apetito, molestia epigástrica ligera, algún dolor y distensión del abdomen, cansancio y una complexión pálida. La posición media derecha profunda se sentirá ligeramente Tensa pero Débil. Si la preocupación afecta también al Estómago (como sucede cuando nos preocupamos en a las horas de las comidas), el pulso en posición de Bazo puede ser Tenso pero Vacío.

    que es minocin capsulas

    Artículo II. – 7-9 puntos (la llamada clase B) – subcompensated; Artículo III. – 10-15 puntos (pertenece a la clase C) – descompensada.

    La cirrosis hepática es significativamente diferentes factores clínicos y pronósticos de la fibrosis hepática y hepatitis crónica. Él está siendo desarrollado como resultado de la intoxicación por alimentos o venenos hepatotrópicos ocupacionales (toxicidad aguda o crónica). Estos incluyen el alcohol, venenos de hongos, venenos industriales en trabajos peligrosos, ciertos medicamentos. La inflamación de las células del hígado conduce a la necrosis, es decir. La muerte E.

    El resultado es la insuficiencia hepática, se desarrolla en la hepatitis crónica. Y si se convierte en crónica, por lo general es el desarrollo de la cirrosis. La sintomatología tóxica cirrosis hepática

    Cuando la toxicidad hepática muestran los siguientes síntomas: – pesadez en el cuadrante superior derecho;

    – deterioro de todo el organismo. Cuando la cirrosis hepática tóxica con sí sola no puede neutralizar y excretar toxinas. Entrar en el torrente sanguíneo, que afectan al sistema nervioso, causando discapacidad mental. Acelerar la lesión tóxica puede factores tales como:

    – una gran cantidad de alimentos grasos en la dieta; – penetración en el cuerpo de varios venenos, como el tráfico de drogas;

    – enfermedad aguda o crónica existente. Las principales manifestaciones de la cirrosis descompensada incluyen insuficiencia hepatocelular, ascitis, hipertensión portal. Tras la compresión de los vasos sanguíneos en el hígado es una violación del flujo sanguíneo de la arteria hepática y la microcirculación de todo el órgano. La sangre se lanza en la vena porta, causando hipertensión portal. En las primeras etapas de la cirrosis del hígado se incrementa, su superficie se vuelve irregular. Observada color de la piel ictérica, ascitis, aumento de los niveles de bilirrubina en la sangre, peso reducido, desarrollar trastornos psiquiátricos.

    Cirrosis descompensada del hígado que se manifiesta en una variedad de complicaciones que amenazan la vida. La última etapa de la cirrosis hepática

    Cualquiera que sea la forma de la enfermedad puede ser, la última etapa se caracteriza por una clara manifestación de signos de insuficiencia hepática, así como complicaciones tales como: – úlcera gástrica y úlcera duodenal;

    – encefalopatía hepática, que puede resultar en coma hepático; La cirrosis del hígado. Pronóstico

    Muchas personas que habían encontrado la última etapa de la cirrosis hepática, preocupados por la longevidad. ¿Cuál será el veredicto de los médicos? Caracterizado la última etapa de la cirrosis hepática de otros en que el propio hígado se redujo drásticamente en tamaño. Sangrado en el estómago de un coma hepático son las principales causas de muerte. Cómo muchos viven con cirrosis es difícil de decir. Esto depende en gran medida de la precisión de las instrucciones del médico, así como el estilo de vida del paciente, el trabajo en entornos peligrosos.

    Vive un par de años después del diagnóstico de la enfermedad, otros viven hasta la vejez. Cómo tratar la cirrosis hepática

    En la identificación de los diversos síntomas de insuficiencia hepática debe ir inmediatamente al hospital en busca de ayuda. En función de la evolución de la enfermedad el médico le recetará un tratamiento hospitalario o ambulatorio, así como la entrega directa de los análisis necesarios. En los casos de envenenamiento tóxico, coma hepático o hemorragia gástrica necesitan entrenador llamado urgente "Ambulancia"CT Esto plantea una amenaza a la vida. En otros casos, – caminata a la clínica, no se desanime. Si la última etapa de la cirrosis hepática se produce como consecuencia del abuso de alcohol, se deben eliminar estos factores patológicos. Mostrando vitamina, dieta equilibrada (dieta prescrita №5), recibiendo los medicamentos recetados.

    CENAC es una escuela de Barcelona en la que se imparten Naturopatía, Medicina Tradicional China (MTC) y Técnicas Manuales. Aquí aprendí que la MTC es mucho más Acupuntura. 1. Hipertensión Portal (HTP)

    Una vena porta (VP) sana mide menos de 8mm de radio, mientras que una VP enferma mide más de 12mm. Este aumento de tamaño radial tan notable se ve favorecido por el hecho de que las venas son distensibles. Se produce, por un lado, por el encharcamiento de dicha VP y, por el otro, por los movimientos de descenso del diafragma al respirar.
    La VP se encharca porque el hígado fibrosado y abollado dificulta la entrada de sangre que la VP le trae. Y la sangre se acumula en la propia VP, presionando en sus paredes distensibles.


    Con la inspiración respiratoria, el diafragma desciende y hace presión sobre el hígado, que también desciende. A su vez, durante su descenso, el hígado también ejerce presión sobre la VP y participa en su ensanchamiento.La HTP provoca: 1.1. Esplenomegalia e hiperesplenismo

    La esplenomegalia es el encharcamiento de la vena esplénica (VE) del bazo, de modo que drena menos sangre de la que recibe. A la larga desencadena una ascitis. El hiperesplenismo es el aumento del tamaño del bazo, que tiene sangre “secuestrada” o almacenada. Esto conlleva la PLAQUETOPENIA inherente a todas las cirrosis. En tales condiciones, las plaquetas viven menos de 14 días porque el bazo, que tiene sangre “secuestrada”, las destruye sin darles tiempo a circular por el organismo.

    Es la acumulación de líquido libre en la cavidad abdominal (dentro de la bolsa peritoneal). Es consecuencia del encharcamiento previo de la VP y de la VE (esplenomegalia). Hay edema (hinchazón por líquido) y trasudado del intestino.El trasudado es la secreción de líquido por los poros de los capilares. Dicho líquido se vierte en la bolsa peritoneal. Los capilares afectados trasudan más porque, dada la insuficiencia hepática, hay una HIPOPROTEINEMIA (hay un número insuficiente de proteínas en sangre que puedan retener el líquido dentro de los vasos. 1.3. Varices esofágicas

    Tod@s tenemos pequeños “troncos venosos”, que por lo general no se usan, que van de la VP a la vena cava. Transitan entre el esófago y su mucosa. En condiciones normales, estos troncos están vacíos y, en una gastroscopia, el color de la mucosa es rosado.
    En las personas afectadas de cirrosis, los troncos están llenos de sangre. Son la primera causa de muerte en estos pacientes, pues en un SHOCK HIPOVOLÉMICO se rompen… y recordemos que los enfermos de cirrosis padecen plaquetopenia!!


    Es importante preveer estas varices. Por ello es aconsejado someter a los pacientes a una gastroscopia cada 6 meses. Si las varices ya han aparecido hay que determinar en qué grado se encuentran. Un grado 4 significa que el riesgo de rotura es elevado.
    2. Encefalopatía hepática

    minocin y el acne

    Se refiere a los tumores cancerosos del sistema inmunológico que algunas veces se detectan en la pared del estómago. Éstos son responsables de aproximadamente 4% de los cánceres del estómago. El pronóstico y el tratamiento dependen de si el linfoma es agresivo o es un linfoma MALT de crecimiento lento. Para obtener más información, consulte el documento sobre linfoma no-Hodgkin de la Sociedad Americana del Cáncer. Estos tumores son poco comunes que parecen originarse de las células de la pared del estómago llamadas células intersticiales de Cajal. Algunos son no cancerosos (benignos), mientras que otros son cancerosos. Aunque estos cánceres no pueden ser encontrados en ningún lugar del tracto digestivo, la mayoría (70%) ocurre en el estómago. Si desea más información al respecto, consulte el documento “Tumores del estroma gastrointestinal” de la Sociedad Americana del Cáncer.

    Éstos son tumores que se originan de células productoras de hormona del estómago. La mayoría de éstos no se propaga a otros órganos. Los tumores carcinoides son responsables de aproximadamente 3% de los tumores cancerosos del estómago. Úlcera Gastroduodenal: Las úlceras son heridas que se producen en la mucosa del estómago o el duodeno, a raíz de un aumento de las secreciones gástricas estimuladas por tensiones nerviosas, bebidas alcohólicas, ajetreo de la vida moderna y comidas abundantes o condimentadas.

    Son cinco los tipos de cáncer del intestino delgado. Los tipos de cáncer que se encuentran en el intestino delgado son; adenocarcinoma, sarcoma, tumores carcinoides, tumor estromal gastrointestinal y linfoma. Veremos el adenocarcinoma y el leiomiosarcoma (un tipo de sarcoma). El Adenocarcinoma: Se origina en las células glandulares del recubrimiento del intestino delgado y es el tipo más común de cáncer del intestino delgado. La mayoría de estos tumores afectan la sección del intestino delgado próxima al estómago. Suelen crecer y bloquear el intestino.

    El Leiomiosarcoma: Se inicia en las células musculares lisas del intestino delgado. En su mayoría, estos tumores se manifiestan en la sección del intestino delgado próxima al intestino grueso. Colon Irritable: Es un trastorno de consulta muy frecuente en la actualidad. Consiste en una alteración motora del tubo digestivo como resultado de cuadros tensiónales, angustia y estrés. Se caracteriza por dolor o malestar abdominal que habitualmente se alivia después de las defecaciones, y que es más frecuentemente percibido en la parte inferior izquierda del abdomen, e incluso, en algunos, casos irradiados hacia la espalda. Hay alteraciones en el hábito intestinal, pudiéndose presentar estreñimiento, diarrea o episodios alternados de ambos. Es usual además que se presenten deseos de evacuación intestinal después de comer, aumento en la producción de gases e hinchazón abdominal. Aunque no se conoce el origen específico de esta alteración en la motilidad digestiva, se relaciona estrechamente con el aumento del estrés.

    Cáncer del Colon: El cáncer del colon o el recto también se conoce como cáncer colorrectal. Si se detecta anticipadamente, con frecuencia es curable. Es más común en las personas mayores de 50 años de edad y el riesgo aumenta con la edad. Se es más propenso a presentar un cáncer colorrectal si se tiene: Pólipos: crecimientos de tejido dentro del colon y el recto que pueden tornarse cancerosos

    Antecedentes familiares o personales de cáncer colorrectal Colitis ulcerativa o enfermedad de Crohn

    Los síntomas pueden incluir sangre en las heces, heces más delgadas, cambios en los hábitos intestinales y malestar estomacal general. Sin embargo, es posible no presentar síntomas en sus inicios, de modo que las pruebas de detección son importantes. Todas las personas mayores de 50 años de edad deben someterse a un estudio para descartar el cáncer colorrectal. El tratamiento incluye cirugía, quimioterapia, radiación o una combinación de todas. Cáncer del Ano o Anal: El cáncer anal es un tipo raro de cáncer. El ano es por donde las heces se expulsan del cuerpo cuando usted va al baño. Está formado por las capas externas de la piel y el extremo del intestino grueso. El cáncer anal es una enfermedad en la cual se forman células cancerígenas en los tejidos del ano.

    Los síntomas incluyen hemorragia, dolor o abultamientos en la zona anal. La picazón y las secreciones también pueden ser señales de un cáncer anal. Los posibles tratamientos incluyen radiación, quimioterapia y cirugía. El tratamiento dependerá si el tumor se ha diseminado y del tipo, el tamaño y la ubicación del mismo. Hemorroides; las hemorroides son venas hinchadas en el recto o ano. El tipo de hemorroide depende de dónde ésta ocurre.

    Las hemorroides internas involucran las venas dentro del recto. Las hemorroides internas usualmente no duelen pero pueden sangrar sin ocasionar dolor. Las hemorroides prolapsadas pueden estirarse hacia abajo hasta salirse del ano. Una hemorroide prolapsada puede volver a invaginarse dentro del recto por cuenta propia, o se puede empujarla cuidadosamente de vuelta hacia adentro.

    Las hemorroides externas ocurren en las venas afuera del ano. Pueden dar comezón o doler y algunas veces pueden rajarse y sangrar.
    Si se tiene una hemorroide se puede sentir un abultamiento sensible al tacto en el borde del ano. También es posible que se vea sangre en el papel higiénico o en el inodoro después de tener una evacuación intestinal. Las hemorroides son por causa del aumento en la presión de las venas del ano o del recto. Una de las principales causas es hacer esfuerzo cuando está tratando de tener una evacuación intestinal (defecar). Esto puede ocurrir si se está constipado o si se tiene diarrea. También puede que ocurran si se sienta en el inodoro durante mucho tiempo. Las hemorroides también pueden ser por causa de la obesidad, de levantar objetos pesados o de cualquier otra actividad que se tenga que hacer esfuerzo.

    El hígado ayuda al organismo a digerir los alimentos, almacenar energía y eliminar las toxinas. La hepatitis es la inflamación del hígado que impide su buen funcionamiento. Puede llevar a la escarificación, denominada cirrosis, o a un cáncer. Los virus causan la mayoría de los casos de hepatitis. El tipo de hepatitis recibe su nombre de acuerdo con el virus que la produjo; por ejemplo, hepatitis A, hepatitis B o hepatitis C. El consumo de drogas o alcohol también puede provocar una hepatitis. En otros casos, el organismo ataca equivocadamente sus propios tejidos. Se puede ayudar a prevenir algunas formas virales mediante la vacunación. Algunas veces, la hepatitis desaparece espontáneamente. Si no sucede así, puede tratarse con fármacos. Algunas otras veces, la hepatitis dura toda la vida.

    Algunas personas que tienen hepatitis no presentan síntomas. Otros pueden presentar: Orina oscura y evacuaciones de coloración pálida

    Ictericia, tonalidad amarilla de la piel y los ojos La cirrosis es el conjunto de cicatrices en el hígado. El tejido cicatricial se forma por lesiones o enfermedades prolongadas. El tejido escamoso no puede hacer lo que hace el tejido hepático sano: producir proteínas, ayudar a combatir las infecciones, limpiar la sangre, ayudar a digerir los alimentos y almacenar energía. La cirrosis puede conducir a:

    Ocurrencia de hematomas o hemorragias con facilidad o sangrado nasal Hinchazón del abdomen o las piernas

    Sensibilidad adicional a las medicinas Aumento de la presión en la vena que penetra en el hígado

    Venas dilatadas en el esófago y el estómago La cirrosis puede tener muchas causas. Las causas más comunes son el alcoholismo crónico, la hepatitis, etc. Nada hará desaparecer el tejido escamoso, pero tratar la causa puede evitar que empeore la enfermedad. Si se forma demasiado tejido escamoso, es posible que quizá deba pensar en un trasplante de hígado.
    Carcinoma hepatocelular

    Aproximadamente 5 por ciento de las personas con cirrosis desarrolla cáncer de hígado. Nombres Alternativos: Cáncer del hígado; Cáncer hepático; Carcinoma primario de las células del hígado; Tumor del hígado.

    El carcinoma hepatocelular es responsable del 80 a 90% de todos los tipos de cáncer del hígado. Su incidencia es más frecuente en los hombres que en las mujeres, generalmente en personas entre los 50 y los 60 años de edad. La causa del cáncer del hígado generalmente es cirrosis (cicatrización del hígado). La cirrosis puede ser causada por hepatitis viral (especialmente hepatitis B y C), consumo excesivo de alcohol (la causa más común de cirrosis), hemocromatosis, ciertas enfermedades autoinmunitarias del hígado y otras patologías que ocasionan inflamación hepática crónica.

    noticias finasteride